MUNDO Rusia > Facebook > Instagram

NUEVO ROUND

La guerra en redes: Rusia censura a Facebook e Instagram

Rusia decidió, mediante un fallo judicial, prohibir definitivamente a Meta, ex facebook, y a Instagram de su territorio.

Desde el inicio de la invasión de Rusia a Ucrania el pasado 24 de febrero, occidente ha desplegado una oleada de sanciones de todo tipo hacia Rusia: económicas, financieras, culturales y también mediática. Este lunes se le sumó un dictamen judicial de un tribunal de Moscú que resolvió la prohibición absoluta de Facebook e Instagram en todo el territorio de Rusia.

Catalogando a las redes sociales parte del grupo Meta como “ilegales”, el tribunal dictó a favor de las peticiones de prohibir las actividades de la empresa hechas por la Fiscalía General de Rusia. Sin embargo, dicha prohibición no se extenderá hacia Whatsapp, también parte del grupo Meta.

El tribunal dijo que las actividades de Facebook e Instagram en Rusia estaban prohibidas "por realizar actividades extremistas".

El fallo

Recordemos que la Fiscalía General de Rusia decidió bloquear el acceso a Facebook en todo el país a principios del mes de marzo. Roskomnadzor anunció que desde octubre de 2020 se han registrado 26 casos de discriminación contra los medios en Rusia.

"En los últimos días, la red social ha limitado el acceso a las cuentas: el canal de televisión Zvezda, la agencia de noticias RIA Novosti, Sputnik, Russia Today, los recursos de información Lenta.ru y Gazeta.ru", dice el informe.

La agencia rusa RIA Novosti publicó a modo de recordatorio que Facebook impuso restricciones por 90 días en su página y el servicio de prensa de MIA Rossiya Segodnya lo calificó como una violación flagrante de la libertad de expresión. Además, los materiales de cuatro medios de comunicación rusos, Zvezda, RIA Novosti, Lenta.ru y Gazeta.ru, fueron censurados durante el día.

La Fiscalía General, de acuerdo con el Ministerio de Relaciones Exteriores, reconoció a Facebook como involucrado en la violación de los derechos y libertades de los rusos, en particular, “para buscar, recibir, transmitir, producir y distribuir información libremente de cualquier manera legal”.

En esta oportunidad, el fallo se extiende a la utilización de ambas redes sociales por todo el territorio de Rusia. También se confirmó la prohibición de sucursales y/o sedes de Facebook e Instagram.

Sin embargo, un vocero de la Fiscalía hizo énfasis en que todo usuario de ambas redes sociales no serán perseguidos ni catalogados como criminales extremistas por el gobierno usó.

El uso de los productos de Meta por parte de personas físicas y jurídicas no debe considerarse como participación en actividades extremistas. Los usuarios no serán penalizados por usar los servicios de Meta El uso de los productos de Meta por parte de personas físicas y jurídicas no debe considerarse como participación en actividades extremistas. Los usuarios no serán penalizados por usar los servicios de Meta

¿Censura o protección?

Teniendo en cuenta que Rusia tiene años siendo catalogada como un régimen con muy poco libertad de expresión, por mucho control estatal en los medios de comunicación y en la política, con 0 tolerancia a las protestas sociales, a la libertades de las minorías y sobre todo, a la oposición política al Kremlin.

Ello se demostró múltiples veces, como por ejemplo, el misterioso “envenenamiento” de Alexei Navalny, opositor y denunciante de Vladímir Putin, el encarcelamiento de ciudadanos rusos que protestan en contra de la guerra con Ucrania y la reciente denuncia de una periodista rusa que protesto en un informativo en vivo.

A su vez, occidente también ha hecho de las suyas en las redes sociales desde el inicio del conflicto: con la difusión de propaganda anti guerra liderada por USA, todos los medios de comunicación y redes sociales que tienen acceso a Rusia no han dejado de denunciar al régimen. Algunas, inclusive con la difusión de Fake News sobre la guerra y/o noticias extremistas en contra del Kremlin.

Por ende, ante esto, Rusia, un país que ya tiene historial detener un estricto control social, y sobre todo, un escepticismo hacia todo lo de origen occidental, reacciona ante estas actitudes aplicando mayor censura, con la excusa de “buscar proteger a la población de llamados a cometer actos violentos contra ciudadanos de Rusia, incluido contra el personal militar".

Esto se vio ejemplificado en las declaraciones del propio portavoz de Meta, Andy Stone, que declaró que el ex Facebook permitirá a los usuarios de la aplicación y de Instagram, en algunos países, llamar a la violencia contra los rusos y los soldados rusos en el contexto de la invasión de Ucrania.

La compañía que conduce, Mark Zuckerberg, también deja, temporalmente, algunas publicaciones que reclaman la muerte del presidente ruso Vladimir Putin o del presidente bielorruso Alexander Lukashenko en países como Rusia, Ucrania y Polonia.

En respuesta, la abogada de la compañía estadounidense, Victoria Shagina, dijo en la corte el lunes que Meta no estaba llevando a cabo actividades extremistas y se oponía a la rusofobia, informó la agencia de noticias Interfax. Aunque no quedó claro de inmediato si Meta apelará.

Rusia ha designado en el pasado a grupos como los talibanes y el Estado Islámico como "extremistas", pero luego amplió esto a los Testigos de Jehová y encarceló a la Fundación Anticorrupción del crítico del Kremlin Alexei Navalny.

Aunque Rusia haya declarado que los usuarios de Instagram y Facebook no serian perseguidos a pesar del fallo, el abogado de derechos humanos Pavel Chikov dijo que ni el tribunal ni el fiscal podían garantizar la seguridad de los usuarios de Facebook o Instagram, y advirtió que cualquier exhibición pública de símbolos Meta (en sitios web, entradas de tiendas, tarjetas comerciales) podría ser motivo de cargos administrativos y hasta 15 días de prisión según la ley rusa.

"Comprar anuncios en ambas redes sociales o intercambiar acciones de Meta puede calificar como financiar actividades de extremismo; esto es un delito penal", escribió en Telegram "Comprar anuncios en ambas redes sociales o intercambiar acciones de Meta puede calificar como financiar actividades de extremismo; esto es un delito penal", escribió en Telegram

Facebook e Instagram tenían el año pasado un estimado de 7,5 millones de usuarios y WhatsApp 67 millones, según el investigador Insider Intelligence.

Facebook e Instagram eran bastiones fundamentales de la conectividad globalizada en occidente. Sin ellos, Rusia demuestra cada vez mas que esta dispuesta sin titubear a aislarse completamente del mundo. "desoccidentalizando" su cultura todo lo que sea necesario para diferenciarse del "otro bando", dejando a su población cautiva.

-------------------------------

Otras noticias en Urgente24:

"La presidencia de Joe Biden está maldita"

La Guerra era más Precios Cuidados y retroceder precios

Blablá Blablablá Blablá (Alberto Fernández y la inflación)

La CSJN no cree ni en Gustavo Belocopitt ni Pablo Herman

Rusia y Ucrania cerca del alto el fuego, dice Turquía

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario