ECONOMÍA

Para Fitch nos salva la Soja...por ahora

La agencia calificadora de riesgo Fitch Ratings aseguró este martes (08/05) que el crecimiento de la Argentina se ubicará en el 4% del PBI en los próximos dos años, donde habrá una "inflación alta y prolongada", el consumo pierde dinamismo y "la economía lucha con controles de capital más estrictos", donde los elevados precios de la soja "van a mantener la actividad" aunque la suba internacional del precio de la soja sólo serviría para compensar parte de la menor cosecha local.

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24).- En un comunicado de prensa difundido este martes (08/05), Fitch anunció que mantendrá en "B" la nota de la deuda soberana argentina con perspectiva estable, aunque advirtió sobre los riesgos de "políticas económicas impredecibles".

"La fuerte victoria presidencial en las elecciones de Octubre de 2011 intensificó la concentración de poder (...), un riesgo para que haya más políticas económicas impredecibles", explicó la agencia que además agregó que, sin embargo, " la calificación 'B' de Argentina está basada en sólidos factores estructurales del país, reflejado en su alto ingreso per cápita y los indicadores sociales".

Fitch dijo que las calificaciones de Argentina se ven condicionadas por la "limitada flexibilidad financiera" del país y una " mezcla incoherente de política macroeconómica que ha elevado la tasa de inflación y la volatilidad macroeconómica".

" Fitch destaca que la transparencia de los datos de Argentina es relativamente débil y ha continuado deteriorándose", añadió en el comunicado.

La agencia argumentó que "la incertidumbre política en la Argentina continúa siendo alta, como lo demuestra las recientes medidas para endurecer los controles de capital y la nacionalización de YPF", dijo Lucila Broide, directa de Fitch.

Entre los factores que hacen que Argentina no descienda más en la calificación crediticia, Fitch encontró que el 50 por ciento de la deuda del Gobierno es intra-sector público, lo que reduce el riesgo de refinanciación.

[ pagebreak ]

Según la agencia el crecimiento de la Argentina se reducirá a 4 por ciento en los próximos dos años: "Una postura fiscal y monetaria expansiva y los altos precios de la soja van a mantener la actividad, mientras el consumo pierde dinamismo y la economía lucha con controles de capital más estrictos".

Fitch espera que la tasa de inflación " se mantenga alta" y agregó que sin bien la reforma a la Carta Orgánica del Banco Central ha relajado temporalmente las restricciones de financiamiento de Argentina, esto aumenta la probabilidad de una inflación alta y prolongada en el futuro.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario