OMNI dosis de refuerzo > tercera dosis > Pfizer

MAYORES DE 60

La dosis de refuerzo de Pfizer brinda 4 veces más protección

Los datos alientan a los impulsores de las dosis de refuerzo en medio de la propagación de la variante Delta y en abierta oposición al pedido de la OMS.

Un estudio del Ministerio de Salud de Israel encontró que la tercera dosis de refuerzo de la vacuna Pfizer/BioNTech brinda cuatro veces más protección contra la infección que las dos primeras dosis, en personas de 60 años o más.

Los hallazgos están en línea con las estadísticas que informó la semana pasada la proveedora de atención médica Maccabi.

Los datos recientes alientan a los impulsores de la tercera inyección en medio de la propagación de la variante Delta y en abierta oposición al pedido de la Organización Mundial de la Salud (OMS) de demorar la aplicación de los refuerzos.

Según el gobierno israelí, la inmunidad ha disminuido con el tiempo, tanto en personas mayores como en jóvenes. La mayoría de las personas vacunadas que enfermaron gravemente en Israel tenían más de 60 años y padecían problemas de salud subyacentes.

Además, Pfizer había comunicado en julio que la eficacia contra la COVID-19 sintomática de su vacuna disminuyó con el tiempo, de 96% tras dos meses a un 84% a los seis meses.

Tercera dosis de refuerzo

Los datos sobre la tercera dosis habían sido presentados en una reunión de expertos en vacunación el jueves pasado, pero ayer domingo (22/8) fueron subidos a su sitio web de público acceso.

De acuerdo a las conclusiones, el nivel de protección para personas mayores de 60 años fue de cinco a seis veces más después de 10 días respecto a enfermedades graves y la hospitalización.

Israel autorizó las dosis de refuerzo para personas de 60 años o más a fines de julio y redujo la edad de elegibilidad a 40 años la semana pasada.

De hecho, el primer ministro Naftali Bennett, de 49 años, recibió su dosis de refuerzo de Pfizer el viernes.

Israel continúa con la campaña de las terceras inyecciones a pesar de que la OMS ha criticado a los países ricos por seguir adelante con sus planes, mientras que gran parte de las poblaciones más pobres del mundo aún no han recibido las primeras dosis.

Otros países optaron por alinearse con la recomendación de la OMS y solo aplicar los refuerzos a personas inmunodeprimidas. Estados Unidos, por ejemeplo, empezó por la población con sistemas inmunes débiles pero planea ofrecerlos a la población general a fines de septiembre.

Luchando contra un brote de la variante Delta desde junio, Israel tiene actualmente una de las tasas de infección per cápita más altas del mundo. Alrededor de 1,5 millones de personas de los 9,3 millones de habitantes del país han recibido la tercera dosis de refuerzo.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario