Leído

Juan Pablo Chiesa

"El Ingreso Familiar de Emergencia resultó la mano visible del Estado" 

Dom, 13/09/2020 - 8:33pm
Enviado en:
Por Urgente24

El IFE contribuyó a reducir las brechas de género en ingresos del país ya que, dadas las condiciones de acceso, el 55% de los beneficiarios asignados fueron mujeres. Ellas enfrentan las mayores tasas de desocupación que ronda el 24%, así se puede afirmar que el esfuerzo del Estado estuvo centrado de manera correcta. El carácter federal de la medida se refleja en los giros hacia sectores socio-económicos más rezagados especialmente en el NOA y NEA.

Chiesa, IFE, mujeres
chiesa.jpg
El Ingreso Familiar de Emergencia resultó la mano visible del Estado 
Contenido

Desde la aparición de los primeros contagiados por el virus en el país, a principios de marzo del 2020, la actitud del Estado fue dar contención al 40% de la población que recibía ingresos de manera irregular a través de trabajos informales.

Con el decreto 310/2020 publicado el 23 de marzo se anuncia la creación de un Ingreso de 10 mil pesos para personas que “se encuentren desocupadas; se desempeñen en la economía informal; sean monotributistas inscriptos de categorías ‘A’ y ‘B’”.

En este sentido el abogado laboralista, Juan Pablo Chiesa, realiza un análisis de la medida desde la creación del beneficio, su impacto en la vida económica, profundizando los datos duros del ingreso familiar, el marco normativo legal y la distribución geográfica del beneficio.

El especialista en su trabajo “Ingreso Familiar de Emergencia, la mano visible del Estado” resalta la importancia del IFE como "un apoyo social" que además expuso a parte importante de la sociedad que se encontraba por fuera del trabajo formal, sobre la cual el Estado no tenía registro y ahora tras ser identificada, puede ser objeto de futuras políticas sociales que podrán contemplarlas de mejor manera.

Chiesa en su libro cuenta con la participación de modo introductorio del Secretario General de ANSES, Santiago Fraschina y del ministro de Desarrollo Social, Daniel Arroyo, quien avanza sobre la problemática del futuro del Ingreso Familiar de Emergencia para convertirse en una “renta universal” para sectores más vulnerables.