Leído

FINAL DE 'CIELOS ABIERTOS'

Trump notifica a Rusia el viernes 22/05 que vuelve a la Guerra Fría

Jue, 21/05/2020 - 2:33pm
Enviado en:
Por Urgente24

El presidente Donald Trump decidió retirar al país que gobierna del tratado Open Skies, un pacto de control mutuo de armas diseñado para promover la transparencia entre USA y Rusia. Él afirma que lo hace culpa de Rusia.

Donald Trump y Vladímir Putin.
Contenido

El Tratado de Cielos Abiertos entró en vigor el 01/01/2002 y permite un programa de vuelos de vigilancia aérea sin armamento sobre el territorio de todos los países participantes. 

El Tratado de Cielos Abiertos es una creación de USA, y un logro específico del Partido Republicano, al que pertenece el presidente Donald Trump, que ha decidido descartarlo.

Altos funcionarios de la Administración Trump, quienes pidieron anonimato a la agencia Bloomberg hasta que haya un anuncio oficial, dijeron que Rusia será informada el viernes 22/05 de que USA prepara su salida del acuerdo, que otorga a las naciones permiso para atravesar el espacio aéreo de los demás con el objetivo de recopilar información sobre actividades militares.

El Tratado de Cielos Abiertos es uno de los mejores esfuerzos internacionales para la transparencia militar. El concepto de "observación aérea mutua" fue propuesto inicialmente al presidente del Consejo de Ministros de la URSS, Nikolái Bulganin, por el presidente de USA, Dwight D. Eisenhower, en la Conferencia de Ginebra de 1955. 

Los soviéticos rechazaron rápidamente la idea pero en 1989 se alcanzó un acuerdo por iniciativa del Presidente (y anterior Director de la CIA) George H. W. Bush. 

Él lo negoció por los entonces miembros de la OTAN y del Pacto de Varsovia, firmándose en Helsinki, Finlandia, el 24/03/1992, y ratificado en 1993.

Los Estados Miembros del Tratado son: Alemania, Bélgica, Bielorrusia, Bosnia-Herzegovina, Bulgaria, Canadá, Croacia, Dinamarca, Eslovaquia, Eslovenia, España, Estados Unidos, Estonia, Finlandia, Francia, Georgia, Grecia, Hungría, Islandia, Italia, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Noruega, Países Bajos, Polonia, Portugal, Reino Unido, República Checa, Rumanía, Rusia, Suecia, Turquía y Ucrania. 

Kirguistán lo ha firmado pero no lo ha ratificado. 

Canadá y Hungría son los depositarios del tratado en reconocimiento de su especial contribución al proceso.

La salida dispuesta por Trump entrará en vigencia en 6 meses, según los funcionarios, quienes dijeron que una revisión que Trump ordenó en 2019 determinó que ya no es del interés del país seguir siendo parte del acuerdo.

Retirarse del pacto sepultará un tratado de control de armas entre USA y Rusia: Nuevo START, que limita la cantidad de misiles nucleares que cada nación puede desplegar, y que caduca en febrero de 2021.

Los funcionarios dijeron que Trump llegó a la decisión porque Rusia ha bloqueado a USA los vuelos de vigilancia alrededor de áreas cercanas a Georgia y Kaliningrado en el Mar Báltico. 

También dijeron que Moscú negó los sobrevuelos de los ejercicios militares rusos. Estas quejas estadounidenses han sido de larga data.

La Administración Trump también señaló que Rusia ha utilizado vuelos sobre USA y Europa para identificar infraestructura crítica que podría ser blanco de ataques militares, dijeron los funcionarios.

Los aviones de reconocimiento cuentan con cámaras de video y fotográficas para su uso durante el día, escáneres infrarrojos y radares. La calidad de las fotografías debería permitir localizar instalaciones y equipamientos militares (por ejemplo, distinguir entre un tanque y un camión), consiguiendo así una significativa transparencia en las actividades militares. 

Las funcionalidades de los sensores pueden ser aumentadas y mejoradas mediante acuerdos entre los Miembros. Todos los sensores utilizados en los aviones afectados por el tratado deben estar disponibles para cualquiera de los firmantes de forma comercial. La resolución de las imágenes está limitada a 30 centímetros.

Cada Estado Miembro está obligado a aceptar una cantidad de vuelos de observación, lo que se conoce cuota pasiva. La cuota activa, por el contrario, es el número de vuelos que puede enviar, y debe coincidir con la primera. 

Durante los 3 años siguientes a la entrada en el tratado, cada Estado recibe como máximo el 65% de los vuelos marcados por su cuota pasiva.

El tratado permite a los países realizar vuelos de vigilancia desarmados con poca antelación. Fue diseñado para promover la confianza entre la OTAN y los países del bloque oriental después de la Guerra Fría y reducir las posibilidades de conflicto armado.

Altos funcionarios de la administración dijeron que los aliados de USA fueron consultados previamente pero no dijeron si ellos instaron a Washington DC a permanecer en el pacto. 

La decisión de Trump podría enojar a los firmantes europeos que han apoyado abiertamente el tratado.

La medida sigue a la decisión de Trump en 2019 de retirar a USA del Tratado de Fuerzas Nucleares de Rango Intermedio, un pacto de la Guerra Fría que prohíbe los misiles de corto y mediano alcance.

Un funcionario de alto rango de la administración Trump realizó una llamada a Vladímir Putin para discutir un nuevo pacto de control de armas nucleares en los últimos días.

Las 2 partes acordaron reunirse en persona para discutir el marco de un acuerdo una vez que tal reunión sea posible, aunque las autoridades dijeron que la reunión podría tener lugar a través de un enlace de video debido a la pandemia de coronavirus.

Trump ha impulsado un nuevo acuerdo de armas nucleares con Rusia y China, cuyo arsenal nuclear es solo una fracción del tamaño de Washington y Moscú, pero que USA afirma que está creciendo.

Beijing ha rechazado repetidamente la idea de participar en conversaciones trilaterales de control de armas nucleares con Estados Unidos y Rusia.