MUNDO farmacia > Tallin > Estonia

APOTECA DE HIERBAS

Farmacia con más de 600 años se encuentra en Estonia

En la capital de Estonia aún sigue abierta una farmacia que funcionaba en la Edad Media. Era una tienda de venta de medicamentos herbolarios.

La farmacia municipal de Tallin es considerada la más antigua de Europa. Debido a que permanece abierta al público desde 1492. Pero, según otros historiadores, la tienda se inauguró en 1411. Podría haber tenido al menos tres anteriores dueños.

Raeapteek es una droguería situada frente al ayuntamiento de la capital de la República de Estonia, en la casa número 11. Actualmente, Raeapteek se dedica a la venta exclusiva de fármacos.

Por su parte, la venta de mazapán como remedio natural es el único medicamento homeopático que todavía entregan en la farmacia Raeapteek. Ello da cuenta, Karolin Nomm, una de sus empleadas farmacéuticas, en relación a las propiedades del mazapán: "Es bueno para el mal de amores y mejora el estado de ánimo" dice al medio DW.

Aledaña a la farmacia Raeapteek se halla la original. La antigua apoteca de hierbas ahora es un importante museo histórico local.

image.png
La fachada de la farmacia más antigua de Europa.

La fachada de la farmacia más antigua de Europa.

image.png
Farmacéutica de Raeapteek.

Farmacéutica de Raeapteek.

Documentos certifican que el primer adquisidor de esta botica fue un húngaro llamado Johann Burchart Both Belavary de Sykava. El inmigrante húngaro gestionó la tienda entre 1579 y 1581 gracias a un contrato de alquiler otorgado por el ayuntamiento de Tallin.

Farmacia de 600 años

Cocodrilos embalsamados, ungüentos de víboras, sangre de murciélagos, pócimas de colores, hongos disecados, raíces y máscaras mortuorias aún se evidencian en esta herboristería de más de 600 años. La guía turística de esta centenaria farmacia, Birgitta Laanmets, explica al medio DW sobre el erizo embalsamado y la elaboración de un incienso a partir de sus espinas:

Se quemaban espinas de erizo y ahumaban la casa porque se creía que su humo purificaba el aura de la casa y alejaba a las enfermedades Se quemaban espinas de erizo y ahumaban la casa porque se creía que su humo purificaba el aura de la casa y alejaba a las enfermedades

image.png
Interior de la farmacia de más de 600 años.

Interior de la farmacia de más de 600 años.

De igual forma, la guía Birgitta Laanmets explica que la orina del erizo servía para elaborar un colirio para los ojos. Asimismo, Birgitta señala que los sapos colgados que decoran las inmediaciones se colocaban allí para ahuyentar la peste .

A su vez, Birgitta Laanmets sostiene que los boticarios realizaban un aceite de lombriz porque le conferían propiedades de fortalecimiento inmunológico.

La mujer de estonia comenta a DW las estrategias de venta de estos fitoterapeutas: servían una especie de vino tinto a sus potenciales clientes. Según Birgitta Laanmets, este tinto con especias y de sabor a Oporto permitía que la clientela "soltará la lengua" sin tapujos. Entonces, los boticarios podían desplegar su medicina preventiva y curativa sin trabas.

La farmacia más antigua de Estonia

Dinastía herbaria

El primer dueño registrado fue un inmigrante húngaro llamado Johann Burchart. Este hombre boticario inauguró su linaje de farmacéuticos famosos en Tallin. Las distintas generaciones de los Burchart mantuvieron los derechos del herbolario a través del alquiler.

Sin embargo, recién en 1688, la cuarta generación de Johann Burchart adquirió la propiedad por una suma de 600 táleros.

image.png
Mobiliario y elementos homeopáticos de esta farmacia en Tallin.

Mobiliario y elementos homeopáticos de esta farmacia en Tallin.

Cabe destacar que unas ocho generaciones posteriores a Johann Burchart, obtuvieron tanto su mismo nombre -por costumbre en primogénitos- como sus dotes medicinales. Está constatado que los Burchart se desempeñaron en la medicina y la homeopatía.

Existen especulaciones de que Johann Burchart V fue llamado en estado crítico por el mismísimo Pedro El Grande. Pero, no logró llegar a tiempo a San Petersburgo.

Es importante señalar la notoriedad de este quinto Johann durante la Peste Negra. En plena pandemia europea bubónica, este médico Johann Burchart V fue una especie de fitoterapeuta notorio de la ciudad de Tallin. El ilustrado en medicina natural suministró sustancias naturales paliativas a enfermos de la peste y a soldados del ejercito en la Escuela Naval.

Es emocionante saber que esta farmacia permaneció inmutable en el tiempo. Conservadas sus pociones y plantas de la ayurvédica herboristería milenaria ¿A cuantas madres les habrán inducido al parto o cuantas infecciones bucales habrán curado con gárgaras especiales?

Más contenido en Urgente24:

Viviana Canosa, La Libertad y Los Negocios

Buscando un rol para Alberto Fernández

2023: Candidatos por gestionar bien, ¿En serio?

El PJ y la fiesta de la familia ensamblada

A 70 años de Evita: Las sororas del feminismo deben una muy grande

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario