NEGOCIOS sustentabilidad > moda > medio ambiente

CAMBIOS

Sustentabilidad, más que una moda una necesidad

Mientras el cambio climático avanza, industrias y consumidores apuntan a la sustentabilidad; en este sentido, la moda se pone en el centro de la cuestión.

En un contexto en el que el medio ambiente se encuentra en peligro, activistas piden que las distintas industrias tengan como objetivo la sustentabilidad, y acá es donde entra la moda.

El costo ambiental de “estar a la moda”

En 2019, un artículo de la Organización de las Naciones Unidas (ONU) explicó que, según la Conferencia de la ONU sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD), “la industria de la moda es la segunda más contaminante del mundo”.

La cantidad de recursos naturales y energéticos que utilizan las empresas genera un impacto en el medio ambiente que muy pocos tienen en cuenta.

En parte, esto ocurre porque los cambios de temporada y las nuevas tendencias hacen que muchos se vean ante la necesidad de renovar su guardarropa con frecuencia.

La UNCTAD asegura que la industria de la moda gasta 93.000 millones de metros cúbicos de agua por año, que arroja medio millón de toneladas de microfibra al mar y que sus emisiones de carbono superan a todos los vuelos y envíos marítimos a nivel internacional.

Llegó la hora de un cambio

Si bien pareciera que no hay demasiado interés sobre cómo todo esto afecta al medio ambiente, varias compañías entendieron que es momento de innovar.

Cuando se habla de cambios esto no tiene que ver con olvidarse de las tendencias ni de la moda, que son parte de la cultura, sino con entender que las industrias necesitan ir detrás de la sustentabilidad.

Este término apunta al uso de los recursos naturales de una forma responsable.

El concepto aplicado a la industria de la moda se puede ver en aquellas marcas y empresas que, al mismo tiempo que fomentan el crecimiento económico, ponen todos sus esfuerzos en utilizar los recursos de forma consciente.

Con todo esto surgió la moda sustentable como una práctica que llegó para quedarse y que plantea un cambio de paradigma.

Como ocurrió con los productos cosméticos, que comenzaron a aparecer campañas en contra de los testeos en animales, consumidores, emprendedores y compañías textiles se comprometieron con el medio ambiente y demostraron que existen varias alternativas.

Novedades

Los textiles orgánicos, el packaging sustentable y la transparencia en cuanto a los procesos de producción de la vestimenta se muestran como una novedad en cuanto a la sustentabilidad.

Además, entre las opciones que buscan proteger el medio ambiente, la moda circular es una de las protagonistas.

¿Qué es la moda circular? Este concepto está basado en el de “economía circular”. Quienes adoptaron el término toman prendas en buen estado, mantienen su materia prima original y le dan un nuevo uso. De esta forma, no es necesario confeccionar la prenda de cero y el objetivo es que esta se utilice el mayor tiempo posible.

Marcas que se unen al movimiento

Marcas reconocidas a nivel mundial, como Zara y H&M, se pusieron como objetivo la sustentabilidad.

Por su parte, Inditex, la multinacional dueña de Zara, explicó cómo cambiará su producción en los próximos años.

Al parecer, la compañía está avanzando más rápido de lo que esperaba, por lo que adelantó algunas promesas. Esta anunció que para 2022 el 50% de sus prendas serán producidas con materiales sustentables. La marca agrupa a los productos de estas características bajo la etiqueta “Join Life”.

zara.jpg
Join Life de Zara. Foto El País.

Join Life de Zara. Foto El País.

La empresa espera utilizar 100% de energías renovables para 2022 y algodón más sostenible para 2023. Además, se propuso lograr su objetivo de cero emisiones para 2040, algo que estaba planificado para 2050.

H&M también se muestra dispuesta a realizar cambios.

El Reporte de Desempeño de Sostenibilidad del Grupo H&M 2020 dice, entre otras cosas, que el 100% del algodón que utilizó durante ese año es “orgánico, reciclado u obtenido de una manera más sostenible” y que “el 64.5% de nuestros materiales son ahora de fuentes recicladas o más sostenibles”.

H&M.jpg
H&M.

H&M.

Además de los grandes grupos, existen marcas más pequeñas y emprendedores que, convencidos, promueven la moda sustentable.

Una necesidad

Muchos podrían pensar que la reutilización de prendas o la producción en base a materiales orgánicos son solo parte de una nueva moda; sin embargo, queda claro que estos cambios son necesarios.

Es evidente que los hábitos de consumo por parte de la población deben modificarse, pero para que eso ocurra es necesario que las mismas industrias se pongan a disposición y piensen en alternativas que promuevan el cuidado del medio ambiente.

Si bien la información y las promesas de las marcas resultan alentadoras, hay quienes aseguran que estas pueden ser engañosas y que muchas no están realmente comprometidas con la sustentabilidad.

Todo esto lleva a los consumidores a ponerse en alerta, ser críticos con la industria y entender, de una vez por todas, que el medio ambiente necesita que se realicen estos cambios.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario