CONSPIRACIONES

J.C. MÁRQUEZ CABRERA

¿Ahorcaron o se ahorcó el ex ejecutivo de Pdvsa?

La noticia anterior había sido que el venezolano Juan Carlos Márquez Cabrera, ex ejecutivo de Petróleos de Venezuela buscado por un caso de blanqueo de capitales que salpicaría a Raúl Morodo, ex embajador de José Luis Rodríguez Zapatero en Venezuela, se había fugado a Chicago (USA). Esto se publicó en decenas de diarios y webs: "Después de su detención, fue llevado a prisión para que posteriormente compareciera ante el juez de la Audiencia Nacional, Santiago Pedraz, Después  de eso, salió en libertad pero con orden de prohibición de salir de España, algo que el venezolano hizo caso omiso porque se dirigió a Barajas y compró un pasaje hacia la ciudad estadounidense de Chicago, pasando todos los controles sin que saltase ninguna alarma contra su persona." Falso: Márquez fue hallado ahorcado en una casa de San Sebastián de los Reyes (Madrid).

Juan Carlos Márquez Cabrera, exdirectivo de Petróleos de Venezuela (2004-2013), apareció muerto en España. Para algunos fue suicidio, incluyendo la pericia forense; pero para otros es muy sospechoso todo, en especial porque hay millones de dólares en entredicho.

El abogado Márquez Cabrera, ex secretario del Consejo de Administración y Asamblea de Accionistas de Pdvsao cuando Rafael Ramírez presidía la estatal en días de Hugo Chávez Frías, podía salpicar al exembajador de España en Venezuela, Raúl Morodo, y a un hijo de este, Alejo Morodo, por recibir algo así como 4,5 millones de euros de la petrolera a cambio de falsas asesorías en Europa. 

Otro posible implicado era Carlos Prada, socio de Alejo Morodo en España, y del fallecido Márquez en una sociedad inmobiliaria panameña utilizada por la trama como pantalla para que el dinero llegase a Madrid.

Según fuentes de la Audiencia Nacional, Márquez debía volver a comparecer este lunes 22/07 ante el magistrado José de la Mata y, ante su ausencia, el juez reclamó información a la Policía.

El cuerpo sin vida de Márquez, de 48 años, había sido encontrado el domingo 21/07 en una vivienda de la localidad madrileña de Alcobendas. El juez De la Mata, que durante estos días subroga al juez Santiago Pedraz, ha ordenado que se investiguen las circunstancias de la muerte de Márquez.

Márquez Cabrera era cercano al círculo de Rafael Ramírez, uno de los hombres fuertes mientras Hugo Chávez fue jefe del Ejecutivo venezolano, pero un desconocido para la opinión pública. Ni siquiera contaba con perfiles en las redes sociales más populares.

Segun algunos reportes, Márquez Cabrera mantenía en España una empresa para ofrecer servicios legales y una firma para la administración de bienes raíces.

El viernes 19707 por la tarde, horas después de abandonar Márquez Cabrera el juzgado de la Audiencia Nacional, Interpol de USA comunicó a la policía española que había "localizado" al venezolano en un vuelo de Iberia de Madrid a Chicago y que la intención era "deportarle" a España en el mismo vuelo de vuelta a Madrid. 

"Juan Carlos Márquez Cabrera", señaló la comunicación de Interpol Washington a la policía española, "ha sido localizado y tiene prevista su deportación en vuelo IB6274 desde Chicago a Madrid el día 21/07/2019".  

Fake news Made in USA.

Fuentes de la investigación aseguran que el error de Interpol condujo a la Audiencia Nacional a creer que se había fugado, que había sido detenido en Chicago y que sería deportado hacia Madrid.

Márquez había sido detenido el jueves 18/07 en el aeropuerto de Madrid tras aterrizar en un avión procedente de USA, cuando tenía orden de busca y captura. 

La policía le detuvo y los agentes le llevaron al día siguiente ante el juez Pedraz, quien le tomó declaración y lo dejó en libertad con cargos. 

Márquez negó haber cobrado comisiones en el 'caso Morodo', señaló que su cargo como secretario de Entes Corporativos de PDVSA era simbólico y que los contratos que firmó en nombre de la petrolera con el hijo del exembajador en Venezuela, que suman 4,5 millones, los hizo por delegación de otros altos cargos de PDVSA. 

Otras fuentes de la investigación señalan que Márquez, aunque negó su implicación en los hechos, se mostró partidario de colaborar en las pesquisas que desarrollan la fiscal Anticorrupción, Ana Cuenca y el juez Pedraz.

Los investigadores han acreditado que Márquez fue la persona que en nombre de Pdvsa, y entre los años 2008 y 2012, firmó los contratos por importe de 4,5 millones con Alejo Morodo, cuyo padre fue embajador en Venezuela durante la etapa del expresidente del Gobierno José Luis Rodríguez Zapatero.

Te puede interesar

    Dejá tu comentario