Leído

'SILENZIO STAMPA' EN JXC

Ciccone: Denuncian que el macrismo le pagó con un hotel a Vandenbroele

Vie, 07/02/2020 - 6:44am
Enviado en:
Por Urgente24

El Destape, que dirige el kirchnerista Roberto Navarro, publicó documentos oficiales del programa de Protección de Testigos en donde consta que Alejandro Vandenbroele, cuya declaración fue fundamental en el juicio Ciccone por el cuál Amado Boudou fue condenado a prisión, recibió fondos públicos por $1.500.000 para poner un hotel boutique en Mendoza. "Estoy consternada: no puedo creer que le pusieran un hotel a Vandenbroele" sostuvo Graciana Peñafort, abogada del ex vicepresidente.

Alejandro Vandenbroele durante el juicio por el caso Ciccone (Foto: NA).
Alejandro Vandenbroele durante el juicio por el caso Ciccone (Foto archivo NA).
Contenido

Una investigación del periodista Ari Lijalad para El Destape, que dirige el kirchnerista Roberto Navarro, asegura que el gobierno de Mauricio Macri otorgó fondos millonarios para el armado de un hotel boutique a Alejandro Paul Vandenbroele, cuya declaración fue fundamental en el juicio Ciccone por el cuál Amado Boudou fue condenado a prisión. De momento, ningún ex funcionario macrista habló al respecto.

El Destape asegura haber accedido a documentos secretos donde queda al descubierto la maniobra por la cual el programa de Protección de Testigos, que funcionaba bajo la órbita del ministro de Justicia Germán Garavano, "fue utilizado para presionar, direccionar y premiar a arrepentidos que cumplieran su tarea: apuntar a ex funcionarios K. En este caso, al ex vicepresidente Amado Boudou".

Se trata del hotel boutique La Masía que el arrepentido Vandenbroele gestiona en Mendoza gracias a fondos que le proveyó el gobierno de Macri. Casualmente, en las últimas horas, la página web del hotel se encuentra fuera de servicio.

Según la investigación periodística, el 24 de agosto de 2018 Carlos Linsalata, quien en ese momento manejaba el caso Vandenbroele en el programa de Protección de Testigos, envió una nota a sus superiores, que consta en la foja 515 del legajo al que accedió El Destape, donde pide $1.500.000 para un proyecto laboral para Vandenbroele. Y argumenta: “Cabe destacar que el día 07 de Agosto pasado fueron condenados a prisión con cumplimiento efectivo por más de 5 años el Ex Vicepresidente de la República Argentina el Sr. Amado Boudou”.

Image
Documento publicado por El Destape sobre los pagos a Vandenbroele
Documento publicado por El Destape sobre los pagos a Vandenbroele

En el folio 644 del legajo de Vandenbroele consta que el 9 de junio de 2019 el titular del programa de Protección de Testigos, Francisco Lagos, le entregó $300.000 “como anticipo destinado a la instrumentación e implementación del proyecto de inversión (…) de un desarrollo turístico, identificado como una posada bajo el nombre ‘POSADA LA MASIA’”. El contrato de locación de La Masia, sin embargo, tiene fecha del 1 de enero de 2019, seis meses antes. Fue por 2 años, hasta el 31 de diciembre de 2020. Lo firmó el propio Vandenbroele y dejó un depósito de garantía de 1.500 dólares que no se detalla de donde salieron. Vandenbroele insite en varias notas al Gobierno que no tenía dinero para mantenerse, así que, se deduce, no deben haber salido de su bolsillo. En el legajo consta también un pago al dueño del inmueble por $60.000 con fecha del 28 de noviembre de 2018, o sea, antes incluso de la firma del contrato. "Todo el legajo de Vandenbroele tiene este tipo de contradicciones temporales, indicador de que todo se hizo de manera irregular", asegura Lijalad.

Image
Documento publicado por El Destape sobre los pagos a Vandenbroele
Documento publicado por El Destape sobre los pagos a Vandenbroele

La idea de poner un hotel fue del propio Vandenbroele, que le propuso al gobierno de Macri que le aportara los fondos para poder armar ese negocio para mantenerse fuera de la asignación mensual que reciben los testigos protegidos. La inversión inicial que calculó y pidió Vandenbroele fue de $1.944.000. Vandenbroele se lo comentó por teléfono a Linsalata, su control del programa de Protección de Testigos, y luego le escribió un mail el 5 de diciembre de 2018 donde le dio más detalles.

De los $300.000 que recibió de anticipo Vandenbroele gastó todo y más. En su primera rendición quedó con un rojo de $77.514. Debe haber recibido otra tanda de $300.000, que rindió a los pocos días, esta vez habiendo gastado solo $73.865.

Image
Documento publicado por El Destape sobre los pagos a Vandenbroele
Documento publicado por El Destape sobre los pagos a Vandenbroele.

En el legajo consta que el 20 de enero de 2019 Vandenbroele le pagó $280.000 a la decoradora de interiores Carolina Ramal en concepto de “Mobiliario, decoración y elementos artísticos”. El 17 de febrero de le pagó otros $240.000 por el diseño, asesoría, restauración mobiliario, imagen gráfica y dirección de obra. Todo antes de recibir formalmente los fondos públicos. "O Vandenbroele tenia dinero o aparte de lo que figura en los papeles recibió aún más fondos por fuera incluso del sistema ya de por sí irregular", conjetura el periodista

Según la documentación de su legajo, en agosto de 2019 Vandenbroele recibió más fondos. Le dieron $40.000 el 7 de agosto y otros $300.000 el 16. En el acta de esta última entrega consta que ya le habían dado un total de $600.000. El 9 de octubre le entregaron $200.000 más.

Image
Documento publicado por El Destape sobre los pagos a Vandenbroele
Documento publicado por El Destape sobre los pagos a Vandenbroele.

Vandenbroele ingresó al programa de Protección de Testigos el 13 de noviembre de 2017. Su legajo, al que accedió El Destape, parece mostrar que estaba todo coordinado entre el juez Ariel Lijo y el gobierno de Macri. Ese día, el juez Lijo pidió la incorporación provisoria de Vandenbroele al programa en “carácter de muy urgente”. La nota ingresó a las oficinas del programa de Protección de Testigos al día siguiente, según consta en el matasellos de ingreso al Ministerio de Justicia. Sin embargo, el acta de ingreso de Vandenbroele al programa tiene fecha del 13, o sea, antes de que llegue la nota del juez Lijo. La firma Guillermo Gresia, asesor legal del programa. Varios documentos posteriores también tienen fecha del 13.

Entre las medidas que toma el Programa de Protección de Testigos está la relocalización de los testigos y su reinserción social, además de asignarle un ingreso mensual para sus gastos. Vandenbroele fue relocalizado en Mendoza, en el barrio privado Vistalba, Chacras de Coria. El costo inicial de la relocalización fue de $580.000, autorizados el 27 de febrero de 2018 por Lagos. Al mes ya habían autorizado $680.000. En teoría debía ser una ubicación secreta pero era vox populi. El propio Vandenbroele dio cuenta de esto en un mail del 20 de mayo de 2019 con el asunto “Periodista de Radio Mitre” donde le dijo a Adamowicz que había aparecido una periodista de ese medio en la puerta de su casa. "

Vandenbroele recibió una asistencia mensual que, según él, nunca le alcanzaba. En su legajo se ve que tuvo una relación de tire y afloje con el programa de Protección de Testigos. En 2018 recibía $60.000 mensuales y él reportaba gastos por $90.000. En su legajo constan varios mails de Vandenbroele a Linsalata donde le reclama más dinero. Con el tiempo se lo subieron a $75.000.

A principios de 2018 Vandenbroele escribió vario mails reclamando dinero. El 20 de marzo Lagos autorizó $200.000 para cubrir esos reclamos. El 2 de mayo de 2019 Vandenbroele pidió que le incrementen la asignación “para poder paliar en algo los efectos de la inflación”.

Cabe recordar que la causa Ciccone fue divida en dos partes por el juez Lijo. Un expediente investigaba la responsabilidad del ex banquero Raúl Moneta y otro, mientras que el otro se centró en la participación de Boudou. Esta última fue elevada rápidamente a juicio.

Vandenbroele acordó con el juez Lijo su colaboración como arrepentido en la primera causa. La segunda, que apuntaba a Boudou, ya estaba en instancia de juicio donde la propia ley del Arrepentido impide que se sumara como tal. Pero Lijalad asegura que "le encontraron la vuelta: lo hicieron declarar en el juicio el 10 de abril de 2018, cuando ya llevaba varios meses bajo el ala del programa de Protección de Testigos. Por ese motivo su abogado pidió que declarara primero y que Boudou saliera de la sala. Vandenbroele no declaró ahí como arrepentido pero se sobreentiende. Y, de hecho, los propios jueces dijeron que su testimonio sería  'valorado para atenuar las penas que corresponderá aplicársele por los hechos que los acusadores les han atribuido'".

En la sentencia contra Boudou queda claro que los jueces le dieron “carácter confesorio” a la declaración de Vandenbroele. "Como a nadie escapa, casi 8 años después, Alejandro Paul Vandenbroele, al prestar declaración en el debate quebró el pacto de silencio, confesó su participación en los hechos y brindó un relato pormenorizado sobre algunos sucesos relevantes de la causa, en los que tomó parte o pudo conocer de diversas maneras, dice la sentencia”. Los jueces también dicen que “al momento de prestar declaración, Vandenbroele vertió un genuino relato confesorio” que “ha contribuido a acreditarlos en parte y a sustentar las imputaciones que, la Fiscalía y las querellas”.

Boudou terminó condenado a 5 años y 10 meses de prisión, mientras que le pena para Vandenbroele fue bastante menor: 2 años de prisión en suspenso y obligación de hacer tareas comunitarias.

# Peñafort: "Estoy consternada: no puedo creer que le pusieran un hotel a Vandenbroele"

La abogada de Boudou, Graciana Peñafort, se manifestó "consternada" ante esta investigación periodística. "En el caso de Boudou los jueces no tenían pruebas: tenían el libro de (Hugo) Alconada Mon que no era prueba: no había más que eso", sostuvo en diálogo con Radio El Destape.

La abogada recordó que quien "aportó una prueba, que no pudo acompañar con documentación, fue Vandenbroele, y en base a eso lo condenaron a Boudou".

"Estoy consternada: no puedo creer que le pusieran un hotel a Vandenbroele" sostuvo Peñafort, y contó que "nosotros reclamamos todo el tiempo eso que estás mostrando, nunca nos lo quisieron dar: se negaron a darnos esa información", en relación al legajo del Programa de Protección de Testigos de Alejandro Vandenbroele.

Image
Peñafort y Boudou (NA).
Peñafort y Boudou (NA).

En el juicio por el caso Ciccone, "Vandenbroele fue crucial porque fue el testigo que puso a Boudou en la 'escena del crimen', cuando en realidad era un ministro de Economía ejerciendo sus actividades normales", dijo Peñafort.

"Sabíamos que había algo raro con Vandenbroele y ahora vemos que para la prisión de Boudou le pagaron con un hotel", sostuvo la abogada y cuestionó que "para el macrismo la libertad de alguien cuesta un millón y medio de pesos: es tremendo".

Luego, en su cuenta de Twitter, dio más precisiones: