EL SÍNODO QUE VIENE

Tormenta entre los católicos alemanes puede impactar en el Vaticano

Alemania registró una desafiliación masiva de católicos apostólicos romanos desde que estalló el escándalo de abuso sexual por parte del clero en 2010. Sólo en 2020, 402.000 católicos abandonaron la iglesia, el mayor éxodo de 1 año en la historia.

Alemania registró una desafiliación masiva de católicos apostólicos romanos desde que estalló el escándalo de abuso sexual por parte del clero en 2010. Sólo en 2020, 402.000 católicos abandonaron la iglesia, el mayor éxodo de 1 año en la historia.

Para comprender las causas de la crisis de abuso, los obispos alemanes encargaron un estudio en 2018, que reveló miles de casos de abuso. Una conclusión fue que el abuso resultó posible no sólo porque hubo individuos corruptos sino también a causa de las estructuras de poder de la iglesia y la cultura del secreto en torno a la sexualidad. 

Entonces, resolvieron convocar la vía sinodal, enfocándose en 4 áreas relacionadas con el poder y la sexualidad.

El tema ha resultado muy polémico, en especial para el ala conservadora de los católicos apostólicos romanos, predispuestos a arrojar la basura bajo la alfombra antes que introducir cambios que puedan afectar la tradición, un valor tan o más importante para ellos que la Biblia.

Religiosos y laicos

Collen Dulle escribe en la revista de los jesuitas estadounidenses, American Magazine, y también participa del pódcast 'Inside the Vatican', espacio en el que el obispo alemán  Franz-Josef Overbeck explicó:

"El abuso sexual tiene un solo origen, [y es] el uso incorrecto del poder en nuestra iglesia. Algunos obispos, algunos sacerdotes, no hicieron bien su tarea, pero no fueron detenidos ni por quienes ejercían la jerarquía ni por otras personas, otros fieles. Y entonces esto no es solo una cuestión del poder de los obispos y sacerdotes, sino también... el empoderamiento de los laicos".

Cuando, a mediados de 2019, en Alemania se anunciaron las áreas de estudio centradas en la autoridad y la sexualidad, el pontífice Francisco escribió una carta a los católicos alemanes advirtiéndoles contra la tentación de la independencia. 

Es un tema sensible. Solamente el patrimonio neto de la Diócesis de Colonia es mayor que el del Vaticano.

Luego, las contribuciones intelectuales de los católicos alemanes desde la época de la Reforma (de hecho, Martin Lutero fue uno de ellos) hasta el pontífice emérito Benedicto XVI.

El Papa instó al sínodo a hacer de la evangelización su objetivo principal. Pero, para la mayoría de los católicos alemanes, eso sería escapar por la tangente. En ese punto, dijeron muchos de ellos, Francisco terminó corroborando que la agenda vaticana no es la agenda de los católicos alemanes.

Para satisfacer a Francisco, 2 obispos alemanes redactaron una propuesta para un camino sinodal centrado en la evangelización, según Dulle con grupos de estudio sobre temas como la pastoral juvenil, pero la propuesta fue rechazada. 

El ataque

El ataque a lo que se llama 'la vía sinodal' para intentar resolver la crisis en Alemania argumenta que:

## es un intento de cambiar la doctrina de los católicos, y 
## su estructura es ineficaz.

El cuestionamiento a los obispos alemanes es especialmente intenso desde católicos estadounidenses.

Abonan este argumento con el reciente movimiento en Alemania para bendecir a parejas del mismo sexo en desafío al Vaticano. Sin embargo, según America Magazine, la Conferencia de Obispos alemanes se opuso a las bendiciones. En todo caso quedó en evidencia la tensión que a veces existe entre los obispos y las bases progresistas en Alemania. 

Dulle afirma que nadie en Alemania está hablando de romper con Roma o intentar cambiar la doctrina sin la aprobación de Roma, incluso si ninguna de sus propuestas fuese aceptada.

Y un Sínodo puede ser una oportunidad de diálogo franco.

Bueno, para desgracia de Dulle, algunos historiadores recuerdan que Lutero tampoco quería romper con Roma. Fue Roma quien, decidida a no frenar la financiación que obtenía con la venta escandalosa de indulgencias, la que rompió con Lutero.

Thomas Schueller, director del Instituto de Derecho Canónico de la Universidad de Münster, explicó que le preocupa que la 'vía sinodal' pueda resultar ineficaz porque no es vinculante para los obispos y que él hubiera preferido una estructura sinodal aprobada por Roma, tal como ocurrió en el Sínodo de Würzburg, en la década de 1970, en la que tanto los obispos como los laicos pudieran votar.

El Vaticano comparte esta visión de Schueller.

Schueller aclaró que “peleamos como hermano y hermana” sobre temas como la sexualidad, pero "nadie en Alemania cuestiona nuestro credo o la constitución papal-episcopal de nuestra iglesia".

La estructura

La 'vía sinodal' (en alemán, 'Synodaler Weg') es un grupo de 230 personas que incluye a todos los obispos alemanes, además de representantes de órdenes religiosas, movimientos laicos, diócesis y parroquias, universidades, consultores de otras iglesias y expertos en los campos en discusión.

El grupo se enfoca en 4 áreas de estudio: 

## poder y separación de poderes en la iglesia; 
## relaciones y sexualidad; 
## ministerio sacerdotal, incluidas conversaciones sobre el celibato; y 
## mujeres en ministerios y oficinas en la iglesia.

El grupo completo sólo se ha reunido 2 veces: una vez en forma presencial y una vez vía Zoom a causa de la pandemia de Covid-19. 

Pero existen 'foros' de 40 personas enfocados en cada una de las áreas de estudio.

Aún no está claro cuándo o cómo terminará el proceso. Estaba previsto que durara desde 2019 a 2021, pero la pandemia retrasó el proceso. 

La idea es votar las resoluciones en el 2do. trimestre de 2022, de modo que sus recomendaciones puedan ser la contribución de Alemania al proceso sinodal mundial iniciado por Francisco y que concluirá en 2023.

En un sínodo ordinario, los obispos se reúnen para discutir un tema de interés para la iglesia en su región. Pero en el caso alemán fue organizado por los obispos alemanes en colaboración con el Comité Central de Católicos Alemanes (ZdK), el más grande de los grupos que representan a los católicos laicos.

Ambas partes querían que los laicos pudieran votar las decisiones del proceso sinodal, por lo que evitaron la estructura convencional.

A causa de que las normas y estatutos de la Iglesia Católica Apostólica Romana no permite que los laicos impongan una decisión a un obispo, las decisiones del sínodo serán recomendaciones. 

Cada obispo tendrá que decidir por su cuenta si y cómo implementar las decisiones del grupo en su propia diócesis.

Por supuesto, habrá presión sobre los obispos por parte de los laicos para que promulguen los cambios después de un proceso consultivo tan largo. 

Dulle recuerda que Juliane Eckstein, investigadora de la Escuela de Graduados de Filosofía y Teología Sankt Georgen, en Frankfurt, Alemania, y participante en el foro, dijo: “Legalmente, no es vinculante; moralmente, lo es".

El grupo votará las propuestas en 3 niveles:

## Propuestas locales que cada obispo puede implementar en su propia diócesis. 
 
## Cambios al Derecho Canónico. Serán las recomendaciones a Francisco acerca de algunos cambios. Por ejemplo, revisar la norma que le da a un sacerdote la última palabra sobre las finanzas de una parroquia.

## Un concilio ecuménico. Algunos cambios, tales como la ordenación de mujeres, requerirían una consulta con toda la Iglesia Católica y por eso se propondría un concilio ecuménico, el primero desde el Vaticano II.

¿Cómo ha respondido Francisco a la evolución del proceso desde su carta? 

No hizo ningún comentario oficial. Sin embargo, Dulle afirma que mucha gente consideró un comentario que hizo en noviembre de 2020 como referencia:

"A veces siento una gran tristeza cuando veo una comunidad que, con buena voluntad, toma un camino equivocado porque piensa que está haciendo iglesia a través de tertulias, como si fuera un partido político: la mayoría, la minoría... Esto es como un sínodo, un camino sinodal que debemos tomar. Me pregunto: “¿Dónde está el Espíritu Santo ahí? ¿Dónde está la oración? ¿Dónde está el amor comunitario? ¿Dónde está la Eucaristía? Sin estas cuatro coordenadas, la iglesia se convierte en una sociedad humana, un partido político."

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario