ACTUALIDAD rugbiers > Juan Pedro Guarino > Fernando Báez Sosa

CASO BÁEZ SOSA

Guarino complicó a los rugbiers: "Sentí vergüenza por lo que pasó"

El rugbier número 10, Juan Pedro Guarino, uno de los dos sobreseídos, entró al palacio de Justicia de Dolores rodeado de la prensa, a la que le dijo: "Vengo a ayudar... justicia por Fernando".

La muerte de un hijo postra las ganas de seguir como una depresión post duelo, y eso es lo que están transitando los papás de Fernando Báez Sosa. Pero un aluvión de esperanza justiciera, los mantiene estoicos, a la espera de una sentencia a cadena perpetua u otro veredicto ejemplar para los ocho patoteros que destrozaron la cabeza y otros órganos vitales de Fernando, profiriéndole puntinazos y patadas. El día de hoy, 16 de enero del 2023, en el palacio de Justicia de Dolores se está llevando a cabo la decimoprimera audiencia por el crimen de Fernando, y los dos rugbiers sobreseídos, Alejo Milanesi y Juan Pedro Guarino, declararon ante la jueza María Claudia Castro.

Guarino identificó a los ocho acusados en los siete videos, marcando con un puntero la pantalla y respondiendo a las preguntas del abogado querellante Burlando, sin cruzar miradas con los imputados. “Recuerdo que [Pertossi] se había peleado ahí”, sostuvo Guarino, quien también identifico a Alejo Milanesi y al otro sobreseído.

https://twitter.com/C5N/status/1615039630847377423

“Ese parece Blas [Cinalli]”, dijo y además nombró a Lucas Pertossi, a quien distinguió por la ropa. “Antes dijimos que Lucas estaba así vestido”, expresó con el puntero en su mano. “Por el porte parece Comelli”, indicó luego. “Parece [Ayrton] Viollaz”, sentenció en otro momento. “Parece que tiene colita, Matías Benicelli”, sostuvo Guarino ante el pedido de Burlando de que hiciera un esfuerzo visual para identificar a cada uno.

Se ve la chomba de Ciro Pertossi, a Máximo Thomsen y este parece Ayrton Viollaz Se ve la chomba de Ciro Pertossi, a Máximo Thomsen y este parece Ayrton Viollaz

Acto seguido, el fiscal Juan Manuel Dávila le pregunta a Guarino si se acercó a la escena del ataque, a lo que responde con un contundente ‘no’. El magistrado prosigue, preguntándole si ubica a Thomsen en uno de los videos. “No quiero ver más, perdón”, imploró Guarino. Pero la jueza María Claudia Castro le solicita que presté atención al video y que no bajara la vista.

En un momento, Guarino registró a Luciano Pertossi en el material fílmico en plena insistencia de Burlando, que pedía que describiera la actitud de Pertossi, quien en la audiencia del viernes (13/01/23) se había puesto de pie para autodefenderse (“ese no era yo”) cuando se lo indicó en uno de los videos de la brutal golpiza.

Cabe destacar que en propias palabras de Guarino, “no con todos tenía una amistad íntima” porque solo era amigo de Luciano y Ciro Pertossí. "¿Está seguro que es Luciano Pertossi o cree?”, presionó el abogado de la querella, Tomei, pero Guarino respondió: “Me parece por la vestimenta”.

https://twitter.com/todonoticias/status/1615045980642234375

Después Guarino dió su testimonio sobre qué sucedió la noche del 18 de enero del 2020. El joven comienza relatando que había una larga fila en Le Brique, y que casi no ingresaba dada la espera: “Yo esperé a poder entrar. Dije: ‘Me voy’. Hasta que por una de las puertas pudimos entrar. Después fue normal hasta que estaba parado en las escaleras de la pista de abajo y veo que cerca mío, en la barra, estaba discutiendo Máximo Thomsen y [Matías] Benicelli con dos o tres chicos. Después me entero [que era] porque le habían tirado un vaso”.

En esa misma línea, Guarino, subrayó que a él nadie lo sacó de Le Brique (en alusión a la imagen viralizada de Thomsen siendo retirado a la fuerza por los patovicas):

“Salgo por decisión propia, salgo más tarde que ellos. Salgo caminando por atrás y veo a mi izquierda que Luciano Pertossi está peleando con otro chico. Llego cuando Luciano ya no se estaba peleando más. Voy a ver cómo estaba él. Lo siento en un banco. Viene Ciro Pertossi. Luego escucho gritos a mi derecha, Luciano y Ciro se levantan y se van, imaginé que iban a pelearse de vuelta, no lo podía creer- Miro, veo a Máximo Thomsen y a un chico tirado en el piso, y después me entero de quién era. Cuando vi eso no lo podía creer, me enojó muchísimo, me fui solo”.

Hábilmente, el abogado de la familia Báez Sosa, Fernando Burlando, le preguntó después por qué 'no lo podía creer', a lo que el joven respondió: “Porque habíamos ido de vacaciones a pasarla bien. Ellos ya se habían peleado en otras ocasiones. Había hablado con mi mamá y mi novia que si volvía a pasar me iba a volver de las vacaciones. Nunca lo pude creer”.

A su vez, Guarino dejó en evidencia que él no vio la pelea, solo a Thomsen al lado de un cuerpo en el piso. “Me encuentran [los demás] llegando a la esquina, luego los detiene a la Policía. Como no participé de la pelea me imaginé que no me iban a frenar, pero como estaba con ellos me frenaron. No podía creer lo que había pasado”, sostuvo el joven y agregó que no podía creer lo que estaba pasando, no quería estar ahí.

Finalmente, Guarino también comentó que luego de ello volvió solo al departamento y atinó a encerrarse en la habitación. Recién al otro día, se enteró que había una persona muerta por esa golpiza: “A la tarde, cuando estábamos con los precintos. Lo dijo un policía”, reveló el joven.

En ese sentido, Juan Pedro Guarino contó un antecedente conductual de la patota rugbier, lo que ilustra su salvajismo como modo de vida. Si salía, era siempre lo mismo. En Zárate me podía ir a mi casa. Acá [por Villa Gesell], no”, indicó Guarino.

Más contenido en Urgente 24:

El truco para eliminar cucarachas con solo dos ingredientes

AFIP si te busca te encuentra: Qué hacer si tenés dólares en "negro"

Caso Báez Sosa: Los llamativos gestos que delatan a los rugbiers

Vuelve a jugar la Selección Argentina: Fechas, entradas y sede

Colesterol alto: Deje de usar este aceite lo antes posible