Leído

ESCÁNDALO EN FRANCIA

Clásico parisino: Neymar y Paredes fueron castigados por 3 fechas y Benedetto solo 1

Mie, 16/09/2020 - 9:44pm
Enviado en:
Por Urgente24

El volante argentino Leandro Paredes y el crack brasileño Neymar, ambos de Paris Saint Germain, recibieron este miércoles (16/09) tres fechas de suspensión y el delantero argentino Darío Benedetto, de Olympique de Marsella, solo una, según decidió la liga francesa de fútbol tras los incidentes en que se vieron involucrados en el partido que los enfrentó este último domingo 13/09. Las violentas patadas con las que Paredes y Di María agredieron a Payet, junto con el cruce de Benedetto con el mediocampista surgido de las inferiores de Boca fueron un reflejo de la temperatura con la que se vivió el choque. Los constantes desafíos de Neymar con Álvaro González aumentaron la tensión y el espectáculo se desdibujó con una batalla campal que derivó en la expulsión de 5 jugadores y la denuncia latente sobre el racismo que percibieron algunos de los futbolistas sudamericanos. En ese contexto, el ex Rosario Central, Ángel Di María, también descargó su furia con un salivazo sobre el defensor que estuvo involucrado en la gresca. Lo llamativo fue que en las últimas horas la televisión francesa expuso al argentino con un plano al detalle del momento en el que escupió a su rival.

Incidentes en el clásico parisino entre el París Saint Germain (PSG) y el Olympique de Marsella que derivó en las sanciones para el brasileño Neymar, los argentinos Leandro Paredes y Darío Benedetto.
incidentespsgyolympiquedemarsella.jpg
Incidentes en el clásico parisino entre el París Saint Germain (PSG) y el Olympique de Marsella que derivó en las sanciones para el brasileño Neymar, los argentinos Leandro Paredes y Darío Benedetto.
Contenido

Este último fin de semana, el clásico parisino que disputaron el París Saint Germain (PSG) y Olympique de Marsella terminó en escándalo debido a que los jugadores de ambos intercambiaron golpes de puño y trompadas que recorrieron el mundo.

Por estos incidentes, el volante argentino Leandro Paredes y el crack brasileño Neymar, ambos del PSG, recibieron tres fechas de suspensión y el delantero argentino Darío Benedetto, del Olympique, solo una, según decidió la liga francesa de fútbol.

De las tres fechas a Paredes y Neymar, dos son de cumplimiento efectivo y la tercera quedará en suspenso: recién se aplicará en una nueva sanción y en caso de reincidencia.

Idéntica sanción recayó en el jugador de Marsella Jordan Amaví, informó la agencia alemana DPA.

El castigo más severo fue para el quinto expulsado, Layvin Kurzawa, de PSG, que fue suspendido por seis encuentros.

La Comisión de Disciplina de la Ligue 1 adelantó además que abrirá una investigación y buscará recolectar pruebas a partir de la denuncia de Neymar, quien dijo que el español Álvaro González, de Olympique de Marsella, lo insultó con términos ofensivos y racistas.

Y también citó a declarar al delantero argentino Ángel Di María, del París Saint Germain, sospechado a partir de distintas imágenes del encuentro de haber escupido al propio González. 

“De lo único que me arrepiento es de no haberle pegado en la cara a este pendejo. El VAR capta mi agresión. Eso es fácil. Ahora quiero ver la imagen del racista llamándome mono hijo de puta”, escribió en Twitter Neymar, minutos después de la trifulca que se registró apenas finalizado el encuentro en la mitad de la cancha.

El saldo del encuentro arrojó las expulsiones a Benedetto, Paredes, Neymar, Kurzawa y Amavi. Cabe señalar que el astro brasileño le pegó un golpe en la cabeza a González, quien estuvo presente en cada gresca. Además, el ex delantero del Santos decidió quedarse en el túnel a esperar por el español para resolver lo sucedido en la cancha en la zona de los vestuarios.

Luego de todo el escándalo, el árbitro pitó el final y así se concretó el primer triunfo del Olympique en el clásico luego de 11 años. Un resultado que le permitió al subcampeón del torneo pasado sumar seis puntos en dos partidos jugados, mientras que el PSG sumó su segunda caída en un comienzo inesperado por sus fanáticos.