Argentina

PANDEMIA

Córdoba al límite por el coronavirus

La provincia mediterránea pasa su peor semana desde el inicio de la pandemia y se cree que es el ápice de la segunda ola. Con más de 2 mil internados por la enfermedad, en la última semana promedió los 4 mil casos diarios y ayer (26/5) impuso un récord de 4.484 positivos en tan solo 24 horas. Los especialistas esperan que los números bajen tras el fin de semana, aunque hay temor por un mayor crecimiento. La tensión hospitalaria está casi al máximo e incluso llamaron a residentes avanzados a trabajar.

CÓRDOBA. La realidad epidemiológica de la última semana le dio un auténtico golpe a Córdoba, una de las provincias que hasta ahora venía teniendo un manejo aceptable de la pandemia gracias a las estrategias activas (testeo, seguimiento y algo de vacunación) que se fueron apaciguando con el correr de los meses. La provincia mediterránea parecía tener la situación controlada, incluso en el ingreso a la segunda ola en el país, siendo uno de los distritos que mayor flexibilización y normalidad permitieron en los últimos tiempos. 

Sin embargo, lo sucedido en los últimos 10 días dio cuenta de que sin un plan de vacunación fuerte, no hay sitio que aguante sin restricciones. Tan solo con mirar el número del día de ayer (26/5) sirve para reconocer un desborde de casos: 4.484 positivos en solo 24 horas de testeo. 

Respecto a ello, el ministro de Salud, Diego Cardozo, dijo que no hay certezas sobre cómo puede evolucionar el crecimiento, aunque esperan que en algún punto comience a bajar. “El sistema en Córdoba es uno de los más robustos con casi 8 mil camas, pero todo tiene un límite, sobre todo los recursos humanos que están altamente agotados, estresados y fatigados después de más de un año”, explicó el funcionario a El Doce. 

Para las autoridades cordobesas, la incidencia de casos es un factor de un crecimiento exponencial en las últimas semanas, lo que preocupa y mucho de cara al futuro. Según Cardozo, cuanto mayor sea el número de contagios, más cantidad de internados se esperan, por lo que la meseta de 4 mil o más casos en Córdoba no es aceptable a largo plazo. 

“El día de ayer hemos superado los 2.000 casos internados, y es preocupante porque analizando los números del año pasado, a los 20 días del pico de incidencia tuvimos el pico de internaciones, y no sabemos si el de ayer fue el pico o si mañana tendremos 6000 casos”, explicó. En Córdoba, la internación por coronavirus se incrementó un 33% en tan solo una semana, pasando de 1.500 a los más de 2.000 actuales. 

“Aún no hemos tenido el pico de internaciones. Después de 20 días del pico de incidencia viene el pico de internaciones y la proyección es preocupante por la ocupación de camas”, agregó. De esta forma, la tensión hospitalaria podría verse desbordada en caso de que el récord establecido ayer no sea el definitivo en esta segunda ola. 

Para el ministro de Salud, el objetivo ahora no es solo disminuir los contagios, sino también la demanda de camas. Actualmente, la provincia de Córdoba tiene el 60% de sus camas críticas totales ocupadas por coronavirus, aunque la ocupación total sería mucho mayor. 

El último relevo de la Sociedad Argentina de Terapia Intensiva había arrojado una ocupación total del 82%, incluyendo otras patologías. Naturalmente, ese número tiene que haber aumentado considerablemente. 

Además, Cardozo insistió con evitar la evolución de cuadros graves por inacción médica, e instó a los contagiados a consultar por su estado apenas se le notifica la infección. “La gente debe asistir en cuanto el diagnóstico es positivo, no esperar a sentirse mal”, concluyó. 

En cuanto a los decesos, este número también ha ido incrementándose. En la última semana se registraron 130 fallecimientos, entre ellos un bebé de tan solo nueve meses, en una tendencia a la baja en la edad de letalidad. 

Por último, la positividad es un factor que también preocupa y mucho, aunque registra aumentos más moderados. Ante un incremento de los testeos, actualmente ese número se ubica alrededor del 17%, luego de un reajuste en los criterios de testeos (ahora no solo se testean sintomáticos).

Es así que Córdoba comenzó a atravesar tal vez el peor período de contagios en lo que va de la pandemia, y todos los esfuerzos están enfocados en contener al sistema de salud. En ese orden se convocó a médicos residentes de 3er y 4to año a trabajar en diferentes instituciones, aunque la medida tuvo que dar marcha atrás por un reclamo salarial de los profesionales. 

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario