JUNTOS BIEN alimentos > diabetes > azúcar en sangre

ESPECIAL AÑO NUEVO

Estos son los 10 alimentos indispensables para la diabetes

Los alimentos ricos en fibra ayudan a mejorar los niveles de azúcar en sangre, reducen el colesterol y disminuyen el riesgo de complicaciones por la diabetes.

Una de las principales formas naturales de controlar el nivel alto de azúcar en sangre de personas con diabetes tipo 2 es a través de la dieta. Elegir los alimentos adecuados puede ayudar a disminuir los síntomas y a evitar complicaciones.

En este sentido, estos diez alimentos son clave en la conformación de una dieta saludable y equilibrada para las personas con la enfermedad.

1. Nueces

La combinación de fibra, proteínas y grasas saludables de las nueces las convierte en una gran alternativa a los carbohidratos simples como las frituras y los confites.

Los ácidos grasos en las nueces pueden aumentar el colesterol bueno y disminuir el colesterol dañino, por lo que reducen el riesgo de desarrollar enfermedad cardíaca, frecuentes en personas con diabetes.

En un estudio publicado en 2012, las personas que consumían nueces al menos dos veces por semana parecían tener un menor riesgo de aumentar de peso que aquellas que nunca o raramente comían nueces.

2. Palta

La palta es una buena fuente de grasa saludable, además de aportar potasio, vitaminas C, E y K, luteína y betacaroteno.

Comer alimentos que contienen grasas saludables como la palta puede ayudar a aumentar la sensación de saciedad y ayuda a mantener los niveles de azúcar en sangre más estables.

La palta también es rica en fibra, ya que la mitad de una fruta contiene de 6 a 7 gramos.

Un estudio de 2012 evaluó a 64 personas con diabetes tipo 1 o tipo 2 que tomaban vitamina E con su tratamiento regular. El equipo comparó sus niveles de azúcar en sangre, colesterol y presión arterial en ayunas con los de un grupo de control que solo usaba insulina o tomaba medicamentos.

Dos años más tarde, los investigadores observaron una progresión más lenta de la diabetes y sus complicaciones en aquellos que tomaron vitamina E con su insulina o sus medicamentos.

3. Pan integral

Los granos integrales son ricos en vitaminas del grupo B, minerales y antioxidantes. Un artículo publicado en el Journal of Nutrition and Metabolism señala que el pan integral mejora la respuesta al azúcar en sangre en investigaciones que involucran a hombres con obesidad.

image.png

4. Semillas de calabaza

Son ricas en magnesio, fibra y ácidos grasos saludables. El cuerpo necesita magnesio para más de 300 procesos, incluyendo descomponer los alimentos para obtener energía.

Además, los niveles bajos de magnesio son comunes en las personas con resistencia a la insulina, que es una de las causas de la diabetes.

Los estudios han sugerido que algunas de las macromoléculas en las semillas de calabaza pueden ayudar a controlar el azúcar en sangre.

De hecho, por cada 100 miligramos al día de aumento en la ingesta de magnesio, el riesgo de desarrollar diabetes tipo 2 se reduce en un 15%.

5. Frutillas

Los frutos rojos son una buena fuente de antioxidantes, son sabrosos y fáciles de comer.

Una investigación publicada en 2011 encontró que la fisetina, una sustancia en las fresas, previene las complicaciones renales y cerebrales en ratones con diabetes.

Una taza (144 g) de frutillas frescas contiene 84.7 mg de vitamina C y solo 44 calorías. Un adulto debería consumir de 75 a 90 g de vitamina C cada día, dependiendo de la edad y el sexo.

6. Semillas de chía

Las semillas de chía son ricas en antioxidantes, ácidos grasos omega-3, fibra y magnesio. Todo esto puede ayudar a reducir el riesgo de diabetes tipo 2 y de las complicaciones de la diabetes.

image.png

7. Jengibre

El jengibre es uno de los alimentos más conocidos por sus propiedades antiinflamatorias debido a su alto contenido de antioxidantes, lo que significa que ayuda a tratar los síntomas y reducir los riesgos a largo plazo de enfermedades como la diabetes.

8. Espinaca

Los investigadores han vinculado una ingesta baja de potasio con un mayor riesgo de diabetes y sus complicaciones. En este sentido, la espinaca es una buena fuente de potasio con muy pocas calorías.

9. Canela

Los autores de un estudio de 2019 publicado en Clinical Nutrition encontraron que las personas con diabetes que usaban suplementos de canela vieron mejoras en el índice de masa corporal (IMC), los niveles de azúcar en sangre y los niveles de lípidos en comparación con quienes no los usaron.

Esto fue especialmente cierto en aquellos con un IMC de 27 o más.

10. Tomate

Los alimentos con una puntuación de índice glucémico bajo liberan su azúcar lentamente en el torrente sanguíneo y es poco probable que provoquen un aumento de azúcar en sangre. Una explicación es su contenido de fibra, que también colabora en la sensación de saciedad.

Un estudio publicado en 2010 encontró que las personas con diabetes que comieron alrededor 200 gramos de tomate fresco, o 1 a 2 tomates de tamaño mediano por día, tuvieron presión arterial más baja después de 8 semanas.

image.png

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario