MUNDO Antony Blinken > Serguéi Lavrov > Kiev

"TAMBORES DE GUERRA"

Tras Kiev, Antony Blinken se encontrará con Serguéi Lavrov

Actualmente está en Kiev, pero el viernes, Antony Blinken se reúne con su homólogo ruso Serguéi Lavrov. Occidente cree que Rusia podría invadir Ucrania inminentemente.

El viernes 21/1, tras su paso por Kiev y Berlín, el secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, se encontrará con el ministro de Relaciones Exteriores ruso, Serguéi Lavrov, en Ginebra, dijo ayer martes a los periodistas un alto funcionario del departamento de Estado.

La gira tiene lugar en un momento de máxima tensión: los países occidentales, explica France24, consideran que existe una amenaza inminente de invasión rusa a territorio ucraniano.

Hoy miércoles, Blinken se encuentra en Ucrania para tratar la amenaza rusa. En rueda de prensa conjunta con su homólogo ucraniano, Dmitri Kuleba, el jefe de la diplomacia estadounidense advirtió que Rusia ha desplegado "casi" 100.000 soldados en la frontera con Ucrania y que podría "duplicar" su presencia militar en "poco tiempo":

Rusia ha desplegado casi 100.000 soldados en la frontera ucraniana, que puede duplicar en, relativamente, poco tiempo. Rusia ha desplegado casi 100.000 soldados en la frontera ucraniana, que puede duplicar en, relativamente, poco tiempo.

Reunión con Lavrov

La del viernes será la primera reunión de alto nivel entre Estados Unidos y Rusia desde los compromisos diplomáticos de la semana pasada que no lograron avances, explica la CNN.

Los dos cancilleres hablaron por teléfono este martes y el alto funcionario del departamento de Estado que anunció el encuentro dijo que fue “en el contexto de esa conversación” que acordaron reunirse en persona.

El hecho de que Blinken y Lavrov se reúnan este viernes “sugiere que quizás la diplomacia no está muerta”, dijo el funcionario.

“El secretario (de Estado) Blinken está comprometido en un 150% para ver si hay una vía de salida diplomática aquí y ese es realmente el ímpetu detrás de este encuentro con el ministro de Relaciones Exteriores Lavrov”, dijo un funcionario norteamericano a periodistas el martes, bajo condición de anonimato.

“Es realmente una oportunidad para que Estados Unidos comparta nuestras principales preocupaciones con Rusia y para ver dónde puede haber una oportunidad para que Rusia y Estados Unidos encuentren un terreno común”, agregó.

El funcionario estadounidense reconoció que, pese a la reunión acordada entre Blinken y Lavrov, es posible que Rusia no esté interesada en una solución diplomática:

“Creo que aún es demasiado pronto para saber si el gobierno ruso está realmente interesado en la diplomacia, si está dispuesto a negociar seriamente de buena fe, o si utilizará las conversaciones como pretexto para afirmar que la diplomacia no responde a los intereses de Moscú”.

Washington acusa a Moscú de estar buscando un pretexto para invadir Ucrania

USA acusó recientemente a Rusia de estar preparando un pretexto para invadir Ucrania, algo que el Kremlin niega.

Washington, según la Casa Blanca, tiene información de inteligencia que indica que Moscú ha preparado con antelación a un grupo de agentes para ejecutar una operación de "bandera falsa" en el este de Ucrania, en un intento por crear un pretexto para una invasión.

Estos agentes "están entrenados en guerra urbana y en el uso de explosivos para realizar actos de sabotaje contra las propias fuerzas de poder de Rusia", dijo el viernes la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki.

Blinken viaja mañana jueves a Berlín para mantener conversaciones con Reino Unido, Francia y Alemania sobre la crisis ucraniana.

La semana pasada, conversaciones diplomáticas de alto perfilentre Occidente y funcionarios rusos terminaron sin un compromiso por parte de Moscú acerca de reducir la escalada, explica la CNN.

Rusia tampoco se comprometió a retirar las decenas de miles de tropas que acumuló en la frontera con Ucrania. Lo que llevó a que el embajador de Estados Unidos ante la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa OSCE, Michael Carpenter, advirtiera que “los tambores de guerra están sonando fuerte”.

Qué pide Rusia

Para Rusia, una desescalada sólo es posible si los países occidentales se comprometen a que no seguirán ampliando su alianza con la inclusión de Ucrania y Georgia. Este martes, Serguéi Lavrov volvió a exigir que la OTAN no se amplíe, pero el Oeste considera estas exigencias inaceptables, explica France24.

Lavrov, en declaraciones a periodistas mientras la ministra de Relaciones Exteriores de Alemania, Annalena Baerbock, visitaba Moscú, aseguró que su Gobierno espera una respuesta de Estados Unidos a sus demandas de seguridad antes de continuar con las conversaciones.

“Rusia está ahora esperando respuestas a estas propuestas, como nos prometieron, para continuar las negociaciones”, señaló.

Moscú exigió garantías de que no se permitirá que Ucrania se una a la OTAN, la alianza de defensa occidental liderada por Estados Unidos.

Recordemos que el rechazo de Moscú al acercamiento de Kiev a Occidente es el eje de este conflicto.

Según el Kremlin, eso supondría la posibilidad de que se desplieguen tropas y armas –incluso nucleares– muy cerca de su frontera y en un país que ha considerado tradicionalmente parte de su zona de influencia, explica el diario Ámbito. Ante eso, advirtió que podría responder con despliegues militares que no precisó en Cuba y Venezuela.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario