OMNI Tratamiento para COVID-19 > anticuerpos > llamas

NUEVO ENFOQUE

Tratamiento para COVID-19: ¿Anticuerpos derivados de llamas?

Científicos investigaron un tipo de anticuerpos derivados de las llamas como potencial tratamiento para COVID-19. Esperan que producirlos sea simple y rentable.

En la carrera por descubrir un tratamiento para COVID-19, se ha recurrido al uso de anticuerpos de personas que se han recuperado de la enfermedad. Aunque es un enfoque confiable, suele ser difícil de fabricar y caro. Por eso, científicos exploraron anticuerpos de las llamas.

Los miembros de la familia de los camélidos, que incluye camellos, llamas y alpacas, producen anticuerpos únicos llamados nanoanticuerpos: se trata de moléculas extremadamente pequeñas, robustas y estables que se unen a objetivos específicos.

Esta característica los hace ideales para muchas vías de investigación, especialmente aquellas que involucran la detección y neutralización de virus.

Los autores de la nueva investigación pusieron foco en los nanoanticuerpos de una llama llamada Fifi.

image.png

Anticuerpos de llamas

Los científicos inyectaron a Fifi una bioproteína purificada que no le causó la enfermedad de COVID-19 pero que impulsó a su sistema inmunológico a producir nanoanticuerpos. Luego extrajeron estas moléculas con una pequeña muestra de sangre.

El equipo aisló cuatro nanoanticuerpos diferentes y los designó como C5, F2, H3 y C1. Las pruebas de laboratorio mostraron que cada uno de estos se unieron a distintas ubicaciones en la proteína espiga ("Spike" o "de pico").

Los investigadores observaron una inhibición completa de la infección viral con el C5. Luego procedieron a probarlo en hámsers.

Trataron a seis con una inyección del nanoanticuerpos trímero C5 y otros seis sirvieron de control porque no recibieron tratamiento.

Hacia el día 7, los seis hámsteres del grupo tratado con nanoanticuerpos habían perdido significativamente menos peso y tenían una infección pulmonar muy limitada, a diferencia del grupo control.

En efecto, probaron que de esta forma se promueve una recuperación más rápida de la infección. Los autores creen que esto podría deberse a que para los nanoanticuerpos fue más fácil para llegar al sitio de la infección: los pulmones.

Ahora el equipo avanzará probando el tratamiento para COVID-19 en otros animales y luego en humanos. Estiman que será efectivo contra las nuevas variantes y más económico que otros métodos terapéuticos.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario