JUNTOS BIEN Memoria > olvido > cerebro

TE INTERESA

Soy joven y tengo mala memoria: Esta es la increíble razón

A todos nos pasa, pero cuándo la memoria y los despiestes son realmente un problema y por qué se nos olvidan las cosas siendo jóvenes.

La memoria, el olvido. A todos nos pasa en algún momento de nuestras vidas. Nuestro cerebro es una máquina muy bella, pero compleja (tanto que hay muchas preguntas por resolver sobre Alzheimer y la demencia). A Delfina le preocupa:

"A veces quiero expresar una idea y no me sale una palabra que necesito para expresar la idea... un concepto, un sustantivo".

Tal vez, has sentido lo mismo que 'Delfi' (como le llaman):

Eso me enloquece. Eso me enloquece.

Pero, ¿Por qué olvido tan rápido? ¿Significa que tengo pérdida de memoria? ¿Qué causa la pérdida de memoria en jóvenes? ¿A qué edad se empiezan a olvidar las cosas?

¿Qué es el olvido?

El Diccionario de la Real Academia Española define el olvido como el "hecho de no recordar algo concreto". Bastante simple.

Psicológicamente hablando, el olvido es la acción involuntaria que consiste en dejar de recordar (o de almacenar en la memoria) la información adquirida: ¿Olvidar el lugar donde colocamos las llaves, una cita, el nombre de un compañero, una palabra?

A Delfina le pasa con las palabras, no con nombres de artistas o películas, sino con ciertos términos.

"Es como si yo quisiera decirte que algo es transitorio, por ejemplo, y no me saliera la palabra transitorio, eso me mata, porque encimase que existe, se cuál palabra es, pero no me sale", confiesa.

De hecho, a veces sólo recuerda las letras entremezcladas:

Podría ser que, sé que la palabra que busco tiene T, R, N, pero no se en qué orden. Podría ser que, sé que la palabra que busco tiene T, R, N, pero no se en qué orden.

¿A qué edad se empiezan a olvidar las cosas?

A menudo, asociamos el olvido con la vejez, y sí, a medida que pasan los años nuestro cerebro se va apagando. Pero hay una edad específica que se relaciona con la memoria y el olvido.

Selene Cansino Ortiz, investigadora del Laboratorio de Neurocognición de la Facultad de Psicología de la Universidad Nacional de Misiones (UNAM), indica que:

A partir de los 21 años, nuestras experiencias se olvidan en menos del 1% por año. A partir de los 21 años, nuestras experiencias se olvidan en menos del 1% por año.

Según Ortiz, la memoria ejerce un control cognitivo para eliminar la información que le parece irrelevante, y lo hace a través del olvido. Si recordamos sólo asociaciones o inferencias sobre lo que experimentamos, será información útil para afrontar posteriores situaciones y adaptarnos a nuevas circunstancias, indica un artículo de la UNAM.

Eso también explicaría por qué nuestra memoria no es tan buena a los 30 o 40, y por qué es más fácil aprender un idioma o estudiar una carrera cuando somos más jóvenes. Entonces...

¿Es malo olvidarnos de las cosas?

Andrew Budson, profesor de neurología de la Facultad de Medicina de la Universidad de Boston, explicó a la BBC:

Lo creas o no, la memoria alcanza su punto máximo a los 20. Lo creas o no, la memoria alcanza su punto máximo a los 20.

Pero, ¿Qué es normal (y qué no) en el olvido? ¿Cuándo la mala memoria y los despistes son un problema?

Según el especialista, con la edad se producen tres cambios en la memoria que se consideran normales y forman parte del proceso natural de envejecimiento

  1. La gente empieza a necesitar que a veces le repitan algo varias veces
  2. Cuando intentamos recuperar un recuerdo, tardamos un poco más en conseguirlo
  3. A veces necesitamos una pista para poder recuperar la información

Lo malo o lo que debería alarmarnos es si la información puede o no puede ser recuperada, incluso con ayuda de tiempo y pistas.

En este caso, o cuando la pérdida de memoria impide hacer nuestras actividades cotidianas, es hora de visitar al médico.

De todos modos, aunque usemos pistas y podamos recuperar la información, muchos se preguntan ¿Me dará Alzheimer o demencia?

Y aunque, la ciencia se ha encargado de aclarar que no toda pérdida de memoria es demencia o Alzheimer, el olvido no deja de ser preocupante. Tampoco para Delfina:

Es horrible cuando se te escapa una palabra muy familiar y luego te quedas insegura y empiezas a olvidar. Es horrible cuando se te escapa una palabra muy familiar y luego te quedas insegura y empiezas a olvidar.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario