JOY MILNE

Superdotada: Ella puede 'oler' el Parkinson y quizás también el cáncer

Joy Milne es una ex enfermera escocesa que puede detectar el mal de Parkinson a través del olfato. El talento olfativo de Milne ayudó a los científicos a detectar 10 moléculas que aparecen en una alta concentración en la piel de los pacientes con Parkinson, lo que podría llevar al primer examen de diagnóstico de la condición que es difícil de ser detectado. Ahora también están investigando si su don único podría hacerla "oler" el cáncer.

Cuando la ex enfermera escocesa, Joy Milne, se enteró de que su marido de 45 años tenía mal de Parkinson, estaba devastada. Pero su tristeza, explica the Telegraph, no fue sólo por saber que el hombre que amaba padecía la condición. Se sintió mal por el hecho de que, cuando 12 años atrás -mucho antes de que apareciera síntoma alguno-, ella había detectado un cambio en su olor corporal, no se había dado cuenta que ambas cosas podrían estar relacionadas. Tras haber detectado un "olor amaderado, almizclado", Joy había "comenzado a sugerirle con tacto que no se estaba duchando lo suficiente o no se estaba lavando los dientes", recuerda. "Él claramente no lo olía y era muy firme respecto de que se estaba bañando bien." 12 años después, a raíz de que empezó a sufrir cambios de humor repentinos y brotes de ira, lo mandaron a hacerse un examen cerebral: le dijeron que sus síntomas se correspondían con el diagnóstico de tumor cerebral o Parkinson.

Fue recién 17 años después de que su marido fuese diagnosticado con la enfermedad, que Joy sugirió, durante una conferencia sobre el Parkinson en 2012, que las personas que padecen la enfermedad tienen un olor distintivo. El doctor Tilo Kunath, quien estaba brindando una charla cuando Joy hizo la pregunta, se dio cuenta que detrás de esta, podía esconderse un don único. Los investigadores llevaron a cabo estudios con Joy y descubrieron que ella podía identificar a las personas que tenían la condición. La hicieron oler 12 camisetas: 6 que habían sido utilizadas por personas que tenían Parkinson y 6 que no. Joy identificó 7 camisetas como que habían sido utilizadas por personas que tenían Parkinson. 8 meses después, esta séptima persona que Joy había detectado como un paciente con Parkinson, que al momento del estudio estaba "sana", había sido diagnosticada con la condición.

El talento olfativo único de Joy, ayudó a los científicos a detectar 10 moléculas que aparecen en una alta concentración en la piel de los pacientes con Parkinson, lo que podría llevar al primer exámen de diagnóstico. Recordemos que la enfermedad es de difícil detección debido a que los síntomas varían de persona a persona y no hay una prueba específica para la condición. El olor de quienes tienen Parkinson es siempre el mismo, explica Joy, pero en diferentes grados, depediendo de factores como durante cuánto tiempo han padecido la condición y si su medicación está siendo efectiva.

Joy epxlicó que no es que los olores a ella se le impongan mientras va caminando por la calle, sino que la condición perfecta para que ella pueda reconocer una aflicción es oliendo una tela que haya sido utilizada por una persona durante 24 horas, sin desodorante ni perfume, idealmente un ítem blanco, debido a que los "colores tienen olores". Los científicos ahora creen que los cambios en la piel de las personas que tienen Parkinson producen un olor particular ligado a la condición, mucho antes de desarrollar los síntomas habituales, tales como los temblores y los cambios en el habla.

"Mi esposo y yo habíamos estado fascinados po la historia de Joy Milne desde 2015, cuando hizo la siguiente pregunta en una conferencia sobre investigación del mal de Parkinson: '¿Por qué no estamos utilizando el olfato para detectarlo más temprano?'", escribió Chris Gilbert, médica que se especializa en temeas de medicina holística e integrativa, en la revista Psychology Today.

En enero de 2018, Gilbert y su marido viajaron a Escocia a entrevistar a Joy. En ese momento se les ocurrió lo siguiente: dado que Joy posee un súperolfato, que le permite "oler" el Parkinson, ¿podría también tener la habilidad de detectar el cáncer simplemente por el olfato? Estudios han mostrado que los perros de la entrenadora Dina Zaphiris, de Chico, California, podían detectar el cáncer en muestras de aliento y orina de pacientes afectados por la enfermedad.

Debido a que el sentido del olfato en los perros es mucho más sensible que el humano, nadie avanzó por una línea similar con personas. Pero la nariz de Joy Milne no es como la del resto. Chris Gilbert y su esposo decidieron entonces llevar a cabo una prueba: pidieron a Joy que oliese 5 muestras de aliento de personas con cáncer y 5 de personas sanas. Las muestras de aliento estaban impregnadas en máscaras. Joy encontró que 3 de las 10 máscaras que había olido, estaban impregnadas con el aliento de personas que padecían cáncer. Efectivamente así era. La cuarta y quinta máscara no eran viables. Otra muestra era indeterminada. Las otras 4 máscaras fueron identificadas como que habían sido utiliadas por personas sanas.

¿Es posible detectar el cáncer a partir del sentido del olfato? De momento son sólo aproximaciones, inferencias, posibilidades. Sin embargo, Gilbert aconseja que practiquemos prestar atención a lo que olemos. "La mayoría de nosotros somos tan visuales que ignoramos los olores que están literalmente enfrente de nuestras narices." Sugiere empezar por un ejercicio simple: tomar consciencia del olor propio (de la piel, del aliento, de la orina) y de las personas que amamos, nuestros hijos, pareja, padres, amigos (su aliento, su piel). Si notamos un cambio radical y consistente (que dura varios días o semanas) en nuestro olor o el de los demás, o si alguien te dice que tu olor ha cambiado, recurre al doctor para un chequeo.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario