MUNDO China > G7 > África

MUNDO CAMBIANTE

G7 vs China: Guerra comercial, Rusia, inmigración y África

En el segundo día, el G7 fija especial atención en China, sobre todo, por su consolidación en África en medio de la decreciente influencia occidental.

Este viernes (14/06) el G7, luego de dedicar un día entero a la guerra de Ucrania, fija especial atención en su relación con China, su creciente influencia geopolítica en África y la eventual guerra comercial con la UE y USA.

El grupo de los 7 discutirán sobre el apoyo de China a la expansión militar de Rusia, que según Washington está alimentando la guerra en Ucrania.

Según Joe Biden, ayuda a la industria de defensa rusa –y por ende a su invasión de Ucrania– mediante la producción conjunta de drones y la exportación de máquinas herramienta necesarias para misiles balísticos. Por ello, adelantó había "acordado tomar medidas colectivas" contra el papel de China en el suministro a Rusia de "materiales que necesita para su máquina de guerra".

image.png
LA G7 evalúa cómo evitar una guerra comercial con China.

LA G7 evalúa cómo evitar una guerra comercial con China.

También barajarán las medidas necesarias para evitar la posible guerra comercial con Beijín. La UE en una clara imitación a su aliada USA, días atrás anunció nuevos aranceles a los vehículos eléctricos chinos para “proteger la industria y empleo europeos”

Critican los “injustos” subsidios estatales chinos a su industria y exportaciones de tecnología asociada a las energías renovables, como paneles solares, baterías y turbinas de energía eólica. Para ellos esta práctica “desleal” con bienes “artificialmente baratos” subsidiados causa desequilibrios en el mercado, perjudica gravemente a las empresas europeas y amenaza los empleos en Europa.

China, en represalia a las críticas y posibles medidas de la UE, Pekín anunció la implementación de aranceles adicionales del 10%, sumándose al 15% ya existente en productos europeos como de autos de gran cilindrada importados, a los lácteos o al cerdo.

África e inmigración

Los líderes del G7 también abordarán la crisis migratoria y la progresiva influencia de Rusia y China en África.

El año pasado fue notable el acercamiento progresivo de China y Rusia hacia el bloque diverso antieuropeo y anti usa: con los países africanos, sobre todo las excolonias europeas sometidas a golpes de militares nacionalistas antiimperialistas (Níger, Burkina Faso, etc), con países subdesarrollados y las grandes potencias arábigas, pese a sus acuerdos pragmáticos con Washington.

China y Rusia han consolidado posiciones y de hecho Wagner mantiene funciones activas en África. En las últimas décadas, China se ha convertido en el principal socio económico de África, sobre todo, por cuantiosos proyectos de infraestructura. África exporta recursos a China y esta le ofrece ayuda financiera en forma de créditos y construcción de infraestructuras. La Nairobi Expressway es la última de las grandes infraestructuras chinas en África.

image.png
Clamor popular en África por Rusia.

Clamor popular en África por Rusia.

Además, la noticia de la inclusión al BRICS de Arabia Saudita, Emiratos Árabes Unidos, Irán, Egipto y Etiopía revolucionó la agenda internacional. Con la incorporación de ellos, BRICS se apodera de gran parte de Medio Oriente y Asia de vital importancia geoestratégica. Con su expansión que pretende destronar al dólar en el mercado global, USA está perdiendo la influencia global que supo construir desde la segunda guerra mundial y explotó tras la guerra fría.

Recordar que Etiopía, país empobrecido e inestable con un futuro impredecible, espera con si ingreso al BRICS impulsar una cooperación más estrecha en mecanismos multilaterales y abrir un mejor futuro compartido con China con quien mantiene desde hace tiempo una entrañable relación.

Según Xinhua, junto con el gigante asiático promoverán la implementación de la Perspectiva sobre la Paz y el Desarrollo en el Cuerno de África y para contribuir a la paz y estabilidad regionales. China alienta a más empresas chinas a invertir y empezar sus negocios en Etiopía y da la bienvenida al uso del "canal verde" por parte de Etiopía para la entrada de productos agrícolas africanos a China para aumentar la cooperación económica y comercial bilateral.

Occidente languidece

Occidente critica todo esto pero no ofrece respuestas. La relación del resto de los líderes con África responde a un solo tema: la inmigración.

Giorgia Meloni es una de las pocas líderes que sostiene que el freno del flujo migratorio será posible con más acuerdos de cooperación en el futuro que contemple desarrollo en África y mejora de la calidad de vida, particularmente de los países de origen de los migrantes, a través de inversiones estratégicas y de infraestructura. Su plan Mattei "busca liberar las energías africanas, y también garantizar a las jóvenes generaciones africanas un derecho que hasta ahora les ha sido negado: el derecho a no verse obligados a emigrar y a cortar sus raíces”,.

Pero muchos de los países africanos guardan un odio visceral contra las excolonias. Los golpistas de Níger y de Burkina faso se valieron del resentimiento de los africanos contra los “colonizadores” para unir una parte del pueblo detrás de su fuerza y justificar la toma del poder. Poco a poco aquella aversión a occidente es cada vez más evidente y la injerencia de Rusia y China también.

Los países occidentales temen que África caiga bajo la influencia de Rusia tras el golpe. Pero ya es un hecho. Malí ha acogido hasta 1.000 combatientes del Grupo Wagner al igual que la nueva junta militar. En Níger, miles de personas se expresan en apoyo a la junta militar y en rechazo a la presencia occidental en África.

Vladimir Putin el año pasado enfatizó que para Moscú, la asociación con África es importante. Con el PIB promedio del continente creciendo al 4,4% anual y la población creciendo más rápido que en cualquier otro lugar, el Kremlin desea profundizar los lazos en todos los aspectos.

image.png
Fin de la política neocolonial de Estados Unidos en África. Estados Unidos y sus aliados se han visto obligados a reiterar tropas de varios países africanos luego de golpes de estado.

Fin de la política neocolonial de Estados Unidos en África. Estados Unidos y sus aliados se han visto obligados a reiterar tropas de varios países africanos luego de golpes de estado.

En mayo, Níger ordenó la retirada de todas las tropas estadounidenses para recibir a las rusas que contribuyen a fortalecer la seguridad del país.

Medidas que marcan el fin y el fracaso de la política neocolonial de Estados Unidos en África. Estados Unidos y sus aliados se han visto obligados a reiterar tropas de varios países africanos luego de golpes de estado que llevaron al poder a grupos deseosos de distanciarse de los gobiernos occidentales y aproximarse a Putin.

Además de la inminente salida de Níger, las tropas estadounidenses también abandonaron Chad en los últimos semanas, mientras que las fuerzas francesas fueron expulsadas de Mali y Burkina Faso.

Desde inicios de este año, el cuerpo africano formado por ex soldados del Grupo Wagner y que responde directamente al Ministerio de Defensa ruso operarán en el futuro en cinco países: Burkina Faso, Libia, República Centroafricana (RCA), Mali y Níger.

La idea es que Rusia fortalezca la seguridad en los países de África occidental, asolado por la violencia de grupos yihadistas como el Estado Islámico y Al Qaeda, una tarea que la fuerza militar estadounidense, francesa, italiana y Alemania antes desmpeñaban.

Más contenido de Urgente24

Murió Gregorio Perez Companc, una verdadera figura del empresariado nacional

Carbajal, con todo: "Es ilegal revertir los cambios a la ley Bases en Diputados"

Grupo Techint en una experiencia en la Escuela Técnica en Campana

Estas son las 2 condiciones tajantes de Vladimir Putin para un cese de fuego

Susana Giménez en alerta por la enfermedad de su hija Mercedes: "Te va consumiendo"

Temas