FOCO Masacre de Flores > incendio > Matías Bagnato

A 28 AÑOS

Cómo y cuándo fue la Masacre de Flores

Cinco personas murieron en la Masacre de Flores ocurrida el 17 de febrero de 1994 y el homicida ya cumplió su condena, pero seguirá preso.

La Cámara de Casación volvió a rechazar este lunes un pedido de la defensa de Fructuoso Álvarez González por considerarlo inadmisible para que sea excarcelado tras haber cumplido su pena y el autor material de la Masacre de Flores seguirá en la cárcel por haber cometido uno de los peores homicidios de la historia argentina que incluyó la muerte de casi toda una familia, un amigo del círculo íntimo y un solo sobreviviente como Matías Bagnato. ¿Qué pasó el 17 de febrero de 1994?

Para entender lo que ocurrió en la madrugada de ese día, hay que remontarse al contexto. Álvarez González había sido socio de José Bagnato en una fábrica y le reclamaba una deuda de U$S 180.000 dólares por su participación y por la que mantenía amenazada a toda su familia.

Meses antes del crimen, la abuela de la familia fue citada por el asesino, se negó a firmar un papel que avalaba una deuda mayor y la golpeó hasta terminar abusando sexualmente de ella.

Estas situaciones motivaron una serie de denuncias radicadas en la comisaria 38 de la Policía Federal y Álvarez González los advirtió:

Levanten la denuncia porque los quemo a todos Levanten la denuncia porque los quemo a todos

El 16 de febrero, la abuela de la familia partió a la mañana rumbo a Mar del Plata y se salvó de la masacre acontecida en la madrugada del día siguiente.

El testigo Norberto Corda -clave para la conclusión del caso- salió a las 3 de la mañana de su casa para fumar cuando observó una cupé Renault Fuego que se había detenido en la esquina de Baldomero Fernández Moreno y Pumacahua. El único ocupante del rodado miraba hacía la casa de los Bagnato. Era Fructuoso Álvarez González, quien había arrojado dos bidones con fósforo líquido hacia la vivienda e inició el incendio.

"Me desperté casi asfixiado. No podía respirar. Me levanté sobresaltado y caminé hacia la habitación de mi hermano Fernando. Salía una llama por debajo de la puerta. Cubrí mi cara con una remera y abrí la puerta. La llamarada me tiró al piso. Se me prendía fuego el pelo y me quemaba un brazo. Aturdido, busqué a mi hermano y fui a la pieza de mis padres. El fuego había tomado el techo y el placard. Entonces les grité a mis padres que salieran. 'No vengan a mi cuarto. Yo puedo salir solo. Estoy bien'. Les grité a todos, los nombré uno por uno, una y otra vez", contó Matías Bagnato, único sobreviviente.

Matías Bagnato.webp

Instantes después, Corda esperó a la huida del homicida para socorrer a quién lo necesitará y pedir auxilio en todas las direcciones. Gracias a él, Bagnato está vivo.

Tiempo atrás, el hombre que, en ese momento, tenía 15 años narró en diálogo con La Nación: "Cuando me asomé a la ventana, pude ver a mi vecino Norberto Corda. Me estaba quemando. Sentía el fuego en la espalda. Intenté saltar hasta un cantero que había en la vereda. Pero Corda me advirtió que no lo hiciera porque estaba todo rociado de líquido inflamable. Entonces, entre él y un policía me guiaron hasta la terraza de la casa vecina".

Producto del incendio, fallecieron el matrimonio integrado por José Bagnato (42), Alicia Plaza (40), los hijos de ambos, Fernando (14) y Alejandro (9) y un amigo de este último, Nicolás Borda (11), quien era la primera vez que se quedaba a dormir en una casa ajena.

En este sentido, Bagnato detalló, a partir de lo que arrojó la causa, cómo vivieron los momentos previos a sus fallecimientos:

"El cuerpo de mi madre fue hallado en el baño, dentro de la bañera, junto con el de mi hermano Fernando. La encontraron con el teléfono celular en la mano; trataba de llamar a los bomberos. Fue una leona tratando de salvar a sus cachorros. Mi padre falleció al lado de la reja de la ventana, cuando intentaba arrancarla para poder salvar a su familia. Mientras que Alejandro y Nicolás murieron asfixiados por el humo. Ellos estaban en la misma habitación". "El cuerpo de mi madre fue hallado en el baño, dentro de la bañera, junto con el de mi hermano Fernando. La encontraron con el teléfono celular en la mano; trataba de llamar a los bomberos. Fue una leona tratando de salvar a sus cachorros. Mi padre falleció al lado de la reja de la ventana, cuando intentaba arrancarla para poder salvar a su familia. Mientras que Alejandro y Nicolás murieron asfixiados por el humo. Ellos estaban en la misma habitación".

Masacre de Flores: Batalla judicial, extradición a España y amenazas

Después de la Masacre de Flores, Bagnato se acercó a la seccional policial y, ante la pregunta del comisario Arístides Agostini sobre quién podría haber causado estos homicidios, él hizo hincapié en las denuncias previas.

"Primero, me dijo que no había constancia. Cuando le recordé el nombre de mi padre, pareció recuperar la memoria y, de repente, aparecieron todas las exposiciones hechas contra Álvarez González", declaró Bagnato, quien impulsó la Ley 27.372 de Derechos y Garantías de las Personas Víctimas de Delitos para la creación del Centro Nacional de Asistencia para estas personas junto a otros familiares de víctima de la tragedia de Once o Carolina Píparo, entre otros ciudadanos.

El único acusado fue condenado a prisión perpetua en 1995 por el Tribunal Oral N° 12, pero en 2004 fue extraditado a España para cumplir su condena allí por ser ciudadano de ese país. Sin embargo, los tribunales españoles decidieron el 22 de noviembre de 2008 convertir la condena inicial a 20 años de cárcel, el equivalente español a nuestra pena máxima. De esta forma, Álvarez González quedó libre anticipadamente.

Fructuoso Álvarez.webp
Fructuoso Álvarez González es el autor material de la Masacre de Flores.

Fructuoso Álvarez González es el autor material de la Masacre de Flores.

Un año después, regresó a la Argentina sin ningún problema en su ingreso, debido a que había cumplido su condena. Luego de ser rechazado por su propia familia, volvió a amenazar a la única víctima que no pudo matar. Matías Bagnato -con pleno desconocimiento de su libertad- recibió una llamada intimidatoria a las 3.30 de la madrugada, mismo horario que comenzó el incendio, por parte de Álvarez González. Con las pruebas sobre la mesa, fue detenido nuevamente en 2011.

El hombre que perdió a toda su familia en el incendio cuenta el temor que lo atraviesa de que esta persona quede libre y salde su deuda de la Masacre. Además, los informes psicológicos son concluyentes:

Nos encontramos frente a un sujeto que ha sido evaluado en reiteradas oportunidades a lo largo de toda su condena, destacando su personalidad psicopática. Por lo tanto, su pronóstico de reinserción social es desfavorable. Nos encontramos frente a un sujeto que ha sido evaluado en reiteradas oportunidades a lo largo de toda su condena, destacando su personalidad psicopática. Por lo tanto, su pronóstico de reinserción social es desfavorable.

Más contenido en Urgente24:

Hiperinflación: El mensaje de Nicolás Dujovne al Gobierno

Gasoil: Promesa de YPF, 'camionazo' y caos de tránsito

'Lo peor' se acerca: El estancamiento del segundo semestre

Texas macabro: Republicanos convocan a latinos

Con Alberto en el G7, Argentina e Irán formalizan BRICS

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario