Leído

FOREIGN POLICY

Coronavirus: Lo que la ciencia sabe sobre cómo se transmite, qué síntomas tiene y cómo se previene

Lun, 27/01/2020 - 4:56pm
Enviado en:
Por Urgente24

La enfermedad suele presentar síntomas leves durante la primera semana, para avanzar muy rápido la segunda. En algunos casos, puede derivar en neumonías graves. Todavía no se conoce el período exacto de incubación, ni si la transmisión del virus puede acontecer antes de la aparición de los síntomas (como el sarampión), o si se va volviendo más contagiosa cuanto más avanzada está la enfermedad (como el Ébola). De los pacientes con el sistema inmunológico comprometido previamente, que han contraído coronavirus, un 15% ha muerto. Sin embargo, la mayoría de los pacientes en los que la enfermedad llegó a ser grave, eran pacientes sanos. Un aspecto "positivo" dentro de esta situación altamente preocupante es que, hasta ahora, pocos niños han registrado síntomas de coronavirus y no hubo ninguna víctima mortal dentro de ese grupo etario.

El aeropuerto de Italia toma medidas de seguridad sanitaria ante la aparición del coronavirus. /Foto:/ AEROPORTO DI ROMA / AFP
Contenido

En base a 2 estudios publicados el 24/1, la revista Foreign Policy publicó un perfil clínico del coronavirus, la enfermedad que tiene en vilo al mundo desde que aparecieron los primeros casos en Wuhan, China.

Una de las investigaciones estudió a 41 pacientes infectados con coronavirus y el otro a 6 miembros de una familia (que no tienen nada que ver con los 41 del otro), de los cuales 5 presentaron una neumonía sin explicación al regresar a Shenzhen tras una visita a Wuhan, y el otro también desarrolló la enfermedad a pesar de no haber viajado, pero tras haber tenido contacto con los que sí habían viajado. 

La historia oficial es que este nuevo coronavirus emergió de un mercado húmedo de Wuhan, donde viven animales que nunca estarían juntos de manera salvaje, lo que facilita la mutación de patógenos transespecie, explica Annie Sparrow en el artículo. "Sin embargo, los 3 primeros casos conocidos, del 1/12 y el 2/12, no estuvieron vinculados al mercado. Tampoco lo estuvieron 11 de los 41 casos revisados en el estudio reciente." 

Estos primeros datos sugieren un virus en evolución, que apareció considerablemente antes. Al principio habría pasado desapercibido entre la enorme cantidad existente de infecciones respiratorias y síntomas comunes, perfeccionando su capacidad de transmitirse de persona a persona. 

Como pasó con el SARS (síndrome respiratorio agudo grave, una neumonía atípica que apareció en China en 2002 y se propagó a las vecinas Hong Kong y Vietnam, y luego a otros países) el coronavirus podría estar mutando en el camino, volviéndose más virulento, apunta Sparrow. 

El coronavirus "no es tan potente" como el SARS pero sí es más contagioso, declaró Gao Fu, responsable del Centro de Control y Prevención de Enfermedades chino, durante una rueda de prensa. El SARS ha tenido una tasa promedio de mortaldiad global cercana a un 13%. Provocó 774 muertos en todo el mundo (entre ellos, 349 en China continental y 299 en Hong Kong).

Lo que sabemos hasta ahora:

> El coronavirus es un virus físicamente "grande" (en términos relativos). Ocupa 125 nanometros con una superficie de proyecciones puntiagudas. Es demasiado grande para sobrevivir o mantenerse suspendido en el aire durante horas o moverse más que unos pocos pies (1 pie = 1/2 metro).

> Es transmitido por el contacto tanto directo (transferencia física del microorganismo entre amigos o parientes, a través de secreciones orales) como indirecto (por ejemplo si una persona estornuda y expande el virus hacia superficies cercanas).

> El período de incubación hasta el momento es desconocido. Se calcula entre 1 y 14 días.

> Tampoco se sabe si la transmisión del virus puede acontecer antes de la aparición de los síntomas (como es el caso del sarampión), si personas que no presentan síntomas pueden aún así contagiar la enfermedad, o si es como el Ébola, que se va volviendo más contagiosa cuanto más avanzada está la enfermedad.

> El coronavirus provoca neumonía (infección en uno o ambos pulmones). Sin embargo, ese es solo un síntoma potencial. Hay otros. Puede ser desde asintomática a letal. Los síntomas iniciales suelen incluir fiebre, tos seca, dolores musculares y fatiga. La tos con flema, el dolor de cabeza, la tos con sangre y la diarrea, son síntomas ocasionales. Puede tardar una semana a una persona sentirse lo suficientemente mal como para ir al médico. 

> A pesar de este comienzo lento, la enfermedad avanza muy rápido en la segunda semana. La hipoxemia causada por las heridas pulmonares llevan a tener dificultades para respirar y la necesidad de terapia de oxígeno. Entre un 25% y un 32% de los casos necesitan ir a terapia intensiva para recibir ventilación mecánica u oxigenación por membrana extracorpórea. Estas son solo algunas de las complicaciones posibles. Cualquier neumonía lo suficientemente grave como para requerir de los cuidados de terapia intensiva es considerada altamente peligrosa.

> No se sabe cuán letal es el coronavirus. Mientras que la cifra de víctimas mortales en relación a los infectados no había desatado demasiadas alarmas en enero, explica Sparrow, ahora ha ascendido a más del 3%, aunque se desconoce si es porque ahora hay más información o por el tiempo que tarda el virus en matar. 

> Tampoco se conocen los factores que pueden agravar la enfermedad. De los pacientes con el sistema inmunológico comprometido (las personas mayores, los diabéticos, los hipertensos, etcétera), un 15% de los que han contraído corronavirus, han muerto. Sin embargo, la mayoría de los pacientes en los que la enfermedad llegó a ser grave, eran pacientes sanos. 

> Un aspecto "positivo" dentro de esta situación altamente preocupante es que, hasta ahora, pocos niños han registrado síntomas de coronavirus y no hubo ninguna víctima mortal dentro de ese grupo etario. Esto no quiere decir que no puedan infectarse de la enfermedad sino que, según lo registrado hasta ahora, no están en el grupo de mayor riesgo.

> En cuanto a la prevención, son clave la higiene de manos y las barreras de protección tales como máscaras y guantes (especialmente para los médicos que tratarán a los enfermos y las personas que los rodean). Se recomienda limitar todo contacto físico con personas infectadas. China está tomando estas medidas a través de la educación pública, transmitiendo la información a través de varios medios, desde la televisión estatal hasta altoparlantes en los pueblos. La experiencia de epidemias anteriores demuestra que el enfoque correcto puede detener el avance del virus.