Leído

COPA LIBERTADORES 2020

Una ‘canchereada’ de Marinelli y un penal errado, Tigre complicó su clasificación

Mie, 23/09/2020 - 12:04am
Enviado en:
Por Urgente24

Tigre, equipo de la Primera Nacional, empató en la noche de este martes (22/09) 1-1 con Bolívar de Bolivia en Victoria con goles convertidos en el primer tiempo por Pablo Magnín, a los 17’ (Tigre) y de Marcos Riquelme, a los 36’ (Bolívar), tras fallar un penal en el segundo minuto adicional del partido, complicó aún más su clasificación en el Grupo B de la Copa Libertadores de América 2020, que integran además Guaraní de Paraguay y Palmeiras de Brasil.

Escenas del partido que Tigre empató en la noche de este martes (22/09) 1-1 con Bolívar de Bolivia por el partido correspondiente a la cuarta fecha del Grupo B de la Copa Libertadores de América 2020 disputado en el estadio José Dellagiovanna de la localidad de Victoria, partido de San Fernando, al norte del Gran Buenos Aires (Foto: Télam)
tigrevsbolivarvictoriafoto.jpg
Escenas del partido que Tigre empató en la noche de este martes (22/09) 1-1 con Bolívar de Bolivia por el partido correspondiente a la cuarta fecha del Grupo B de la Copa Libertadores de América 2020 disputado en el estadio José Dellagiovanna de la localidad de Victoria, partido de San Fernando, al norte del Gran Buenos Aires (Foto: Télam)
Contenido

En la noche primaveral y fresca en el estadio José Dellagiovanna, Tigre, por un error infantil e imperdonable de su arquero Gonzalo Marinelli, arruinó este martes (22/09) sus posibilidades aún más de aspirar a su clasificación en la Copa Libertadores de América 2020 tras empatar 1-1 con Bolívar de Bolivia. 

El conjunto dirigido por el entrenador Néstor “Pipo” Gorosito, que juega en la Primera B Nacional, perdió en sus primeras tres presentaciones: 2-0 ante Palmeiras y Bolívar; y 4-1 frente a Guaraní en Paraguay, el pasado jueves, en la semana de reanudación de la Libertadores en el marco de la pandemia de coronavirus.

El “Matador” de Victoria se mantiene en el último lugar de la tabla de posiciones, sin unidades y con diferencia de gol de -7, por lo que estaba obligado a ganar en condición de local.

Bolívar, por su parte, venía de perder por 2-1 en condición de local ante Palmeiras, de Brasil, y cuenta con tres unidades por la victoria 2-0 frente a Tigre en la primera fecha del grupo. 

En un primer tiempo de ida y vuelta, Tigre intentó con Diego Morales por izquierda, y “avisó” con un buen remate bajo de Juan Ignacio Cavallaro que exigió a Rojas a su derecha.

Bolívar progresó con el español Álvaro Rey y con Juan Carlos Arce por izquierda, respondiendo inclusive con un envío de Riquelme que dio en el palo izquierdo del arco de Marinelli.

En ese contexto fue el equipo de Gorosito el primero en lastimar, luego de un buen disparo de media distancia del lateral Facundo Giacopuzzi que despejó a medias Rojas. El rebote fue capturado por Magnín, que definió cruzado de zurda.

Poco después el arquero boliviano volvió a dejar dudas, tras ceder rebote ante un intento desde lejos de Agustín Cardozo, que -por fortuna para el arquero boliviano- no pasó a mayores.

El conjunto conducido por el argentino Claudio Vivas respondió bien a la adversidad y tuvo sus posibilidades, primero con un remate de Erwin Saavedra que chocó contra el travesaño y luego con un mano a mano de Leonardo Vaca con Marinelli que ganó el arquero.

Tigre respondió con un remate fuerte de Cavallaro apenas afuera y, cuando menos lo esperaba, sufrió en su arco.

El guardavallas Gonzalo Marinelli salió jugando ante la presión de Marcos Riquelme, pero en ese envío la pelota dio en el pie derecho del exjugador de Fénix y Olimpo en la Argentina y se transformó en el empate.

Sobre el cierre de la primera etapa, el ex arquero de River se redimió en parte con un buen rechazo ante un peligroso cabezazo del propio Riquelme.

En la segunda mitad arrancó mejor Bolívar, que lo tuvo con un remate de Rey apenas afuera y luego con un exceso de lujo de Riquelme, tras un “sombrero” a Marinelli que permitió el despeje de Abel Luciatti.

El ingreso de Facundo Melivilo por un apagado David Gallardo le dio más poder ofensivo a Tigre y el propio delantero tuvo tres ocasiones en pocos minutos: un disparo desviado, un remate que contuvo Rojas y un cabezazo esquinado que sacó otra vez el arquero.

Y después tuvo una muy clara, con un cabezazo de Magnín que “descolgó” el arquero en el ángulo superior izquierdo.

Bolívar apenas respondió con un zurzado “mordido” de Riquelme, que se fue cerca del palo derecho de Marinelli.

En la última jugada del partido una mano de Luis Gutiérrez adentro del área fue sancionada penal por Tobar, pero Rojas se lo sacó a Magnín, abajo junto a su palo izquierdo.

Con este son 69 los partidos de equipos bolivianos en Argentina, con 61 triunfos argentinos y ocho empates.

Pero más allá de esa estadística, los dos equipos se fueron disconformes en la noche de este martes (22/09) de Victoria, porque se alejaron aún más de Palmeiras y Guaraní, los que hasta el momento están sacando el boleto a octavos de final.