OMNI vacuna antigripal > gripe > enfermedades cardiovasculares

PREVENCIÓN

Vacuna antigripal: Reduce un 17-54% el riesgo cardiovascular

Gran parte de las personas hospitalizadas por gripe tienen enfermedades cardiovasculares de base: la vacuna antigripal es una herramienta eficaz de prevención.

Se ha demostrado que la vacuna antigripal juega un importante papel en la prevención de enfermedades cardiovasculares, con una reducción del riesgo cardiovascular que oscila entre el 17 y el 54%, según la Sociedad Española de Cardiología (SEC).

El 34% de los hospitalizados por gripe tienen enfermedades cardiovasculares de base.

Por este motivo, se aconseja a estos pacientes recibir la vacuna antigripal como una medida eficaz para prevenir la infección estacional y posibles complicaciones.

Aunque el hemisferio sur relega la gripe durante los meses que dura el verano, aquellas personas con factores de riesgo cardiovascular, como la hipertensión arterial, la diabetes mellitus y la obesidad, deben permanecer atentos a los cuidados.

De acuerdo a la doctora Amelia Carro, portavoz de la SEC, la vacuna antigripal reduce nueve veces el riesgo de infarto:

Sabemos que el riesgo de desarrollar un infarto de miocardio durante los brotes de gripe se sitúa en torno al 10% y se mantiene elevado incluso tras el periodo de exposición al virus, de forma que hasta el 6% de los infartos se relacionan con esta infección respiratoria Sabemos que el riesgo de desarrollar un infarto de miocardio durante los brotes de gripe se sitúa en torno al 10% y se mantiene elevado incluso tras el periodo de exposición al virus, de forma que hasta el 6% de los infartos se relacionan con esta infección respiratoria

Dados estos porcentajes, se sabe que el suero representa una protección igual o superior a otras medidas de prevención, como la toma de antihipertensivos, estatinas o dejar de fumar.

Los fármacos antihipertensivos reducen el riesgo de eventos cardiovasculares hasta un 25%, las estatinas hasta un 30% y el abandono del tabaco hasta un 43%.

Una investigación (IAMI trial) presentada recientemente en el Congreso Europeo de Cardiología, también ha demostrado la eficacia de la vacuna antigripal en un grupo concreto de pacientes de riesgo.

Todos aquellos que acudían al hospital para hacerse un cateterismo urgente o programado recibían la vacuna contra la gripe durante el ingreso, con independencia de que fuera o no temporada de vacunación.

El estudio demostró que, al año, la vacuna reducía un 41% la mortalidad por todas las causas y un 41% la mortalidad cardiovascular (aunque no de forma significativa los casos de trombosis del stent y de infarto de miocardio).

image.png

Fuente: EFE

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario