GLOBAL Macron > Francia > Reforma previsional francesa

DE CARA A LAS PRESIDENCIALES

Macron revive la promesa de la polémica reforma previsional

El presidente francés, Emmanuel Macron, busca apoyarse en su promesa de campaña de cara a las elecciones presidenciales 2022: la reforma de pensiones.

Este lunes (12/7) el presidente francés, Emmanuel Macron, anunció en un discurso televisado que la polémica reforma previsional, suspendida al inicio de la pandemia por coronavirus, continuará tan pronto como la situación sanitaria esté controlada.

El pilar central de Macron para crear un mercado laboral más flexible y competitiva, al mismo tiempo que reduzca la carga fiscal del Estado, era la reforma de las pensiones.

"La reforma previsional debe relanzarse en cuanto se cumplan las condiciones sanitarias para que el sistema sea más sencillo y justo", dijo el jefe de Estado. "Debido a que vivimos más, tendremos que trabajar más y jubilarnos más tarde", agregó.

Macron también anunció un "compromiso de ingresos" para los jóvenes sin trabajo o sin formación, especialmente afectados por la crisis sanitaria, siguiendo una "lógica de deberes y derechos".

Para sus asesores, revivir esta promesa de campaña es un pilar esencial de su credibilidad reformista ante algunos votantes de cara a las elecciones presidencial del 2022.

El sistema previsional actual

El sistema de pensiones actual para el sector privado fue creado en 1945. Está compuesto por un régimen de base, gestionado por la Caja Nacional de Seguros de Vejez (CNAV), y por un régimen complementario obligatorio, al cual están afiliadas el 68% de las personas activas.

Pero el resto de trabajadores está sujeto al régimen de funcionarios y a los regímenes especiales que cuentan con 42 especificidades, entre ellos los trabajadores del metro y autobuses parisinos, los de trenes y los de electricidad.

Sin embargo, los ferroviarios gozan de un régimen especial para fidelizar a los empleados que fue creado en 1938 cuando se nacionalizó el sector. Con los trabajadores de cloacas, que tienen menos esperanza de vida por la labor que realizan, sucede lo mismo. Por ejemplo, pueden jubilarse antes o con mejores condiciones que el resto de los empleados de otros sectores.

image - 2021-07-12T180218.180.jpg
Trabajadores que limpian las cloacas de París en la manifestación del 16 de enero de 2020 por la reforma previsional del gobierno de Macron. Foto: Aída Palau.

Trabajadores que limpian las cloacas de París en la manifestación del 16 de enero de 2020 por la reforma previsional del gobierno de Macron. Foto: Aída Palau.

Para poder jubilarte en Francia tenés que tener 62 años, y para tener pensión completa es necesario haber trabajado 43 años. En suma, el sistema está basado en un esquema de solidaridad entre generaciones: el empleado aporta para financiar las pensiones de los jubilados.

Según la Organización para la Cooperación y Desarrollo Económico (OCDE ), Francia destina el 15% del PIB a las pensiones.

De acuerdo con el Consejo de Orientación de las Pensiones, habrá un déficit de 10 mil millones de euros en el año 2022 y no se alcanzará un equilibrio en las cuentas hasta el 2042.

¿Qué busca la reforma previsional?

Inspirado en varios aspectos en el modelo sueco de los años 90, la reforma previsional propuesta por Macron quiere terminar con este sistema tan diverso y crear uno universal y, según el presidente, más "igualitario".

Principalmente, el gobierno de Macron quiere acabar con el déficit en 2025 y para eso propone lo siguiente:

  • Una caja única y un sistema por puntos: con el sistema actual se necesita trabajar hasta 171 trimestres para cobrar una pensión completa. Y para que un trimestre cuente se tiene que haber cotizado al menos 150 horas. Con la nueva reforma, se abandonará el trimestre y el salario como referencia y lo que contará para calcular la pensión serán los puntos. El cálculo se hará a partir del valor del punto en el momento de la jubilación. El gobierno está trabajando con la hipótesis de que el punto tenga un valor de 0,55 euros por 10 euros cotizados y, también, se ha comprometido a garantizar una pensión mínima de 1.000 euros. El gobierno asegura que el punto será fijado "de manera paritaria por representantes de los empleadores, de los asalariados del servicio público y privado y por los representantes de los trabajadores independientes". El punto no podrá saltarse "la regla de oro" de esta reforma que debe respetar el equilibrio financiero por un periodo de cinco años.
  • Aumentar la edad jubilatoria: fuentes de la prensa dijeron a la agencia de noticias Reuters que el mes pasado se estaba barajando esta opción. Como se mencionó anteriormente, para jubilarte tenés que tener, entre otras cosas, 62 años. Con la reforma se aumentaría a 64 años para incitar a los empleados a trabajar por más tiempo, lo que estaría premiado con una compensación del 5% anual.

Las críticas

Los sindicatos franceses han salido a la calle ni bien se postuló la idea de la reforma. Lo que más temen es que el valor del punto anteriormente mencionado, con el que se fijará la jubilación, quede a merced del gobierno de turno y millones de pensiones quede susceptibles antes los vaivenes económicos.

El gobierno dice que el valor del punto nunca podrá bajar. Sin embargo, con el modelo sueco, del cual se inspiraron, el valor del punto bajó en tres ocasiones: en 2010, 2011 y 2014 por la crisis financiera.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario