DRAMÁTICA CONCLUSIÓN

Final: Rusia descarta hallar los restos del ARA San Juan

La noticia es desoladora aunque previsible: todos los datos ya han coincidido aunque falta coincidir en el cómo sucedió el estallido. La tradujo y envió lo más rápido que pudo Hernando Kleimans (no es fácil escribir la traducción en un teléfono celular y menos en camino a la costa atlántica).

 

MOSCÚ (Nóvosti). "El submarino argentino 'ARA San Juan' pudo hundirse a una profundidad de 6.000 metros y destruirse bajo la presión del agua. Las chances de hallar sus restos son mínimas", afirmó el almirante Vladímir Valúiev, famoso submarinista ruso y ex comandante de la flota del Báltico.

Los dichos del marino ruso explican la retirada del "Iantar", el buque oceanográfico de su país que hasta el viernes cumplió tareas de búsqueda en la zona de la catástrofe. Sin embargo, el aparato sumergible teledirigido ruso "Pantera pPlus" continúa el rastrillaje en el Mar Austral argentino.

La tragedia pudo ocurrir en el borde de dicho mar, con profundidades de 200 metros a 300 metros, luego del cual comienza un abrupto abismo que llega a profundidades cercanas a los 6.000 metros.

Como consecuencias de defectos técnicos, el submarino podía sumergirse con seguridad hasta no más de 100 metros (según las características táctico-técnicas, la profundidad de sumergimiento del "San Juan" era de 300 metros).

"A juzgar por las últimas informaciones -dice el almirante Valúiev- el submarino pudo hundirse a una profundidad de 6.200 metros. Se supone que a su bordo ocurrió un potente estallido que provocó la destrucción del cuerpo. Luego la nave, tras perder la estabilidad horizontal, a gran velocidad se precipitó hasta el fondo. A tal profundidad, el cuerpo del submarino indudablemente fue aplastado por la presión del agua".

Según su opinión, "las posibilidades de hallar los restos en estas condiciones son mínimas".

El almirante comentó que lamentablemente no todos los restos de submarinos hundidos se encuentran en plazos cortos. "En 1968 durante medio año buscaron los restos del submarino atómico norteamericano 'Skorpion'. Más de tres décadas tardaron en descubir el hundido submarino israelí 'Dakar'. Y el 'Minerva' un submarino francés hundido prácticamente en la costa mediterránea en 1968 hasta hoy no ha sido hallado".

"Las informaciones señalan -agregó Valúiev- que a bordo del 'San Juan' no había suficiente cantidad de máscaras de oxígeno y los medios de salvamento no estaban aptos para su uso. En este caso estos son detalles insignificantes si se consideran todas las circunstancias de la catástrofe: el ingreso de agua al sector de baterías que provocó el incendio y el ulterior y potente estallido. Esto condujo a la instantánea muerte de la tripulación".

Qué pasó

Desde hace tiempo se ha instalado que el submarino estaba realizando actividades de 'juegos de guerra' que lo puso en riesgo ante fuerzas británicas, por lo menos. Urgente24 lo ha publicado.

Pero antes, Santiago Cúneo realizó por Crónica TV una denuncia sobre el hundimiento del ARA San Juan:

Ahora la web Infobae avanza al respecto. Según la "Orden de Operaciones del Comando de la Fuerza de Submarinos" N° 04/17, fechada el 24 de octubre de 2017, el submarino ARA San Juan debía "obtener reconocimiento preciso" y "localización, identificación, registro fotográfico/fílmico" de aeronaves militares y logística (RAF 130) que responden a la gobernación de las Islas Malvinas y a la Real Fuerza Aérea británica. El escrito precisa que debía recolectar información sobre varios buques, entre ellos el "BP CFL HUNTER", el "HMS CLYDE" y el "FPV PROTEGAT".

El documento al que accedió Infobae:

"(...) La instrucción, rotulada como "CONFIDENCIAL" por la comandancia de la Armada, es precisa. Además de fiscalizar la presencia de pesqueros extranjeros que desarrollan su tarea comercial "fuera de las 200 millas", la tripulación tenía la misión de realizar inteligencia sobre parte de la flota y la aviación de guerra y comercial inglesa con base en las Islas Malvinas.

El dato, desconocido hasta hoy, fue negado ante reiteradas consultas periodísticas y de los familiares de los tripulantes por el Ministerio de Defensa y por la Armada. Fuentes militares consultadas por Infobae no descartan que en el marco de dichas operaciones el buque de guerra argentino haya sido detectado fuera de la Zona Económica Argentina por naves de patrullaje británica.

De ser así, la maniobra podría haber sido interpretada como una invasión a lo que consideran una zona de conservación pesquera de las Malvinas. Esta podría ser una de las razones por las cuales el ARA San Juan era vigilado de cerca en una misión anterior por un submarino nuclear, según surge de los reportes confidenciales publicados por este medio la semana pasada. Se desconoce hasta ahora si el capitán Pedro Martín Fernández reportó a sus superiores un contacto similar en la última navegación iniciada en Ushuaia.

En la cartografía británica, parte de la zona hacia donde había sido destinado el submarino está señalada como de prohibición de pesca para buques no autorizados por la gobernación de las Islas Malvinas y es patrullada por naves rápidas inglesas, similares a las utilizadas por la Prefectura Naval Argentina para proteger las riquezas naturales en el mar.

Para que no queden dudas sobre la zona en la que el submarino desaparecido debía realizar sus operaciones de fotografía, localización e identificación, la orden estableció un área de patrullaje denominada "Juliana". Abarcaba una amplia superficie comprendida por las latitudes y longitudes 46° 00′ S, 61° 30′ W- 46° 00′ S, 59° 34′ W- 47° 50′ S, 60° 24′ W, 47° 50′ S, 62° 20′ W , cuya proyección demuestra que el submarino y sus tripulantes debían navegar en un área que el Reino Unido considera como propia. (...)".

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario