ACTUALIDAD papa Francisco > Javier Milei > Alberto Fernández

ZAFFARONI, UCR Y CSJN

Papa Francisco defendió a CFK y destrozó a "Adolfito" Milei

En medio de la carrera electoral, el Papa Francisco dio definiciones políticas muy impactantes con fuertes indirectas al libertario Javier Milei.

La comparación de Javier Milei con Adolf Hitler que hizo el presidente Alberto Fernández en Estados Unidos tiene su explicación. El Papa Francisco habló de política argentina como pocas veces en estos 10 años desde su arribo al Vaticano. Tal como lo subrayan analistas locales, él destacó que el problema del país no es económico sino principalmente político, que luego repercute en el Congreso, el dólar, la inflación, la pobreza y demás como un efecto dominó:

"Nos encantan las internas a nosotros. Hay un cuentito que dice que 7 ejecutivos terminan de firmar un acuerdo, las secretarias pasa en el acuerdo de las respectivas empresas y mientras esperan que venga el champagne para brindar, debajo de la mesa este con este hacen otra. Es decir, el internismo nuestro es dañoso, a tal punto que es más valioso que las pertenencias clave. El internismo destruye la afiliación política: vos sos socialista, radical o peronista, no importa, pero acá hay una interna y eso ya va resquebrajando la afiliación política de eso y, lentamente, se hacen sectores dentro de esto que no tienen fuerza política de convocatoria

Entonces le pasa lo de Alemania. Yo recomiendo el libro Sindrome 1933, que narra un poquito el internismo tremendo que había en Alemania después de la República de Weimar y cómo no encontraban quién llevara adelante las cosas. Franz von Papen fue el responsable de esto quien presentó un político nuevo, que hablaba lindo, que sedujo a la gente. Se llama Adolfo y todo el mundo dijo: 'bueno, probemos con este que nadie lo conoce. No conocemos sus raíces, no conocemos su condición', todos votaron a Adolfito y así terminamos, ¿no? Entonces le pasa lo de Alemania. Yo recomiendo el libro Sindrome 1933, que narra un poquito el internismo tremendo que había en Alemania después de la República de Weimar y cómo no encontraban quién llevara adelante las cosas. Franz von Papen fue el responsable de esto quien presentó un político nuevo, que hablaba lindo, que sedujo a la gente. Se llama Adolfo y todo el mundo dijo: 'bueno, probemos con este que nadie lo conoce. No conocemos sus raíces, no conocemos su condición', todos votaron a Adolfito y así terminamos, ¿no?

Yo le tengo miedo a los salvadores sin historia. Cuando te viene un salvador sin historia, sospechá. Mostrame tu carta de identidad histórica, mostrame tu pertenencia".

En la entrevista que brindó al periodista oficialista Gustavo Sylvestre la semana pasada y que C5N emitió el jueves 30 de marzo, Francisco insistió que "un político sin historia es un político de laboratorio" y sorprendió una vez más al dar declaraciones muy contundentes sobre los libertarios en la Argentina:

Me preocupa el avance de la ultraderecha en el mundo. La ultraderecha se recompone siempre porque es centrípeta, no es centrífuga. No crea hacia afuera posibilidades de reformas. No hay otra solución que la justicia social. Hablar en horizontal Me preocupa el avance de la ultraderecha en el mundo. La ultraderecha se recompone siempre porque es centrípeta, no es centrífuga. No crea hacia afuera posibilidades de reformas. No hay otra solución que la justicia social. Hablar en horizontal

En ese marco, desmintió: "Cuando me dicen que soy comunista les respondo que mi carta de identidad es Mateo 25. ¿Querés tomar eso como comunista? Tomalo como comunista pero Mateo 25 es la regla de conducta".

image.png

Lawfare: Francisco bancó a CFK (¿presión a la CSJN?)

Al hablar del lawfare -teoría política para explicar las condenas por corrupción con la que se escuda la vicepresidente Cristina Fernández de Kirchner- el Sumo Pontífice reveló que estuvo días atrás con el principal asesor jurídico de CFK, el exministro de la Corte Suprema de Justicia de la Nación, Eugenio Raúl Zaffaroni, y son muy amigos. En ese tramo de la entrevista bancó a CFK, a Dilma Rousseff y a Luiz Inácio Lula da Silva, en una clara señal al Máximo Tribunal argentino, y tildó de "chantapufi" a jueces que, a su entender, persiguen dirigentes:

"Estuve con un gran jurista argentino, un gran tipo que es miembro de la Comisión Interamericana. Fue juez de la Corte Suprema de Justicia. Pasó por acá y charlamos un rato. Somos amigos.

Con este hombre vimos esto. El lawfare abre caminos en los medios de comunicación: 'hay que evitar que este llegue' y ahí le empiezan a dar. Entonces, le meten la sospecha de un delito con sumarios grandísimos en los que no se encuentra el delito pero basta el volumen del sumario. Así condenaron a Lula. ¿Qué pasó con Dilma Rousseff? No pudieron. Una mujer de manos limpias. ¿Con Lula? No pudieron. Lo metieron en cana pero no pudieron Con este hombre vimos esto. El lawfare abre caminos en los medios de comunicación: 'hay que evitar que este llegue' y ahí le empiezan a dar. Entonces, le meten la sospecha de un delito con sumarios grandísimos en los que no se encuentra el delito pero basta el volumen del sumario. Así condenaron a Lula. ¿Qué pasó con Dilma Rousseff? No pudieron. Una mujer de manos limpias. ¿Con Lula? No pudieron. Lo metieron en cana pero no pudieron

Hay jueces que usan el olor o humo del delito. Un chantapufi, como decimos nosotros. Hay que alzar la voz para decir cuando no hay una cosa u otra y los políticos tienen la misión de desenmascararlo cuando no es justo".

image.png

Papa Francisco: ¿Fuerte gesto a la UCR e indirecta a Patricia Bullrich?

Jorge Bergoglio también contó que en su casa eran todos radicales, muy antiperonistas, y allí destacó a figuras históricas del partido centenario:

"Yo tengo imágenes políticas en mi vida que no me puedo olvidar. Una es de mi abuelo: vivía en Quintino Bocayuva 556, casa vieja de dos patios, en el fondo tenía el taller de carpintero, le venía a vender las anilinas Elpidio González (exvicepresidente radical), los dos viejos tomaban té con vino y hablaban de política.

Mi abuelo era radical y su pertenencia radical no la negociaba; un yrigoyenismo de aquellos. Éramos muy antiperonistas; éramos radicales fuertes en casa Mi abuelo era radical y su pertenencia radical no la negociaba; un yrigoyenismo de aquellos. Éramos muy antiperonistas; éramos radicales fuertes en casa

Fui de chico a Plaza Francia al acto de 1945, donde estaban desde la Regina Pacini de Alvear hasta Américo Ghioldi, que el socialismo le decía Norteamérico Ghioldi. Es curioso: Rubens Íscaro no quiso ir. Un comunista revolucionario que no quiso entrar en la trenza de fusionar la identidad. Su hermana venía al Arzobispado a venderme nuestra palabra y pedirme plata para la próxima edición. Era muy amiga de la esposa de Mario Cafiero y juntas ayudaban para que la movilización de mujeres no fuera una cosa vandálica como algunos grupos feministas querían. La vieja me enseñó tanto. Una comunista, pero una política de raza.

Me enseñó cómo se hace la verdadera política. La política es el arte de presentar un proyecto y convencer al otro. No me olvido de esa gente; políticos de raza.

Tuvimos políticos de raza. No hablemos de Irigoyen, de Balbín. Tuvimos presidentes de raza y a veces nos vamos perdiendo Tuvimos políticos de raza. No hablemos de Irigoyen, de Balbín. Tuvimos presidentes de raza y a veces nos vamos perdiendo

La política es un servicio y no una facción electoralista. A veces da vergüenza cuando te encontrás políticos con 4 divorcios políticos, van cambiando según les conviene y se presentan como salvadores de la Patria. Hay identidades que las tenés o no las tenés. La pertenencia política o religiosa no es un vestido que te cambiás. La llevás adentro. Es la pasión por la política".

Papa Francisco sobre la grieta

La fragmentación es el triunfo del egoísmo por encima del comunitarismo. ¿Tenemos consciencia de Patria? ¿Estamos seguros los argentinos que, en el fondo, no somos huérfanos de Patria? ¿Nos hemos reecontrado con la madre Patria, que es superior a los conflictos y superior a todo? Es triste ser huérfano de Patria. No acuso a nadie; sólo me lo pregunto: ¿somos huérfanos de Patria, luchamos por la Patria? No sé, son preguntas que vienen. Cada uno se la responde La fragmentación es el triunfo del egoísmo por encima del comunitarismo. ¿Tenemos consciencia de Patria? ¿Estamos seguros los argentinos que, en el fondo, no somos huérfanos de Patria? ¿Nos hemos reecontrado con la madre Patria, que es superior a los conflictos y superior a todo? Es triste ser huérfano de Patria. No acuso a nadie; sólo me lo pregunto: ¿somos huérfanos de Patria, luchamos por la Patria? No sé, son preguntas que vienen. Cada uno se la responde

Más contenido en Urgente24

La Libertad Avanza a Alberto Fernández: "Pelotudeces no"

Donald Trump en caso como CFK: USA cruza una lína roja

YPF logra ponerle fin a una demanda de US$ 15.000 millones

¿Dakota Johnson embarazada? Chris Martin despertó rumores

Carlos Pagni y Diego Leuco le declaran la guerra al SEO