Leído

MADURO VS. GUAIDÓ

Todo lo que se dijo era terrible, incluyendo las 3 estocadas de Macri

Jue, 22/08/2019 - 1:13am
Enviado en:
Por Urgente24

Mientras el escenario político de Argentina está cada vez más caótico, con una reciente derrota en las elecciones primarias del actual presidente Mauricio Macri ante la fórmula kirchnerista Fernández-Fernández, la crisis en Venezuela sigue con Juan Guaidó de un lado y Nicolás Maduro del otro. Sin embargo:¿Qué pasará con Venezuela a futuro, en caso de que gane Alberto Fernández, que piensan hacer los embajadores vinculados con el peronismo? ¿Se seguirán manteniendo en Argentina los 2 embajadores venezolanos que existen hoy?

Contenido

Según pudo saber Urgente 24, la situación de conflicto que se vive en Venezuela es uno de los temas que conciernen a los embajadores de los distintos países en Argentina, pero sobre todo a los que tienen vinculaciones e inclinaciones por el peronismo. Es así que muchos se preguntan qué hacer con Venezuela, es decir que posición tomar como país, en caso de que se concrete el triunfo de Alberto Fernández.

La realidad es que el escenario en Venezuela continúa tenso, sobretodo luego de que hayan fracasado las conversaciones impulsadas por Noruega entre ambas partes del escenario político: Nicolás Maduro y el presidente interino, Juan Guaidó. A esto por supuesto se le sumó el bloqueo económico de Estados Unidos a todas las propiedades venezolanas en territorio norteamericano, así como también le prohibió a los ciudadanos hacer negocios en Venezuela.

Recordemos que desde Argentina, el presidente Mauricio Macri reconoció a Juan Guaidó como presidente interino, al igual que otros 50 países. Si embargo el peronismo siempre fue cercano al gobierno de Hugo Chávez en su momento y posteriormente al de Nicolás Maduro. Es también por eso que muchos apocalípticos sostienen la idea de que en caso de ganar la fórmula Alberto Fernández y Cristina Fernández de Kirchner (CFK), Argentina pasará a ser la próxima Venezuela.

La realidad detrás de las especulaciones es que desde el ala de los embajadores peronistas se discuten distintas posiciones con respecto a que hacer con Venezuela, aunque la mayoría de ellas sostienen que el reconocimiento a Juan Guaidó no es beneficioso para nadie, menos para Argentina. Aunque claro el debate sobre que hacer continúa.

En primer lugar, algunos creen que Guaidó no tiene el poder suficiente como para tomar el poder en Venezuela, algo que ya supo demostrar en reiteradas ocasiones, aunque la más recordada fue el pasado 30 de abril cuando intentó liderar un golpe de Estado tras liberar a Leopoldo López y fracasó porque no obtuvo el apoyo necesario de las fuerzas armadas. Todavía ese poder lo tiene Maduro en sus manos. 

Es así que algunos creen que apoyar a una figura política como Guaidó es un tanto inútil para el país que da su apoyo, en este caso Argentina. Principalmente porque en política exterior lo importante es estar en contacto con quien tenga el control de la situación. En caso de que Argentina necesite algo de Venezuela, quien podrá resolver cuestiones prácticas será en este caso Maduro, porque nos guste o no, lo consideremos un dictador o no, tiene el control territorial. Tanto por parte del Ejército, las empresas y los consulados.

Al único que esto no le interesa es al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, pero solamente porque el tiene otros planes sobre Venezuela, que en su mayoría consisten en instalarse en el territorio y explotar el petróleo, algo que por supuesto Maduro y su aliado ruso Vladimir Putin no va a permitir. Aunque bueno a Trump tampoco le están saliendo muy bien las cosas en el territorio caribeño.

Es así que el rechazo de Maduro no es lo más conveniente, aseguran algunos de los embajadores vinculados al peronismo. Si bien es justificable el apoyo a Guaidó, ya que la situación dictatorial de Venezuela no es agradable para nadie, algunos creen que lo mejor es reducir las relaciones con el país venezolano a vías diplomáticas, sin tomar ni una posición ni la otra. Además teniendo en cuenta que el apoyo a Guaidó fue una jugada de Mauricio Macri simplemente por seguir el accionar de otros países aliados como Estados Unidos o Brasil. 

Por otro lado el gran problema de muchos de los países que reconocieron a Juan Guaidó como presidente, es que ahora hay 2 embajadores por país, algo nunca antes visto y que trae más problemas o preocupaciones que lo que significa tener solo un embajador. Recordemos que Guaidó nombró vía Twitter a  Elisa Trotta Gamus, como representante venezolana en Argentina. En tanto, el representante del gobierno de Maduro continúa y nadie lo invitó a retirarse, que es lo lógico frente a rechazar el gobierno de Maduro.

Además, según los embajadores de carrera y vinculados al peronismo, una de las contradicciones más grandes que trae la situación venezolana en Argentina y el reconocimiento de Macri a Guaidó es que Maduro nunca atentó contra la Argentina, nunca existieron malas relaciones entre ambos gobiernos: entonces por qué desconocer un gobierno. Tal vez es solamente otra de las estrategias de campaña de Macri contra CFK, para hacerle la contra y porque tenían dos ideas distintas de gobernar, teniendo en cuenta las buenas relaciones que la ex presidenta tenía con Chávez y Maduro.

Pero aunque esa justificación fuera válida: ¿Por qué el gobierno de Macri nunca desconoció al gobierno iraní?, se preguntan algunos embajadores teniendo en cuenta que en Argentina se cree que el gobierno de la República Islámica de Irán estuvo involucrado por ejemplo en el atentado a la AMIA (embajada israelí), entre otras graves acusaciones.

Por último, una de las ideas que también se contempla es la situación de los argentinos y familiares venezolanos que viven en Venezuela, teniendo en cuenta que en épocas anteriores de crisis argentinas, el país caribeño funcionó como un país de escape, como hoy y desde el año 2014 aproximadamente funciona Argentina para ellos. Tengamos en cuenta que en la crisis del año 70 luego de la muerte de Juan Domingo Perón y en el 2001 cuando los ciudadanos no podían sacar dinero de los bancos y el presidente se había escapado en helicóptero, muchos confiaron en Venezuela, donde ya gobernaba Chávez.

Es así que de acuerdo a algunos embajadores vinculados con el peronismo, el apoyo de Mauricio Macri a Juan Guaidó no fue la mejor decisión. Si bien puede ser justificada de distintas formas, teniendo en cuenta la defensa por la democracia, el rechazo y condena al gobierno de Nicolás Maduro no es algo que haya ayudado al gobierno de Macri, ni siquiera fue bien justificado. 

Si bien por su parte el candidato a presidente Alberto Fernández todavía no se pronunció con respecto a la política exterior en Venezuela,  su candidata a vicepresidenta, CFK, fue vista como una de las mayores a aliadas al gobierno de Chávez y Maduro. No existieron comentarios por parte de Alberto es por eso que la gran pregunta es si se quedará en la misma línea que Macri o si se rendirá ante la ideología kirchnerista.

Al parecer los alineados al ala peronista ya mostraron su postura, pero en caso de que Alberto Fernández piense en apoyar a Maduro, el Grupo Lima y Estados Unidos ya tendrían que comenzar con las negociaciones para que Argentina no pase a ser del grupo de Bolivia, o peor que tome una tercera posición como la que hoy tiene el presidente de Uruguay, Tabaré Vázquez.