OCIO videojuegos > adicción > China

CHINA INSTALA UN TEMA

Crece el debate sobre videojuegos y niños o adolescentes

La decisión de China de prohibir a los niños acceder a videojuegos en línea y limitar las horas de adolescentes ya tiene un debate global.

El diario The Wall Street Journal se suma, luego de Financial Times, The New York Times y The Washington Post, al debate acerca de si hay adicción en niños y adolescentes a los videojuegos en línea y qué hace al respecto, polémica disparada por la limitación horaria impuesta por China.

En un contenido firmado por Jerga de Julie, el interrogante es

Cómo equilibrar el tiempo de juego y la tarea: se trata de algo más que limitar las pantallas. Los padres buscan reducir el tiempo que pasan los niños en los videojuegos sin que se sienta como un castigo. Cómo equilibrar el tiempo de juego y la tarea: se trata de algo más que limitar las pantallas. Los padres buscan reducir el tiempo que pasan los niños en los videojuegos sin que se sienta como un castigo.

Si bien se condena la intrusión del Estado chino en las decisiones privadas de las personas -justificado para el Partido Comunista Chino porque para su enfoque el interés colectivo es superior al interés individual, al revés de Occidente-, WSJ afirma que "muchos padres exasperados en los EE. UU. seguramente pensaron, aunque sea brevemente, ¿podríamos hacer eso aquí?".

La regla de China, que entró en vigencia el miércoles 01/09, prohíbe a los menores de 18 años jugar videojuegos en línea durante la semana escolar y permite solo 1 hora diaria de juego los viernes, fines de semana y feriados, hasta totalizar 3 horas semanales.

La drástica medida de China, tomada en un aparente esfuerzo por proteger la salud física y mental de los jóvenes, y para asegurar que no se distraigan de las responsabilidades escolares y familiares, plantea 3 preguntas importantes para los padres:

  1. ¿Cuánto juego es demasiado?
  2. ¿Podemos limitar los juegos sin que parezca un castigo?
  3. ¿Y las redes sociales son mejores que los videojuegos?
adiccion a los videojuegos.jpeg
Videojuegos en línea parece ser un debate global de padres preocupados por la cantidad de tiempo que le aplican sus hijos.

Videojuegos en línea parece ser un debate global de padres preocupados por la cantidad de tiempo que le aplican sus hijos.

Las RRSS

Un estudio reciente dirigido por investigadores de la Universidad de Rutgers (New Jersey, USA) encontró que los estudiantes de secundaria en China que usaban la tecnología con fines de entretenimiento durante más de 1 hora cada día escolar, y durante más de 4 horas diarias los fines de semana, tenían un peor rendimiento académico 1 año después, más aburrimiento y falta de concentración en clase.

Sin embargo, el estudio no distinguió entre jugar videojuegos y desplazarse por las redes sociales (RRSS); tampoco preguntó si los niños se conectaban a Internet antes o después de completar su tarea.

"Es una parte importante de la información que no tenemos", dijo el autor principal del estudio, Wen Li Anthony, profesor asistente de la Escuela de Trabajo Social de Rutgers y el Centro de Estudios sobre el Juego.

Por lo tanto, es probable que en breve haya regulación también en la cantidad de tiempo en redes sociales.

El debate

Jerga de Julie en WSJ:

Por supuesto, eso nunca podría funcionar en los Estados Unidos, ni quisiera que el gobierno ejerciera ese nivel de control. Pero para los padres, los esfuerzos por limitar los juegos pueden volverse tan tediosos que sería bueno convertir a alguien más en un policía malo por una vez. Por supuesto, eso nunca podría funcionar en los Estados Unidos, ni quisiera que el gobierno ejerciera ese nivel de control. Pero para los padres, los esfuerzos por limitar los juegos pueden volverse tan tediosos que sería bueno convertir a alguien más en un policía malo por una vez.

La lucha por los juegos se intensifica a medida que los niños regresan a la escuela y los padres enfrentan batallas nocturnas con las tareas escolares. Los niños se acostumbraron al tiempo libre frente a la pantalla durante el aprendizaje remoto e híbrido, y continuó hasta el verano (boreal), según un nuevo informe del Laboratorio de Bienestar Digital del Hospital de Niños de Boston. La lucha por los juegos se intensifica a medida que los niños regresan a la escuela y los padres enfrentan batallas nocturnas con las tareas escolares. Los niños se acostumbraron al tiempo libre frente a la pantalla durante el aprendizaje remoto e híbrido, y continuó hasta el verano (boreal), según un nuevo informe del Laboratorio de Bienestar Digital del Hospital de Niños de Boston.

Como muchos padres saben, apagar la consola de juegos de un niño en medio del juego es una forma segura de provocar una disputa familiar.

Jerga de Julie en WSJ otra vez:

El cambio de reglas en China me hizo replantearme cómo administro el tiempo de juego de mis hijos en casa. Con la ayuda de algunos expertos, he elaborado un nuevo plan que también podría ser útil en su hogar. El cambio de reglas en China me hizo replantearme cómo administro el tiempo de juego de mis hijos en casa. Con la ayuda de algunos expertos, he elaborado un nuevo plan que también podría ser útil en su hogar.

Muchos padres, incluido yo mismo, hemos utilizado los videojuegos como incentivo para que los niños completen sus deberes. Muchos padres, incluido yo mismo, hemos utilizado los videojuegos como incentivo para que los niños completen sus deberes.

El problema de hacer eso, según he aprendido, es que los niños a menudo se apresuran a hacer sus deberes para llegar a sus consolas de juegos más rápido. El otro día le pedí a mi hijo de sexto grado que echara un vistazo a su hoja de trabajo de matemáticas, solo para descubrir que no había respondido varios problemas. Dijo que no sabía cómo resolverlos. Pero en lugar de pedirnos ayuda a mi esposo oa mí, simplemente los dejó en blanco y pasó a los videojuegos. El problema de hacer eso, según he aprendido, es que los niños a menudo se apresuran a hacer sus deberes para llegar a sus consolas de juegos más rápido. El otro día le pedí a mi hijo de sexto grado que echara un vistazo a su hoja de trabajo de matemáticas, solo para descubrir que no había respondido varios problemas. Dijo que no sabía cómo resolverlos. Pero en lugar de pedirnos ayuda a mi esposo oa mí, simplemente los dejó en blanco y pasó a los videojuegos.

Jerga de Julie decidió consultar a Michael Rich, director del Digital Wellness Lab (Laboratorio de Bienestar Digital) en el Boston Children’s Hospital (Hospital de Niños de Boston).

Resultó que el Dr. Rich no pensó que Jerga deba usar los videojuegos como una zanahoria para completar los deberes:

Se mete en la cosa de la fruta prohibida si usas los videojuegos como recompensa o castigo, y puede llevar a los niños a piratear el sistema. Se mete en la cosa de la fruta prohibida si usas los videojuegos como recompensa o castigo, y puede llevar a los niños a piratear el sistema.

El Dr. Rich sugiere crear un horario con sus hijos para que se sientan dueños:

Escríbalo y póngalo en el refrigerador/heladera para no tener disputas sobre cuál fue el acuerdo más adelante. En ese horario, ponga algo que a sus hijos realmente les guste hacer después del juego, para que no se trate de detener algo que les guste, sino de comenzar algo más que les guste. Escríbalo y póngalo en el refrigerador/heladera para no tener disputas sobre cuál fue el acuerdo más adelante. En ese horario, ponga algo que a sus hijos realmente les guste hacer después del juego, para que no se trate de detener algo que les guste, sino de comenzar algo más que les guste.

La nueva agenda

La mayoría de los expertos están de acuerdo en que no hay una cantidad mágica de horas de juego por día, pero sí hay algunas indicaciones.

Jean Twenge, autora de "iGen: Por qué los niños superconectados de hoy están creciendo menos rebeldes, más tolerantes, menos felices y completamente desprevenidos para la edad adulta", investigó a estudiantes de 8vo., 10mo. y 12mo. grado de USA, y concluyó:

  • quienes pasan más de 6 horas al día jugando reportan ser los menos felices,
  • quienes dijeron que eran más felices tuvieron más interacción en persona y pasaron menos de 3 horas al día jugando.

Jean Twenge:

  1. ¿Qué están reemplazando los videojuegos en la vida de su hijo?
  2. ¿Duermen lo suficiente?,
  3. ¿Hacen sus tareas escolares?,
  4. ¿Pasan tiempo cara a cara con amigos y familiares?,
  5. ¿Salen al aire libre?,
  6. ¿Leen libros?

Volviendo al columnista de WSJ:

Lo que se nos ocurrió a mis 3 hijos y a mí: después de 1 hora de juegos u otras actividades en la pantalla, deben hacer sus deberes. Una vez hecho esto satisfactoriamente, pueden ayudar a preparar la cena (una actividad que le encanta a mi hijo mayor), poner la mesa o jugar con nuestras mascotas. Después de la cena, todos podemos dar un paseo, hacer una caminata o al parque. Alrededor de las 20:00, les doy 1 hora para que hagan lo que quieran. Mi hijo mayor probablemente usará su PS5 la mayoría de las noches para jugar con sus amigos. Lo que se nos ocurrió a mis 3 hijos y a mí: después de 1 hora de juegos u otras actividades en la pantalla, deben hacer sus deberes. Una vez hecho esto satisfactoriamente, pueden ayudar a preparar la cena (una actividad que le encanta a mi hijo mayor), poner la mesa o jugar con nuestras mascotas. Después de la cena, todos podemos dar un paseo, hacer una caminata o al parque. Alrededor de las 20:00, les doy 1 hora para que hagan lo que quieran. Mi hijo mayor probablemente usará su PS5 la mayoría de las noches para jugar con sus amigos.

A las 21:00, es hora de cepillarse los dientes y luego leer en la cama durante 30 minutos antes de que se apaguen las luces. (Algunos expertos dicen que los niños deben abstenerse de ver las pantallas 1 hora antes de acostarse, pero la mía no suele necesitar más de media hora para desconectarse por completo) A las 21:00, es hora de cepillarse los dientes y luego leer en la cama durante 30 minutos antes de que se apaguen las luces. (Algunos expertos dicen que los niños deben abstenerse de ver las pantallas 1 hora antes de acostarse, pero la mía no suele necesitar más de media hora para desconectarse por completo)

Veremos si las actividades extracurriculares se interponen en el camino a medida que avanza el año escolar, pero estoy tratando de facilitarlas y no sobreprogramarlas después del último año y medio. No he decidido nuevas restricciones para el fin de semana, pero seguimos sin pantallas los domingos. Veremos si las actividades extracurriculares se interponen en el camino a medida que avanza el año escolar, pero estoy tratando de facilitarlas y no sobreprogramarlas después del último año y medio. No he decidido nuevas restricciones para el fin de semana, pero seguimos sin pantallas los domingos.

Una nueva regla que no entusiasmaba a mis hijos: no había pantallas por las mañanas. Mi hijo de 11 años se ha levantado temprano para jugar videojuegos. El Dr. Rich explicó que cuando los videojuegos sirven como motivador para despertar, puede resultar en que los niños no duerman lo suficiente. Cuando le expliqué esta nueva regla a mi hijo, su rostro se contrajo. Le dije: "Mira, todavía tienes mucho más tiempo en los videojuegos que los niños en China". Una nueva regla que no entusiasmaba a mis hijos: no había pantallas por las mañanas. Mi hijo de 11 años se ha levantado temprano para jugar videojuegos. El Dr. Rich explicó que cuando los videojuegos sirven como motivador para despertar, puede resultar en que los niños no duerman lo suficiente. Cuando le expliqué esta nueva regla a mi hijo, su rostro se contrajo. Le dije: "Mira, todavía tienes mucho más tiempo en los videojuegos que los niños en China".

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario