ARGENTINA QUEBRÓ

Ay, Macri/Dietrich: La financiación de las PPP, puro chamuyo

15 días pasaron desde que el presidente Mauricio Macri y su ministro de Transporte Guillermo Dietrich tiraron la Casa Rosada por la ventana al revelar a la prensa amiga que había una "hoja de ruta" y una "alta intencionalidad de participar" por parte del gobierno de Trump para el financiamiento de los proyectos de infraestructura de Participación Público-Privada. Sin embargo, los motores para el soterramiento del tren Sarmiento se apagaron y 100 trabajadores se encuentran suspendidos.

La carrera electoral del gobierno de Mauricio Macri comienza a preocupar a los socios del PRO en la alianza Cambiemos. Uno de los motores esenciales para endulzar al electorado -obra pública- se está apagando por completo. Si bien la Casa Rosada había anunciado off the record que estaba todo dado para que el gobierno de Donald Trump financie los principales proyectos, se acaba de conocer la noticia de que el soterramiento del tren Sarmiento está en modo off.

Por tal motivo, más de 100 trabajadores fueron suspendidos cuando siquiera habían excavado el 50% del total. Es decir, llevaban 7 kilómetros de los 18.

También cesó la fabricación de anillos de cemento (dovelas) para el túnel. Y suspendieron unos 20 contratos con proveedores del Consorcio Ghella y Sacde, que tenían a su cargo los 60 camiones que transportaban el barro que se sacaba del túnel y la provisión de insumos, como armazones de hierro y el cemento para las dovelas, entre otros, indicó Clarín.

"Nosotros teníamos 24 camiones, pero nos dijeron que los teníamos que sacar a todos, antes del 31 de enero. Así que ya no vamos más ahí", dijo al mencionado diario un ex empleado de Mautino Construcciones, que ahora está sin trabajo. Este miércoles fue desmontada la hormigonera del obrador de Haedo, y los camiones se llevaron piedra, arena y cemento. Además, levantaron los containers.

"Nos habían dicho que íbamos a trabajar acá seis años, pero pasaron sólo dos años y ya nos echaron", se lamentaba este miércoles uno de los trabajadores despedidos.

La situación es muy compleja porque no se trata sólo del Sarmiento. Los intendentes reclaman solución a las obras prometidas, por las que le patean los despachos por fuentes laborales.

La realidad es que la Argentina está quebrada.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario