Leído

UN SUEÑO POPULAR

Pese a la crisis, en 2019 los argentinos compraron 1 auto 0 km cada 97 habitantes, tasa muy alta en la región

Jue, 19/12/2019 - 3:37pm
Enviado en:
Por Urgente24
"El sueño de adquirir un 0 km sigue latente en la mente de todos los argentinos."
Contenido

Actualmente en la Argentina, el deseo de adquirir un automóvil 0 km trasciende tanto modas como generaciones. Para darnos una idea de esto, en los últimos 10 años en nuestro país se promedió una venta de 800.000 unidades anuales, aproximadamente 1 vehículo cada 50 habitantes. Esta cifra, según publica Ámbito Financiero, nos posicionaba en lo más alto de la región y daba señales claras de que los vehículos 0 km siguen siendo una de las inversiones preferidas por los argentinos.

En lo que va del año el 55 % de todas las ventas financiadas del mercado estuvieron representadas por la compra de planes de ahorro, según publica el diario Clarín en su web.

Sin embargo, tal como era de esperarse, los últimos informes del Instituto Nacional de Estadística y Censos (INdEC) no son muy alentadores. Durante el 2019 se registró una caída del 47% de patentamientos de 0 km con respecto al mismo periodo del año anterior. Estos números ponen al descubierto que los cimbronazos económicos en los cuales estuvimos inmersos durante todo el año golpearon de manera abrupta el bolsillo del ahorrista. Esto trajo aparejada una recesión en los mercados y la industria automotriz fue de las más afectadas. 

Pese a todo esto, el sueño de adquirir un 0 km sigue latente en la mente de todos los argentinos. Es por esto, que los planes de ahorro continúan siendo la opción predilecta de los ahorristas para la adjudicación de un vehículo 0 km. Al ver una pérdida significativa en el poder adquisitivo de su salario, el ahorrista ve con buenos ojos la financiación del automóvil a 6,7 u 8 años con los denominados planes de ahorro. Estos son un método de compra de un automóvil 0 km basado en la financiación del mismo por parte de una terminal automotriz. Estas se encargan de formar grupos cerrados de personas, las cuales se suscriben al plan y abonan mensualmente una cuota determinada.

La cuota está conformada en relación al valor actual del vehículo y es por esto que no conllevan intereses. Esto no quiere decir que no sufra variaciones, ya que si el valor del auto aumenta, así lo harán también las cuotas. Los grupos estarán formados por un número de personas que represente el doble de cuotas que dure el plan. Por ejemplo en un plan de 100 cuotas, la cantidad de suscriptores deberá ser de 200. Esto es así ya que la concesionaria entrega 2 unidades al mes. La primer entrega es realizada por sorteo entre todos los participantes del grupo y la segunda a través del mecanismo de licitación. Este consiste en otorgar el vehículo al suscriptor que ofrezca más dinero en el mes.

Actualmente existen 3 tipos de planes en el mercado: los denominados 70/30,en el cual la concesionaria suele financiar el 70% del valor nominal del automóvil. El 30 % restante lo abona el cliente al retirar el vehículo. También hay disponibles planes 80/20,donde el monto a financiar es del 80% del valor de auto y el restante 20% debe ser cancelado por el ahorrista a la hora de la adjudicación del vehículo. El tercer y último plan es con una financiación del 100% del vehículo, lo cual el cliente no desembolsa ninguna suma de dinero al retirar el automóvil, si no que este paga la totalidad del valor durante las cuotas.  

Aunque en la teoría todo parece muy claro, los contratos que el cliente debe afrontar poseen numerosas cláusulas y letras chicas, que muchas veces son omitidas al momento de la suscripción. Posiblemente tanto el entusiasmo del comprador como también la necesidad de vender por parte de la concesionaria genera esta nebulosa de desinformación en la cual el único perjudicado es el cliente.

Según publica la web oficial de Defensa al Consumidor, a partir del año 2018 se registró un aumento del 60% en los reclamos por incumplimientos en planes de ahorro de autos. Las principales infracciones fueron: información insuficiente, publicidad engañosa, cobros indebidos, incumplimiento de plazos, venta engañosa, gastos no estipulados y falta de información relevante.

Es por esto que es sumamente recomendable realizar un análisis previo, tratando de lograr un entendimiento general de los términos y condiciones dispuestos en los contratos. Hoy en día tenemos disponible en la web mucha información valiosa, la cual puede ser muy esclarecedora a la hora de comprender el mecanismo del plan.

Existen unos sistemas de comparación online de planes de ahorro en los cuales, con un simple click, se puede tener un pantallazo general de todos los aspectos importantes que debemos analizar. Dentro de esta comparativa el cliente puede buscar por marca, concesionaria, modelo, cantidad de cuotas y tipo de plan a adquirir. A modo de ejemplo ingresamos una búsqueda en la cual filtramos por marca (Chevrolet), concesionaria (chexa), modelo (ónix), cantidad de cuotas (84), tipo de plan (80/20) y el valor de la cuota devuelto fue $6.898. 

Conociendo todas las reglas,el cliente tendrá un panorama más claro y se sentirá mucho más seguro al iniciar una inversión de esta índole. Con mayor confianza y credibilidad, se favorece tanto el consumo interno como las inversiones extranjeras.