MUNDO Chile > venezolanos > inmigrantes

LAMENTABLE

En Chile, vergonzosa reacción contra venezolanos

Chile exhibió su peor rostro, el de la intolerancia de algunos desquiciados. Ocurrió en Iquique y culminó con la quema de pertenencias de migrantes venezolanos.

Unas 3.000 personas marcharon contra inmigrantes indocumentados en la ciudad de Iquique, norte de Chile, un día después del violento desalojo de una plaza donde numerosas personas, en su gran mayoría venezolanos con niños, dormían en carpas.

En un clima de abierto rechazo al inmigrante venezolano, los manifestantes cantaron un himno de la ciudad y alzaron banderas chilenas, así como la Whiphala, un pabellón colorido de pueblos originarios andinos.

También cantaron y pusieron en pancartas lemas como:

No más inmigracion ilegal. No más inmigracion ilegal.

Chile es una república que se respeta. Chile es una república que se respeta.

Desde la Plaza Prat, en el casco histórico de Iquique, los manifestantes continuaron unas 10 cuadras hacia la playa sobre el Pacífico, donde los carabineros tuvieron que controlar a residentes chilenos que se acercaron a agredir a venezolanos en situación de calle.

Estos, desde la mañana del sábado 25/09, buscaban esconderse en otras zonas de este balneario para evitar a los manifestantes, constataron periodistas de la AFP.

Manifestantes chilenos extremistas se dirigieron a un pequeño campamento de migrantes venezolanos y quemaron en una barricada sus pocas pertenencias: carpas, colchones, bolsos, cobijas, juguetes.

Iquique: queman pertenencias de familias en campamento de migrantes

Desinformados

Los venezolanos viven en asentamientos que levantan con casas de cartón y hojalata en las afueras de Iquique, puerto a casi 2.000 km de Santiago.

Veliz Rifo, uno de los desquiciados, agricultor de 48 años de La Tirana, un pueblo en el desierto a 72 km al este de Iquique, haciéndose eco de una fake news:

Yo soy nacido, criado y malcriado en Iquique y siempre he vivido en esta zona del norte y esto que estamos viviendo es terrible, porque el problema es que en Venezuela han abierto sus cárceles y parte de esa gente ha llegado a Chile. Yo soy nacido, criado y malcriado en Iquique y siempre he vivido en esta zona del norte y esto que estamos viviendo es terrible, porque el problema es que en Venezuela han abierto sus cárceles y parte de esa gente ha llegado a Chile.

Lo peor es que este gobierno de Chile ha dejado que esto crezca y los que han llegado no son refugiados políticos ni inmigrantes que aportan con su trabajo, aquí han llegado muchos delincuentes. Lo peor es que este gobierno de Chile ha dejado que esto crezca y los que han llegado no son refugiados políticos ni inmigrantes que aportan con su trabajo, aquí han llegado muchos delincuentes.

Otros manifestantes pedían a los más violentos que respetaran la acción pacífica, mientras en los restaurantes del casco histórico los meseros venezolanos y comensales chilenos veían lo que sucedía:

Ni todos los venezolanos roban, ni todos los chilenos nos odian. Ni todos los venezolanos roban, ni todos los chilenos nos odian.

A través de sus redes sociales, Unicef expuso su preocupación por “la situación que están viviendo niños, niñas y adolescentes inmigrantes en Iquique", tras las repudiables acciones xenófobas que perpetró un grupo de manifestantes que participaron de una protesta convocada en la Plaza Prat, al mediodía del sábado 25/09.

Chile: migrantes arrojados a su suerte

Un testimonio

Así lo relató la web The Clinic, de Santiago de Chile:

Una dramática situación se vivió en Iquique luego de que un grupo de manifestantes quemaran las pertenencias de inmigrantes venezolanos que se habían instalado en una de las calles de la comuna.

A través de redes sociales se difundieron registros del momento que se produjo entre las calles Rozas con Avenida Aeropuerto, cuando varias personas comenzaron a arrojar carpas, colchones, ropas y otros elementos al fuego.

Tras esta situación una de las víctimas relató el ataque sufrido, detallando que en el lugar habían 30 ciudadanos venezolanos y siete niños los que no sufrieron lesiones, pero perdieron prácticamente todas sus pertenencias.

“De salud estamos todos bien, no nos hicieron nada porque llegaron los Carabineros y nos sacaron de aquí. Nos quemaron todas las pertenencias, todos los papeles, se llevaron a uno de mis cachorros”, señaló entre lagrimas una mujer a Radio Bio Bio.

En esta línea precisó que “éramos como 30 venezolanos, teníamos aquí unos 15 días (…) estábamos esperando el pasaje para irnos más adelante”.

“Los policías nos sacaron y no nos dieron chance de sacar nada, nada, nada… todo se lo llevaron, lo quemaron. (Acá vivían) siete niños. Perdimos los documentos, que es lo más importante”, añadió la mujer.

Asimismo, aseguró que “Carabineros nos dijo que nos fuéramos, que ellos no podían detener la marcha porque eran mucha gente, que nada más nos podían sacar a nosotros rápido antes que vinieran ellos, porque si ellos nos hubieran visto, nos hubieran pegado”.

“Lo que nos hicieron, eso no se le hace a un ser humano, porque todos somos seres humanos, todos somos hijos de Dios. Tienen que agarrar a la gente que está haciendo lo malo, no los que están trabajando”, cerró la mujer afectada por el ataque de los manifestantes.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario