MUNDO Talibán > Naciones Unidas > Afganistán

SEGÚN LA ONU

El Talibán reprime marchas: 4 muertos

Naciones Unidas alerta por graves violaciones a los derechos humanos en Afganistán a manos del Talibán.

La represión violenta que ha venido llevando a cabo el Talibán contra manifestantes en los últimos días en Afganistán ya ha dejado 4 muertes documentadas, dijo la portavoz de la oficina de derechos humanos de las Naciones Unidas, Ravina Shamdasani, durante una sesión en Ginebra.

La ONU también ha recibido informes del Talibán yendo casa por casa a buscar a aquellos que participaron de las protestas contra ellos.

Durante las protestas, advirtió Shamdasani, el Talibán ha reprimido con munición real, látigos y bastones.

La mayor parte de las protestas contra el Talibán, que tomó el poder en el contexto de una guerra civil y ante la salida de las tropas estadounidenses, son llevadas a cabo por mujeres.

Huyen del Talibán en Afganistán, agosto de 2021.

Ni derechos para las mujeres ni libertad de expresión: el Talibán se comporta igual que hace 20 años

El ministerio de Interior del Emirato, cuyo titular es Sirajuddin Haqqani, prohibió esta semana las protestas no autorizadas.

Shamdasani dijo que la represión era "severa" y describió cómo los periodistas que las cubrían habían recibido intimidaciones, incluso una ameneza de "decapitación", aparentemente una referencia a un incidente que tuvo lugar en estos días, en el que 2 periodistas fueron detenidos, azotados y amenazados.

Ayer circuaron imágenes del Talibán golpeando a mujeres que salieron a protestar y disparando al aire para dispersar una manifestación en Kabul.

Tras tomar el poder, el portavoz del Talibán, Zabihullah Mujahid, prometió honrar los derechos humanos de las mujeres dentro del marco de la sharía.

El mismo día en que se realizó ese anuncio (martes 17/8) hubo reportes de una mujer que habría sido asesinada por combatientes talibanes por no utilizar la burka.

En ese entonces, habló una mujer atacada en el pasado por el grupo:

"A ojos del Talibán, las mujeres no son seres humanos que respiran, sino mera carne para ser golpeada", dijo la expolicía afgana llamada Khatera, a quien el año pasado insurgentes en la provincia de Ghazni la torturaron, dispararon 8 veces y la apuñalaron con un cuchillo en los ojos.

Fue su propio padre, un excombatiente talibán, el que conspiró el ataque contra ella.

"Los talibanes primero nos torturan, y luego tiran nuestros cuerpos para mostrar el castigo como ejemplo. A veces nuestros cuerpos alimentan a los perros. Tuve suerte de sobrevivir. Uno debe vivir en Afganistán bajo el Talibán para siquiera imaginar qué infierno ha caído sobre las mujeres, los niños y las minorías allí", dijo Khatera.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario