ANÁLISIS cardenales > Vaticano > Francisco

CAMBIOS DE FRANCISCO

Hora de cardenales laicos, cardenalas quizás...

Las reformas del Papa Francisco plantean la posibilidd de revivir la tradición de cardenales laicos con mujeres en la mezcla, anticipa influyente católica.

Le tomó 9 años al Vaticano dar a luz un nuevo documento reformando la Curia Romana, importante recordarlo en vísperas de nuevos cardenales. Le llevó mucho tiempo al Papa argentino. El plan vigente, un documento de 54 páginas emitido el sábado 19/03 por Francisco, se titula ' Praedicate Evangelium' (Predicar el Evangelio) que reemplazó al 'Pastor Bonus' (Buen Pastor), promulgado por Juan Pablo II en 1988.

Tomas Reese lo explicó así en Religion News Service:

La burocracia del Vaticano siempre ha tenido la reputación de moverse a un ritmo glacial debido a la inercia burocrática y una oposición general al cambio. Todos los burócratas del Vaticano se han opuesto tradicionalmente a la reforma, o a cualquier reducción de sus responsabilidades y poderes, citando su familiaridad con los temas y la probabilidad de que el cambio cause problemas catastróficos. La reforma de la curia también es lenta porque el Vaticano todavía piensa tontamente que su plan de organización debe ser permanente, escrito en piedra para los siglos, en lugar de escrito a lápiz para que pueda modificarse cuando sea necesario. La burocracia del Vaticano siempre ha tenido la reputación de moverse a un ritmo glacial debido a la inercia burocrática y una oposición general al cambio. Todos los burócratas del Vaticano se han opuesto tradicionalmente a la reforma, o a cualquier reducción de sus responsabilidades y poderes, citando su familiaridad con los temas y la probabilidad de que el cambio cause problemas catastróficos. La reforma de la curia también es lenta porque el Vaticano todavía piensa tontamente que su plan de organización debe ser permanente, escrito en piedra para los siglos, en lugar de escrito a lápiz para que pueda modificarse cuando sea necesario.

El mayor cambio en 'Praedicate Evangelium' es la apertura de los puestos más altos en el Vaticano a los laicos. En teoría, la Secretaria de Estado, el máximo funcionario después del Papa, hasta podría ser una mujer laica. Por ejemplo, se le ocurre a Urgente24, la devota católica apostólica romana, Kristalina Ivanova Gueorguieva (más conocida como Kristalina Georgieva) bien podría ocupar ese lugar cuando concluya como directora gerente del Fondo Monetario Internacional. Ella se encuentra muy calificada para un desafío equivalente.

Reese va más allá, hasta la ex Santa Inquisición: "Una mujer teóloga podría ser prefecto del Dicasterio para la Doctrina de la Fe. Esto molestará a aquellos que creen que solo los ordenados pueden ejercer el poder de gobierno en la iglesia."

Pero luego aparece una doble limitación, advierte él:

Hay otros problemas, sin embargo, en el empleo de laicos en el Vaticano. Tener laicos en los mejores puestos no cambiará mágicamente a la iglesia para mejor. (...) Tal como saben los feligreses, los ministros laicos pueden ser tan clericales y autoritarios como los sacerdotes. El segundo tema es el dinero. ¿Cómo va a pagar el Vaticano a especialistas y ejecutivos laicos calificados? Hay otros problemas, sin embargo, en el empleo de laicos en el Vaticano. Tener laicos en los mejores puestos no cambiará mágicamente a la iglesia para mejor. (...) Tal como saben los feligreses, los ministros laicos pueden ser tan clericales y autoritarios como los sacerdotes. El segundo tema es el dinero. ¿Cómo va a pagar el Vaticano a especialistas y ejecutivos laicos calificados?

Cardenales laicos

Pero ahora más novedades posibles al respecto, según escribió Phyllis Zagano, también en Religion News (RNS), agencia de noticias que cubre temas de religión, espiritualidad y moral, fundada en 1934 en USA por el periodista Louis Minsky como afiliado de la Conferencia Nacional de Cristianos y Judíos, adquirida por United Methodist Reporter en 1983, transferida a Newhouse News Service en 1994 y hoy día propiedad de Religion Newswriters Foundation.

En cuanto a Zagano, ella no es cualquier columnista. Ella es investigadora asociada sénior y profesora adjunta de Religión en la Universidad de Hofstra y fue miembro de la Comisión Pontificia para el Estudio de la Mujer en el Diaconado 2016-2018, o sea que designada por el papa Francisco.

Phyllis Zagano:

"El Papa Francisco está reorganizando la Curia del Vaticano —los administradores de la iglesia y su personal de alto nivel— y podría nombrar nuevos cardenales en junio.

La nueva constitución apostólica de Francisco, 'Praedicate Evangelium' ('Predicar el Evangelio'), emitida el mes pasado, señaló que los jefes de los dicasterios y otras oficinas que administran la iglesia no necesitan ser ordenados. Esto resaltó el objetivo declarado de Francisco de dar 'más espacio' a las mujeres en la iglesia.

De hecho, la mayoría de los dicasterios importantes están encabezados por cardenales. Pero si cualquier católico puede dirigir una oficina curial, la pregunta es: ¿el título viene con el trabajo? Más importante aún, ¿se necesita el título para hacer el trabajo?

Si el deber principal de un cardenal es ser asesor del Papa y no se requiere ordenación, podría tener sentido reiniciar la tradición de los cardenales laicos e incluir mujeres en la mezcla.

Desde el siglo XVI, los cardenales provienen en su mayoría de las filas de sacerdotes y obispos, pero no siempre ha sido así."

Entre 115 cardenales electores de un nuevo Papa, 3 son estadounidenses, el país con más aspirantes a Papa.
Cardenales reunidos.

Cardenales reunidos.

La historia

En la Edad Media, integrantes de la realeza española e italiana fueron creados cardenales de la Iglesia Católica Apostólica Romana.

En 1858, el papa Pío IX le concedió tonsura clerical, un rito justo antes de la ordenación, al abogado curial Teodolfo Mertel, de 30 años; luego lo ordenó diácono, y siguió siendo cardenal diácono por el resto de su vida, y en su rol de auditor del Tesoro papal, supervisaba el dinero del Vaticano.

Como catedrática e investigadora de Religión, Zagano recuerda que una inscripción del siglo VI menciona a la diácona o diaconisa Ana, quien, junto con su hermano, habrían sido tesoreros del Obispado de Roma.

Recién en 1917, con el Código de Derecho Canónico, cualquier persona nombrada cardenal debía ser al menos sacerdote. Es decir que cuando los conservadores se oponen al cambio habría que preguntarles: ¿Conservador desde cuándo? Porque algunos creen que la idea del fundamentalismo (en este tema no se puede hablar de 'ortodoxia' porque también hay católicos ortodoxos pero es otro culto) comienza con el nacimiento propio, en un mundo que ya tiene muchos años encima....

Error de esos críticos de Francisco. Es importante aclararlo a causa de las críticas de los 'fundamentalistas' al Papa vigente cuando nombró a un laico, el ex periodista Paolo Ruffini, para dirigir lo que será rebautizado como Dicasterio para la Comunicación.

La versión de 1983 del Código estableció que, además de ser elegidos entre hombres que son al menos sacerdotes, los nuevos cardenales deben aceptar la ordenación como obispos.

Es decir que para reformar lo establecido por una legislación nueva, no antigua -aunque quienes la defiendan se autodenominan 'conservadores'-, y designar a un hombre o una mujer laicos, deberia ocurrir al menos una dispensa.

Zagano consiguió un ejemplo bastante reciente:

A fines de la década de 1960, el papa Pablo VI consideró hacer cardenal laico al filósofo francés Jacques Maritain, idea que el mismo Maritain rechazó. Hay un rumor de que la Madre Teresa rechazó al papa Juan Pablo II cuando le pidió que se convirtiera en cardenal. A fines de la década de 1960, el papa Pablo VI consideró hacer cardenal laico al filósofo francés Jacques Maritain, idea que el mismo Maritain rechazó. Hay un rumor de que la Madre Teresa rechazó al papa Juan Pablo II cuando le pidió que se convirtiera en cardenal.

De todos modos, de ocurrir, los cardenales laicos o diáconos serían admitidos en el Colegio Cardenalicio, que desde 1179 elige al siguiente Papa.

Por ahora, sin embargo, es poco probable que un cardenal laico o mujer sea elegido obispo de Roma.

Final:

"El mensaje de 'Praedicate Evangelium' es que convertirse en cardenal es secundario y relativo solo a cómo obtener el título avanzaría o no en la tarea en cuestión. Eso incluye expandir la administración y el ministerio a los laicos. Eso también incluye decirle al mundo que las mujeres son seres humanos igualmente talentosos y capaces."

El cónclave de 118 cardenales elegirá a la nueva autoridad de la Iglesia Católica
Cardenales en el Vaticano.

Cardenales en el Vaticano.

----------------------

Más contenidos en Urgente24

Divas Play: Filtran fotos y cayó hasta Guillermo Francella

Imperdibles ofertas para comer en bodegones de Buenos Aires

Retenciones: Revés para los K por un amparo del campo

Javier Milei en Mendoza, von Hayek y Poder Judicial

Human Rights a Gabriela Cerruti: "¿En qué planeta vive?"

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario