ACTUALIDAD Martín Llaryora > Río Cuarto > elecciones

ELECCIÓN

Martín Llaryora y otra victoria para el "partido cordobés"

El Gobernador de Córdoba se quedó con los laureles de la batalla de Río Cuarto. Además, mostró que la campaña de gestión no está muerta.

El escenario previo al 23 de junio pasado resultaba insólito para el PJ cordobés en los últimos 25 años. A esa fecha, el espacio llegó dividido por la decisión de Adriana Nazario de dar continuidad a sus aspiraciones de intendencia a pesar de los pedidos de unidad de Llaryora.

Embed - https://publish.twitter.com/oembed?url=https://x.com/JSchiaretti/status/1805023702943519191&partner=&hide_thread=false

Con esa ecuación consumada, el oficialismo cordobés se expuso a un terreno impropio y desconocido, enfrentando una lista alterna que podría haber restado potencia a la defensa de la administración que hasta aquí fue encabezada por Juan Manuel Llamosas. Además, con ese tablero, las acciones que crecieron fueron las de Gonzalo Parodi, el radical que obtuvo la anuencia de la estructura que supo identificarse con Juntos por el Cambio.

Así, con los roles invertidos teniendo en cuenta las últimas tendencias de la oposición cordobesa, el PJ tuvo que desenfundar la maquinaria electoral que aseguró la prosperidad política de las últimas dos décadas. Y una vez más, la campaña no falló.

Llaryora De Rivas 4.jfif

Martín Llaryora le puso el cuerpo

Con numerosas visitas en las últimas semanas, el mandatario cordobés repitió la receta del 2023. Haciéndose presente en cada oportunidad posible, Llaryora buscó inflar a un De Rivas que corría con la desventaja del desconocimiento.

En ese sentido, fuentes del oficialismo provincial se atrevieron a comparar el proceso de campaña con el que llevó a Daniel Passerini a ser el nuevo intendente de Córdoba capital. Aunque ese escollo no contó con la división del PJ, si tuvo un fuerte enfrentamiento con el radicalismo en un bastión del partido centenario.

Embed - https://publish.twitter.com/oembed?url=https://x.com/NataliaDLSok/status/1805063901463122429&partner=&hide_thread=false

Como plato fuerte, el ex intendente de Córdoba y San Francisco llevó hasta el sur cordobés la promesa de cumplir con la obra de la autovía entre Holmberg y Río Cuarto. Un desarrollo recientemente transferido por Nación a la Provincia, y que resulta clave para la logística del área productiva.

Esa apuesta fue la demostración principal de un concepto que creció con Juan Schiaretti y fue heredado por Llaryora: municipio y provincia trabajan mejor juntos. Algo que podrá reproducirse nuevamente, ahora con De Rivas.

A ello se sumaron una serie de anuncios para productores cuya cabecera es Río Cuarto y toda el área de influencia.

El ensayo del “partido cordobés”

A las certezas provinciales que brindó la victoria en Río Cuarto se sumaron algunas con proyección nacional. Según el entorno del gobernador, el resultado riocuartense apuntaló el concepto de “partido cordobés” que Llaryora intentaría exportar a todo el país en un futuro no tan lejano.

Embed - https://publish.twitter.com/oembed?url=https://x.com/MartinLlaryora/status/1805058815022252108&partner=&hide_thread=false

Esa idea, que busca nuclear dirigentes de diversos espacios orientando las campañas en la gestión y no tanto en lo meramente político, sería el nuevo producto que creció un poco más con el triunfo oficialista del domingo por la noche. Cuestión que vendría a derribar “la grieta” y el impulso ideológico como principal combustible en el cuarto oscuro.

Embed - https://publish.twitter.com/oembed?url=https://x.com/MartinLlaryora/status/1805044933595713734&partner=&hide_thread=false
FUENTE: Urgente 24