MEDIOS Casa Rosada > Ernesto Tenembaum > Clarín

TODO MAL EN LOS MEDIOS

Ahora, la Casa Rosada instala el caos y, ¿denuncia golpe K?

Periodistas muy cercanos a la Casa Rosada salieron a instalar que el kirchnerismo está buscando la salida anticipada del presidente Alberto Fernández. Todo mal.

La situación en el Frente de Todos es dramática. En las últimas horas se pudo ver cómo la Casa Rosada es ahora la que sale al cruce directo contra el kirchnerismo denunciándolo por intentos de golpe interno para lograr la salida anticipada del presidente Alberto Fernández.

Ernesto Tenembaum en Radio con Vos

Hay algo de lo que hizo cristinismo en el poder que parece nunca han revisado y que a Mauricio Macri le pasa exactamente lo mismo. Pensando estructuralmente, nosotros tenemos dos grandes problemas en la Argentina que no existían cuando Cristina Kirchner asumió el poder:

  1. La inercia inflacionaria: En 2007 recién arrancaba el problema inflacionario pero desde 1991 no había habido remarcación en la Argentina. Hubo 16 años sin inflación. La práctica de remarcar había desaparecido; no estaba. El problema empieza con Cristina, al punto tal que se puede criticar la convertibilidad y a qué costo. Ok, lo tomo. Pero cuando se rompe la convertibilidad, se multiplica por 3 el dólar y la inflación se va al 40% pero después se frena en los años siguientes. Entonces, es evidente que hay algo que funcionó mal ahí.
  2. Para usar un término que usa el cristinismo, la Patria era más independiente hasta que asumiera Cristina. ¿Sabés por qué? Porque teníamos soberanía energética. Se perdió en la época de Cristina, al punto tal que había que importar US$10.000 millones por año, que no estaban en las cuentas.

No se trata de crucificar, porque otras cosas hicieron bien, sino que esto muestra que no es tan fácil. Levantar el dedito a los gritos contra el propio gobierno cuando vos sabés las macanas que hiciste y la cantidad de plata que se perdió y que pudo ir al pueblo. Producto de eso creaste el problema del cepo, cortes de luz, choque de trenes… Uno puede relacionar todo eso que pasó por una economía que no estuvo bien manejada y de la cual Roberto Feletti era el viceministro de Economía (…).

(…) Dicho todo esto, me impresiona ver a Máximo Kirchner alentando a la gente a cortar las calles. Después, Feletti sale a pedir más retenciones haciéndose el canchero y diciendo que Guzmán no sirve para esto. También Parrilli diciendo que ‘estos tipos se dejan apurar por Funes de Rioja’.

La pregunta es qué es lo que buscan. A mí me impresiona mucho que hay gente diciendo: ‘che, ¿y si Alberto termina antes de tiempo?’. Esto empieza con una nota de Horacio Verbitsky, donde dice que en un mes explota todo; sigue con Leopoldo Moreau diciendo que hay que leer el libro de Juan Carlos Torre para ver cómo terminan los acuerdos con el Fondo; después Cristina recomendando eso; Viviana Canosa desde con un graph diciendo que en marzo iba a haber elecciones anticipadas; también uno ve en LN+ la especulación permanente sobre si se va antes de tiempo (…) La pregunta es qué es lo que buscan. A mí me impresiona mucho que hay gente diciendo: ‘che, ¿y si Alberto termina antes de tiempo?’. Esto empieza con una nota de Horacio Verbitsky, donde dice que en un mes explota todo; sigue con Leopoldo Moreau diciendo que hay que leer el libro de Juan Carlos Torre para ver cómo terminan los acuerdos con el Fondo; después Cristina recomendando eso; Viviana Canosa desde con un graph diciendo que en marzo iba a haber elecciones anticipadas; también uno ve en LN+ la especulación permanente sobre si se va antes de tiempo (…)

Se está incubando una crisis desde el propio Frente de Todos con un rum-rum innecesario. A su vez, desde los más cercanos de Alberto Fernández critican al presidente porque no termina de gobernar.

image.png
El periodista Ernesto Tenembaum denunció un golpe interno desde el kirchnerismo hacia la Casa Rosada y el presidente Alberto Fernández.

El periodista Ernesto Tenembaum denunció un golpe interno desde el kirchnerismo hacia la Casa Rosada y el presidente Alberto Fernández.

Eduardo Van der Kooy desde TN

Cada día que pasa, la crisis política se va profundizando porque la relación entre el presidente y la vicepresidente no da ninguna señal de reparación y sigue generando incertidumbre.

El problema es que esto detona una serie de interrogantes que, la verdad, si los analizamos uno por uno son realmente temibles:

  1. ¿Qué estaría buscando Cristina, solo que Alberto cambie la política y el equipo económico y con eso sellar el acuerdo y retomar la paz?
  2. ¿Busca desgastar a Alberto para construir en 2023 otra alternativa electoral?
  3. ¿Lo está asfixiando para que el presidente termine renunciando y pueda habilitar la línea sucesoria? ¿Allí estará ella, Sergio Massa o se optaría por una anticipo electoral?

Es difícil dar una respuesta a cualquiera de estos interrogantes pero esas preguntas surgen de esta crisis. El gobierno y el oficialismo deberían tener en cuenta que una guerra política así desatada, sin freno, en algún momento podría adquirir una dinámica propia, impensada, que escape al control de todos.

image.png
Alberto Fernández en tiempos de jefe de Gabinete de Néstor Kirchner almorzando con el periodista Eduardo Van der Kooy.

Alberto Fernández en tiempos de jefe de Gabinete de Néstor Kirchner almorzando con el periodista Eduardo Van der Kooy.

Agustín Rossi algo sabe y sale a instalar los 20 meses de gestión que quedan

El ministro de Defensa, Agustín Rossi, irrumpió en Télam para remarcar que al presidente Alberto Fernández le quedan 20 meses de gestión.

La propia agencia estatal confirma que “el exministro de Defensa volvió a ocupar un espacio cercano al Presidente”.

Rossi dijo que “existen todas las posibilidades de que el FdT llegue con potencialidad electoral y expectativas positivas al 2023”, pero que eso "depende de lo que hagamos en estos 20 meses de gestión".

"Tenemos que generar las condiciones para que en 2023 no vuelva un gobierno neoliberal en la Argentina, porque eso sería lo más desastroso para el país. Tenemos la ventaja que vamos a confrontar con otro espacio político que estuvo en la gestión, no hace 20 años ni el siglo pasado, sino hace cuatro años", sostuvo en relación a Juntos por el Cambio (JxC), el principal entramado opositor.

En esa línea, consideró que el oficialismo tendrá la posibilidad de "expresar y confrontar gestión con gestión y, cuando eso pase, las ventajas a favor del FdT van a ser notorias".

El dirigente santafesino sostuvo además que "el Gobierno tiene 20 meses para dedicarse full time a la gestión" y añadió: "Tiene que olvidarse del resto de los temas que circundan a la vida política, inclusive de las tensiones internas, y comunicar todos aquellos datos que son positivos, y hacerlo con los compañeros que tienen la responsabilidad de gestión".

image.png
¿Agustín Rossi reemplaza a Eduardo Wado de Pedro?

¿Agustín Rossi reemplaza a Eduardo Wado de Pedro?

Clarín filtra que Alberto Fernández contraataca

Hablando de Rossi, el editor general, Ricardo Kirschbaum disparó que él podría ser el reemplazo para Eduardo Wado de Pedro: Guzmán y De Pedro, casi afuera. Alberto Fernández no está para el despilfarro y necesita un político confiable en Interior”.

La sospecha por estas sería que Fernández entregaría la cabeza de Guzmán a los K pero a cambio pide la de De Pedro:

Las preguntas que atenazan a Alberto Fernández y al puñado de leales que maquinan en Olivos son cómo desprenderse de Martín Guzmán sin que parezca una capitulación humillante ante Cristina, qué impacto tendrá esa decisión y su impacto en la interna, y lo más importante de todo es si tendrá ecos en una sociedad descreída y preocupada por una inflación que amenaza con desbordar.

La primera conclusión es que, más allá del cuestionamiento de Cristina y su hueste al ministro de Economía, Guzmán ya ha cumplido su ciclo al conseguir el acuerdo con el FMI, su logro más importante. Lo que Fernández necesita hoy es un ministro de alto perfil que recree una expectativa hoy ausente, modificando el clima tóxico que envuelve a la administración y que proponga soluciones heterodoxas La primera conclusión es que, más allá del cuestionamiento de Cristina y su hueste al ministro de Economía, Guzmán ya ha cumplido su ciclo al conseguir el acuerdo con el FMI, su logro más importante. Lo que Fernández necesita hoy es un ministro de alto perfil que recree una expectativa hoy ausente, modificando el clima tóxico que envuelve a la administración y que proponga soluciones heterodoxas

Guzmán no tuvo ni tiene ese perfil. Su discurso, obsesivamente académico, tampoco enamora a nadie. Más bien aburre o parece una sarasa, como él mismo definió sus circunloquios públicos y privados.

Pero en el acelerado casting que están haciendo en Olivos no aparece esa figura que cumpla con el papel requerido. No solo el déficit es de estilo: debe existir un plan. Unir entonces personalidad con un plan es mucho más difícil. Podría ser Martín Redrado, de quien se dice que Cristina le levantó el veto que pesaba sobre él por su declaración en la causa sobre el dólar futuro. Tiene equipo y ambición: dependería de las condiciones políticas y orgánicas para intentar montar el potro de economía. Hoy, ese marco que el economista juzga imprescindible para aplicar un plan no existe.

Habría entonces que buscar en el pequeño círculo que rodea a Fernández: se habla de Cecilia Todesca, una economista muy ligada a Fernández y Santiago Cafiero, pero con poca espalda política para tamaña empresa. Y de Miguel Angel Pesce, presidente del Banco Central, un radical que dio el salto hacia el oficialismo hace tiempo y que siempre ha cultivado un perfil bajo.

Sea quien fuere, el nuevo ministro debería concentrar todo el poder: meter mano en Energía, coto privado del kirchnerismo, y tener una política coherente con el compromiso asumido con el Fondo Monetario y las urgencias sociales.

Los cambios proyectados incluyen la salida de Wado de Pedro del ministerio del Interior. Allí llegaría Agustín Rossi, con buenas ondas con Olivos. Rossi ha perdido en la interna santafesina y está enfrentado con el gobernador Perotti. Alberto no está para el despilfarro electoral pero necesita un político confiable en ese ministerio Los cambios proyectados incluyen la salida de Wado de Pedro del ministerio del Interior. Allí llegaría Agustín Rossi, con buenas ondas con Olivos. Rossi ha perdido en la interna santafesina y está enfrentado con el gobernador Perotti. Alberto no está para el despilfarro electoral pero necesita un político confiable en ese ministerio

Si De Pedro sale del gabinete -o pasa a Justicia, en reemplazo de un opaco Soria- será una decisión central porque mostrará que la salida de Guzmán no se debe a la ojeriza de Cristina sino que se compensa con el desplazamiento de uno de los discípulos preferidos de la Vicepresidenta.

Más información en Urgente24

El enigma Guzmán, gentilezas de Máximo y movidas opositoras

¿Por qué en Argentina hay tan pocos negros?

Venezuela cerca de crecer un 20%, ya pide tarjetas cripto

¿Luciano Castro vivió un romance con Amalia Fortabat?

Si extraterrestres enviaran señales a la Tierra: ¿Cómo serían?

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario