Leído

ANGUSTIA

Carmen Barbieri sufrió un abuso a la salida del teatro: "Fue un degenerado con un piloto negro"

Lun, 10/02/2020 - 10:46pm
Enviado en:
Por Urgente24

La capocómica contó que un hombre de aproximadamente 40 años le tocó sus glúteos, obviamente sin su consentimiento. La actriz lo confrontó, pero la situación no pasó a mayores debido a que el personal de seguridad la defendió: "Me agarraron dos señores de seguridad y me llevaron al auto".

El mal momento de Carmen Barbieri.
carmen.jpg
El mal momento de Carmen Barbieri.
Contenido

A la salida de la función del teatro, muchos espectadores y fanáticos esperan a los artistas para saludarlos, felicitarlos y pedirles una foto como recuerdo del momento. Todos los días de función de su obra Veinte millones, Carmen Barbieri se acerca a saludar a sus fans tras la finalización de la pieza.

Aunque la capocómica tiene la mejor relación con los espectadores, le pasó algo desagradable con uno de ellos. "Ayer me tocaron el ‘tujes’ a la salida. Era un señor con un piloto negro. Me doy vuelta y le digo: ‘Fuiste vos’. Tendría 40 años, un degenerado", dijo en Implacables.

"Yo me paré y les dije ‘sáquenme fotos’, les tiré un beso... Cuando llueve tanto la gente se queda igual en la puerta. Son divinos. El cariño de la gente es genial. Pero el señor de anoche llegó más lejos con el cariño. Se le fue la mano", agregó.

"¿Sabés por qué no seguí (peleando)? No sé qué me pasa, no soy yo, porque en otro momento de mi vida, me doy vuelta y le bajo dos dientes. Pero me di vuelta, lo miré a la cara, y le dije: ‘¿Vos me tocaste no?’ Y bajó la cabeza. Me dio pena después", recordó en el programa de El Nueve.

"Bajó la cabeza. Le digo ‘vos fuiste’, tengo la cara de él acá. ‘Es una falta de respeto, tarado’, le digo, y me agarraron los dos señores de seguridad que siempre están acá y me dicen: 'Vamos, Carmen, vamos’. Y me llevaron al auto. Pero me tocó", aseguró.

Bueno, está bien, que sea feliz, le tocó el culito a una vieja. Estoy tratando de ver la vida de otra manera, sino ayer, el señor que me tocó está en la comisaría, y después ustedes tenían nota. Esas cosas pasan en la multitud, está todo bien, no pasa nada. Yo no me sentí mal, lo que pasa es que me controlo. Pero no me enojé ni nada. Me molestó, porque es feo, te molestan esas cosas, pero tampoco reaccioné como yo reaccionaba antes, que era una polvorita. Mi hijo (por Federico Bal) me decía: ‘Qué épocas tuviste, mamá, de abandonar móviles, de pelearte con todo el mundo... Qué épocas’. Pero ya pasó”, concluyó la artista.