SALUD barbijo > CONICET > pandemia

ATOM PROTECT

Barbijo del CONICET: Por qué no se debe utilizar otro arriba

La pyme KOVI, que fabrica el famoso barbijo desarrollado en conjunto con CONICET, la UBA y la UNSAM, advirtió cuál es la forma correcta de usarlos.

El temor al coronavirus generó que muchos se protejan con 2 barbijos. Pero uno de los errores más comunes que suelen cometer las personas, que no lo sabían hasta ahora, era ponerse otro barbijo además del Atom Protect.

La empresa que los fabrica publicó una interesante explicación sobre porqué no hay que hacerlo.

"Usás un barbijo quirúrgico junto con tu mascarilla AtomProtect? No lo hagas", comenzó.

De acuerdo a la explicación, "la capa interior verde contiene sanitizantes con iones de cobre que eliminan bacterias y hongos cuando entran en contacto con la tela. Si se coloca un barbijo común por debajo, los hongos y bacterias crecen en esta mascarilla y la AtomProtect no puede eliminarlos".

A su vez, insisten que "la capa exterior, lila o negra, contiene iones de plata que eliminan virus (como el COVID-19) cuando entran en contacto con ella. Si se coloca un barbijo común por encima, los virus quedan en ella y la mascarilla AtomProtect tampoco puede eliminarlos".

Sobre el final, cerró: "Para cumplir su función correctamente, la mascarilla AtomProtect NO DEBE ESTAR OBSTRUÍDA POR OTRA MASCARILLA.

El uso correcto del barbijo salva vidas, sigamos cuidándonos".

https://twitter.com/Atom_Protect/status/1415399742335504388

Los superbarbijos Atom Protect, más conocidos como “los barbijos del CONICET”, fueron desarrollados por UNSAM, UBA, CONICET y la pyme KOVI. A diferencia de los tapabocas caseros o los industriales de uso social, en este producto los científicos introdujeron nanotecnología para el tratamiento de las telas. Cuentan con tres capas con propiedades antivirales, antimicrobianas y antifúngicas de larga duración. Los superbarbijos Atom Protect, más conocidos como “los barbijos del CONICET”, fueron desarrollados por UNSAM, UBA, CONICET y la pyme KOVI. A diferencia de los tapabocas caseros o los industriales de uso social, en este producto los científicos introdujeron nanotecnología para el tratamiento de las telas. Cuentan con tres capas con propiedades antivirales, antimicrobianas y antifúngicas de larga duración.

La patente de los superbarbijos fue licenciada a la pyme Kovi, que hoy los distribuye en todo el país y en el extranjero. La UNSAM, además, a través de su fundación FUNINTEC, produjo gran cantidad de barbijos para donar.

image.png
Original. Así viene el barbijo del Conicet

Original. Así viene el barbijo del Conicet

Barbijos truchos

Alan Gontmaher, dueño de Kovi, advirtió por barbijos truchos que se venden por Internet: “Hay que comprarlos en lugares serios y en este caso son las farmacias, es la manera correcta de hacerlo o bien, a través de la página web, desde donde hacemos llegar el barbijo a cualquier punto del país”.

En diálogo con Radio del Plata, el director de la compañía recomendó comprarlos en la tienda virtual de la marca o en farmacias autorizadas porque “hay gente malintencionada que vende barbijos truchos por dos pesos menos”.

Los truchos se suelen vender sin el envoltorio termosellado original. Es decir, sueltos. A su vez, se pueden observar diferencias en el tamaño, la doblez, la textura, los elásticos, entre otras cosas que indicó.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario