MUNDO Boris Johnson > Covid-19 > endémico

MIENTRAS LE PIDEN "POR DIOS, VETE"

Boris Johnson declara endémico el Covid: Adiós restricciones

Mientras enfrenta fuertes presiones por el partygate, Boris Johnson elimina la mayoría de las restricciones por el Covid-19, consierándolo endémico.

El 'partygate' (la revelación de que hubo fiestas en Downing Street durante las restricciones por el Covid-19) le está pasando factura al primer ministro británico, Boris Johnson. Y una factura que podría costarle realmente cara: su propio partido podría intentar forzar su dimisión. Mientras tanto, y quizás en un intento de aplacar la ira popular en su contra, Johnson ha decidido eliminar la mayoría de las restricciones por el Covid-19, considerando que se ha vuelto endémico.

Así, a partir del 26/1, se eliminarán el uso obligatorio de mascarillas en el transporte público y en las tiendas, y las normas sobre trabajo hogareño y certificados de vacunación.

“A medida que el COVID se vuelve endémico, tendremos que sustituir los requisitos legales por consejos y orientaciones que insten a las personas con el virus a tener cuidado y consideración con los demás”, afirmó Johnson.

El primer ministro mencionó el programa de refuerzo de vacunas en el Reino Unido y las pruebas generalizadas junto con el descenso de los casos de coronavirus como justificación del cambio de política.

El conservador también dijo que el gobierno planeaba terminar eventualmente con el requisito legal de auto-aislamiento, comparándola con la forma en que la gente no está legalmente obligada a aislarse después de contraer gripe.

¿Cortina de humo?

El cambio de política llega cuando Boris Johnson está inmerso en un drama político de grandes dimensiones.

Este miércoles 19/1, el diputado conservador David Davis -exministro de gabinete del primer ministro- le pidió a Johnson que renuncie de manera contundente. Así, se convirtió en el diputado conservador de más edad en demandar la renuncia de Johnson por el escándalo del partygate.

Davis se lo pidió en el Parlamento, durante la sesión de preguntas al primer ministro, que es caótica.

El diputador conservador Christian Wakeford, mientras tanto, se ha pasado a la bancada laborista.

Qué dice la oposición laborista

El líder laborista, Keir Starmer, le ha preguntado a Johnson si "un primer ministro que miente al Parlamento debe seguir en el cargo", a lo que el primer ministro no ha respondido directamente. Sin embargo, Johnson sí ha respondido "no" a la pregunta de una diputada que le ha interrogado sobre si "no es ya el momento de que dimita".

Starmer ha recordado la fiesta celebrada antes del funeral de príncipe Felipe de Edimburgo, marido de la reina, mientras Isabel II "cumplió las normas". El presidente de los Comunes le ha reconvenido y ha pedido que no se hable de la familia real en la sesión de control, explica el portal RTVE.

Por su parte, el líder del Partido Nacionalista Escocés, Ian Blackford, ha calificado de "ridícula" y "absolutamente patética" la excusa de Johnson de que no fue advertido de que la fiesta del 20 de mayo de 2020 iba contra las normas.

Balas que llegan de las filas propias

Dentro de sus propias filas, Johnson también recibe balas:

Davis dijo que ha "pasado semanas" defendiendo al primer ministro de "electores enojados", pero que estaba decepcionado con la entrevista de ayer de Johnson con los medios de comunicación.

“Espero que mis líderes asuman la responsabilidad de las acciones que toman. Ayer hizo lo contrario. Así que le recordaré una cita que puede resultarle familiar: Leopold Amery a Neville Chamberlain. 'Te has sentado demasiado tiempo aquí para cualquier bien que hayas estado haciendo. En el nombre de Dios, vete'".

https://twitter.com/descifraguerra/status/1483786150057758721

A lo que Johnson respondió: “Debo decirle que no sé de qué está hablando. Lo que le puedo decir -no sé a qué cita se refiere- lo que le puedo decir es y creo haberle dicho a esta Cámara en repetidas ocasiones, asumo toda la responsabilidad de todo lo hecho en este Gobierno y durante toda la pandemia”.

Ayer, Johnson negó haber mentido al Parlamento sobre la fiesta celebrada en Downing Street el 20 de mayo del 2020. "Nadie me dijo que iba contra la reglas (del Covid)", declaró el 'premier' al cabo de seis días de silencio sobre el 'Partygate'. "Yo fui al jardín de Downing Street pensando que estaba asistiendo a un evento de trabajo".

"No puedo imaginar cómo en la Tierra podría haber permitido que algo así fuera adelante si alguien me hubiera dicho que no era un evento de trabajo", matizó Johnson. "Humildemente pido perdón a la gente por los errores de juicio que se pudieron cometer, pero mi recuerdo de este evento es lo que ya he dicho a la investigación".

Johnson hizo esas declaraciones horas después de que su exestratega Dominic Cummings le llamara públicamente "mentiroso" y se ofreciera a testificar bajo juramento en la investigación del 'Partygate' dirigida por la funcionaria Sue Gray. En su declaración ante el Parlamento, Jonhson aseguró que asistió a la fiesta que convocó a más de 30 personas en el jardín de Downing Street pensando que se trataba de "un evento de trabajo".

Varios parlamentarios le preguntaron al primer ministro si renunciaría por las acusaciones del partido de Downing Street, pero Johnson desestimó a todos diciendo que esperaba los resultados de la investigación de Sue Gray sobre el asunto.

Posible moción de confianza

La oposición no puede forzar la dimisión de Johnson, pero su propio partido sí, ejecutando una moción de confianza interna en su contra.

Según los estatutos del Partido Conservador, el proceso para impulsar una moción de confianza requiere que el 15% de los diputados envíen cartas solicitándolo al presidente del llamado 'Comité 1922', el grupo parlamentario de los diputados tories.

La Cámara de los Comunes tiene actualmente 650 diputados, de los cuales 360 pertenecen al Partido Conservador, aunque en las últimas horas ha habido una defección. Por tanto, serían necesarias 54 cartas para poner en marcha la moción.

Según el diario The Guardian, varios diputados conservadores están preparando dichas cartas. The Telegraph publicó que se trata, hasta ahora, de una docena de diputados.

https://twitter.com/descifraguerra/status/1483732992858144769

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario