Leído

FEMICIDIO

Un hombre mató de 10 puñaladas a su ex delante de sus compañeras de trabajo

Mar, 10/03/2020 - 7:40pm
Enviado en:
Por Urgente24

Argentina sigue sumando femicidios a su larga lista y ahora, salió a la luz un brutal crimen donde perdió la vida una mujer de de 31 años. El hecho ocurrió en la provincia de Córdoba, en la localidad de Villa Totoral, cuando el femicida entró al trabajo de la víctima y la apuñaló 10 veces delante de sus compañeros. El hombre ya fue detenido.

La mujer fue asesinada por su expareja. Tienen un hijo en común.
Contenido

Una mujer más se suma a la larga lista de femicidios que ocurren en la Argentina -uno cada 23 horas-, y ahora le tocó a una mujer de 31 años que vivía en la provincia de Córdoba, y que a pesar de haber denunciado a su expareja por violencia de género y haber conseguido una perimetral, de igual forma fue asesinada cruelmente por quien fue su novio en el pasado. 

El hecho ocurrió ayer por la noche 09/03, entre las 22 y 22.30 en la planta industrial de la firma Coverflex, ubicada en la localidad de Villa Totoral, situada a unos 85 kilómetros de la capital provincial, donde trabajaba Denise Vergara. 

Vergara ya había denunciado a su ex por violencia de género, y tras la denuncia la Justicia le otorgó una restricción perimetral a Miguel Gutiérrez (de 40 años), quien violó la restricción y terminó asesinándola.

De acuerdo a la reconstrucción de los hechos, el hombre entró al lugar de trabajo de la víctima pasadas las 22, después de romper un alambrado perimetral en la parte trasera. Una vez que estuvo adentro, se escondió en una zona de contenedores y la esperó.

Minutos después, Vergara cumplió su jornada laboral y salió para ir rumbo a su casa, sin embargo, justo cuando pasó por al lado suyo junto a dos compañeras de trabajo, la atacó sin piedad. Los investigadores informaron que, primero, le pegó un golpe en la cara para desestabilizarla y después, sacó un arma blanca y la apuñaló al menos 10 veces, en el tórax y en el abdomen.

Aunque Gutiérrez escapó después de matar a puñaladas a su ex y madre de su único hijo, fue capturado por la policía horas después, cuando llamó a la policía para confesar lo que había hecho y se entregó, a unos cinco kilómetros de la escena del crimen.