Leído

HUMEDAL ENTRERRIANO

Más allá de los incendios: las otros problemas de larga data que afectan (y destruyen) al Delta del Paraná

Lun, 10/08/2020 - 9:14pm
Enviado en:
Por Urgente24

A los ya "históricos" problemas que atraviesa el Delta entrerriano se sumó desde hace varios meses una ola de incendios que persiste con gran fuerza y amenaza con devastar el humedal que ya tanto daño ha sufrido a lo largo de los años con problemas aun eludidos por el Estado.

humedales.jpg
Más allá de los incendios: las otros problemas de larga data que afectan (y destruyen) al Delta del Paraná
Contenido

Desde hace varias semanas se desencadenan en el Delta entrerriano todo tipo de incendios que dejan devastado todo a su paso mientras la degradación del humedal continúa a una velocidad galopante que no es avizorada por los responsables de llevar a cabo políticas para mejorar la situación: “Ninguno de los funcionarios y políticos plantea el problema real de la destrucción del Humedal Delta del Paraná, ni pide cárcel para los que construyeron ilegalmente más de cinco mil kilómetros de caminos y diques”, afirmó al portal AIM el ingeniero Agrónomo Carlos Cadoppi.

Así, más allá de los incendios que ahora coparon la atención pública, Cadoppi remarca los problemas que el Delta entrerriano trae de antaño que no son tratados y apunta contra las autoridades al señalar que  “ninguno de todos los que hablaron sobre el tema pidió cárcel para los que construyeron ilegalmente más de cinco mil kilómetros de caminos y diques, ni para los que utilizan agroquímicos prohibidos en nuestro Humedal Delta cuyos residuos van al agua que consumimos más de dieciocho millones de personas, ni para los que cortaron clandestinamente ríos y arroyos inundando a quienes quedan aguas arriba”.

A modo de ejemplo para reflejar la situación, precisó que “un propietario que ya había cortado varios arroyos que derivaban por declive las aguas hacia el Río Uruguay, -el más importante el Arroyo Carqueja- terminó su obra apropiándose de terrenos de la dirección Provincial de Vialidad, cortando el préstamo de la ruta provincial 45, haciendo lo mismo con otros varios arroyos, para cerrar su campo. Abajo quedan más de 170 mil hectáreas condenadas a la inundación permanente”.

"En rigor, se trataba de arroyos que, además de la salida de aguas en épocas normales o de crecientes, ahora tienen el aporte del lavado de arenas que se destinan a vidrios y a Vaca Muerta. Para completar el cuadro del delito, se ven desde la misma ruta, durmientes y trozos de vías de Ferrocarriles Argentinos usados para cerrar las obras. La directora de Vialidad provincial, Alicia Benítez, no se dio por enterada pese a que le hiciera llegar la denuncia correspondiente en el mes de abril pasado”, continuó Cadoppi.

De acuerdo a lo consignado por el mencionado portal. no es la primera vez que el ingeniero agrónomo denuncia esta situación: de hecho habría denunciado en numerosas ocasiones hechos de ésta índole pero del otro lado no encontró la respuesta que buscaba. 

De acuerdo a Cadoppi, "aplicar técnicas agronómicas diseñadas para tierra firme, construir clubes náuticos cambiando el humedal por tierra firme y sistemas acuáticos, aplicar herbicidas e insecticidas no aprobados para ser utilizados los humedales, cortar cursos de agua, es lo que se hizo hasta ahora, que trajo como consecuencias que las 300 mil hectáreas del Delta bonaerense perdieran la capacidad de hacer aportes ambientales, productivas y sociales”, reporta AIM.

Entre Ríos, por su parte con 1,4 millones de hectáreas de humedales, marcha por el mismo camino. “Esta es la situación que debemos revertir, todas las herramientas técnicas y científicas demuestran que es posible hacerlo. Es fundamental revertir los daños de las obras clandestinas y garantizar el natural escurrimiento de las aguas en el Delta. También es clave que se potencien desde el Estado Nacional aquellas actividades productivas y sustentables, para que además de tener un Humedal sano, que además sea productivo. Nadie mejor que un isleño para cuidar al Delta”.

Clave la generación de debate

“Un proyecto de ley presentado en la Cámara Baja de Entre Ríos sobre el manejo de nuestro humedal es, a mi entender, una pieza fundamental para abordarla con honestidad intelectual y comenzar a resolver el problema. El Humedal Delta del Paraná tiene una inmensa potencialidad productiva, económica, social y ambiental que estamos destruyendo inexorablemente”, concluye Cadoppi.