DINERO dólar > Martín Guzmán > Clarín

DEFAULT EN PESOS

Dólar: Desesperado, Martín Guzmán salió a pegarle a Clarín

En la cuerda floja, el ministro de Economía, Martín Guzmán, comienza una semana clave por el dólar, que podría llevárselo puesto.

En medio de un panorama muy preocupante de cara al segundo semestre por el tipo de cambio y la inflación, el funcionario intenta calmar al mercado declarando en cada oportunidad que la Argentina no va a defaultear la deuda en pesos (como ya lo hizo veces anteriores) y le pide a Juntos por el Cambio que sus principales referentes y asesores económicos también lo hagan.

Primero, acusó en off a economistas opositores de haber deslizado en reuniones con fondos de inversión que se deberá reestructurar la deuda en moneda local y que, incluso, hay serias dudas si eso no lo tendrá que hacer este mismo gobierno antes de terminar.

Luego, salió a cruzar al portal Clarín por una nota titulada "Tensión financiera: Martín Guzmán no viajó a Canadá y el Banco Central subiría las tasas", cuyo copete advierte:

La semana pasada el dólar CCL que utilizan las empresas pasó de $ 210 a $ 227, cayeron los bonos y el riesgo país se mantuvo en 2.044 puntos básicos. El objetivo de Guzmán es evitar un default de la deuda en pesos La semana pasada el dólar CCL que utilizan las empresas pasó de $ 210 a $ 227, cayeron los bonos y el riesgo país se mantuvo en 2.044 puntos básicos. El objetivo de Guzmán es evitar un default de la deuda en pesos

"Yo no suspendí el viaje. La empresa canceló el vuelo y no llegaba al Foro de Minería. Asistiré de forma virtual. Y en cuanto a la barbaridad de defaultear deuda en pesos: nuestro Gobierno jamás haría eso. El crédito en la moneda propia es un pilar de Estado soberano", dijo el ministro desde su cuenta en Twitter.

BCRA
Dólar vs. inflación en la City Porteña pero el problema es la grieta.

Dólar vs. inflación en la City Porteña pero el problema es la grieta.

¿Más tasa del BCRA? No hay peor ciego que el que no quiere ver

En tanto, Guzmán intentó instalar de antemano -sin éxito- que tras conocerse el dato de inflación de mayo el próximo martes 14/06, iba a subir la tasa de interés otros 200 puntos básicos.

Pero hay un problema, que genera aún más preocupación: ¿para qué subir la tasa cuando, en realidad, los fondos huyen por otro motivo? Otra vez, la lectura que hace Hacienda de lo que está pasando es errada.

El analista de mercados, Christian Buteler, planteó: "Si el BCRA vuelve a subir las tasas y la inflación está en baja (lento pero ya lejos del 6.7%), ¿qué crees que pasará con los bonos que ajustan por cer? ¿Qué sentido tiene sostener la deuda que ajusta por cer y al mismo tiempo seguir subiendo la tasa de política monetaria?".

"La tasa de política monetaria debe ser determinada por la inflación futura y no la pasada. TPM 61.7% TEA, en el actual contexto de baja de inflación mes a mes con junio proyectando menos de 5%, no sería necesario seguir subiendo las tasas. Mejor empiecen a recortar los gastos", insistió.

El punto es si el Frente de Todos está en condiciones de sufrir más recortes de partidas presupuestarias a gobernaciones, municipios y piqueteros.

"Hay un dilema terrible para el BCRA: Si sube la tasa para absorber fondos y esterilizar su propia emisión, está diciendo que en el futuro habrá de emitir aún más para pagar esa tasa. Si no la sube, espanta a los ahorristas que ven licuar su capital. Las emisiones de deuda del Tesoro son a tasas cada vez más altas, indexadas o acompañando la inflación. Si no lo hace no puede financiar su déficit, pero esa tasa alta hará que el costo de atender esa deuda futura sea también más alto. De todos modos, para el Tesoro es un problema más político ya que si fuera reduciendo el gasto, eventualmente el endeudamiento dejaría de crecer", graficó la economista Diana Mondino a Ámbito Financiero.

"Sean en pesos o dólares el ahorro está muy restringido en Argentina, con pocas opciones de inversión. Una tasa de interés más elevada que acompañe la inflación simplemente mantendría el valor del dinero, y en algo morigeraría la estampida hacia bienes para evitar tener liquidez que se desvaloriza. Una tasa negativa contribuye a la inflación, ya que no hay demanda de pesos para ahorrar", agregó.

En cuanto a la actividad económica, Mondino afirma que "tiene más vigor" pero "es difícil pensar que haya inversiones en mayor capacidad y por lo tanto crecimiento. Es otro dilema para el Ministro de Economía: con una tasa más alta es aún más difícil que haya proyectos atractivos. De todos modos, creo que en Argentina el principal obstáculo es la incertidumbre política, más allá de cualquier nivel de tasa", cerró.

Se viene otro segundo semestre para el olvido.

Más contenido en Urgente24

Pánico en El Trece: Filtraron la final y se hundió el rating

No fue la noche que esperaba Javier Milei

Mitre y Eduardo Feinmann descorchan: CNN Radio no levanta

Alerta amarillo y tormentas: Cómo estará el clima en la semana

Un vuelo cargado de dudas y muchas sospechas

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario