OMNI hígado graso > NAFLD > MAFLD

CAMBIOS POR PANDEMIA

Hígado graso en la pandemia por COVID-19: De NAFLD a MAFLD

Los cambios en el estilo de vida durante la pandemia por COVID-2019 vs. impacto en la enfermedad del hígado graso asociada a la disfunción metabólica.

Debido a la obesidad generalizada, la enfermedad del hígado graso no alcohólico (NAFLD, por sus siglas en inglés) es una de las principales causas de enfermedad hepática en todo el mundo: la prevalencia de NAFLD a nivel mundial es del 25 %.

En verdad, la NAFLD comprende un amplio espectro de enfermedades que van desde el hígado graso no alcohólico hasta la esteatohepatitis no alcohólica, pasando por la cirrosis y/o el carcinoma hepatocelular.

Volvamos atrás: un brote de la enfermedad por coronavirus 2019 (COVID-19) se propagó apresuradamente por todo el mundo y la Organización Mundial de la Salud (OMS) lo declaró pandemia mundial en marzo de 2020.

En 2020, un estudio internacional sugirió que NAFLD debería cambiarse el nombre de enfermedad del hígado graso asociado a disfunción metabólica (MAFLD) y propuso nueva información con respecto a su diagnóstico.

Embed

Un estudio reciente publicado en Liver International llegó a las siguientes conclusiones: Los nuevos diagnósticos de MAFLD aumentaron durante la pandemia de COVID-19.

Los cambios en los factores del estilo de vida, particularmente en los menores de 60 años, deben monitorearse y abordarse a medida que continúa la pandemia.

El estudio destaco los siguientes puntos claves:

  • El impacto de los cambios en el estilo de vida asociados con la pandemia de COVID-19 en la enfermedad del hígado graso asociado a la disfunción metabólica (MAFLD, por sus siglas en inglés) sigue siendo desconocido.
  • Las comidas nocturnas antes de la pandemia de la enfermedad por coronavirus 2019 (COVID-19) y la ingesta diaria de alcohol durante la pandemia de COVID-19 se extrajeron como predictores independientes del estilo de vida del desarrollo de MAFLD.

Estos resultados son relevantes para el asesoramiento sobre el estilo de vida del paciente para prevenir el aumento del número de pacientes con MAFLD en la pandemia de COVID-19.

Transicion de NAFLD a MAFLD

En Mayo Clinic podemos encontrar algunas medidas a tomar para evitar el hígado graso:

  • Bajar de peso. Si tienes sobrepeso u obesidad, reduce la cantidad de calorías que consumes a diario y aumenta lentamente la cantidad de ejercicio para perder peso.
  • Optar por una dieta saludable. Elige una dieta saludable, rica en frutas, vegetales y granos integrales, y lleva un control de todas las calorías que ingieras.
  • Hacer ejercicio y ser más activo. Intenta hacer por lo menos 30 minutos de ejercicio la mayoría de los días de la semana.
  • Controlar la diabetes. Sigue las instrucciones de tu médico para mantener la diabetes bajo control. Toma tus medicamentos como te lo haya indicado el médico y supervisa constantemente tu nivel de glucemia.
  • Bajar el nivel de colesterol. Una dieta saludable con base en vegetales, actividad física y medicamentos puede ayudarte a mantener un nivel saludable de colesterol y triglicéridos.
  • Proteger el hígado. Evita las cosas que puedan ser muy estresantes para el hígado. Por ejemplo, no bebas alcohol.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario