OMNI Detox tecnológico > cuerpo > tecnología

COMBATIR EL ESTRÉS

Cómo impacta en el cuerpo el detox tecnológico y cómo llevarlo a cabo

El detox tecnológico, también conocido como "desintoxicación digital", es el acto deliberado de desconectarse de los dispositivos electrónicos.

Son más las personas que se suman al "detox tecnológico" debido a que en la actualidad, las personas estamos constantemente conectados a través de nuestros dispositivos electrónicos y estos se han vuelto prácticamente una extensión de nuestro cuerpo. Sin embargo, esta constante exposición a la tecnología puede tener un impacto significativo en nuestro bienestar emocional y puede perjudicarnos.

¿Qué es el detox tecnológico?

El detox tecnológico, también conocido como "desintoxicación digital", es el acto deliberado de desconectarse de los dispositivos electrónicos y de las plataformas digitales durante un período de tiempo determinado. Esto puede incluir apagar el teléfono celular, evitar el uso de redes sociales, limitar el tiempo frente a la pantalla de la computadora y buscar actividades que no requieran tecnología.

detox tecnológico.jpg

Impacto en el bienestar emocional

  • Reducción del estrés y la ansiedad: el uso excesivo de la tecnología puede contribuir al estrés y la ansiedad. Constantemente estar pendientes de las notificaciones, correos electrónicos y actualizaciones de redes sociales puede sobrecargarnos mentalmente y dificultar nuestra capacidad para relajarnos. Al desconectarnos, permitimos que nuestra mente descanse y reducimos los niveles de estrés y ansiedad.
  • Mejora de la concentración y productividad: la tecnología puede ser una gran distracción. Las notificaciones constantes nos interrumpen en nuestras tareas y dificultan nuestra capacidad para concentrarnos. Al desconectarnos, podemos dedicar tiempo a actividades que requieran un enfoque completo, lo que puede aumentar nuestra productividad y eficiencia.
  • Fomento de las relaciones interpersonales: a menudo, el uso excesivo de la tecnología puede interferir en nuestras relaciones interpersonales. Pasamos más tiempo frente a la pantalla que interactuando con las personas que nos rodean. Al desconectarnos, podemos dedicar tiempo de calidad a nuestras relaciones, lo que fortalece los vínculos emocionales y mejora nuestra satisfacción interpersonal.
  • Reconexión con uno mismo: el constante bombardeo de información y estímulos externos puede alejarnos de nosotros mismos. Al desconectarnos, tenemos la oportunidad de reconectar con nuestras emociones, pensamientos y necesidades internas. Esto nos permite cultivar una mayor conciencia de nosotros mismos y promover un mayor autoconocimiento.
detox tecnológico 1.jpg

Recomendaciones para un detox tecnológico efectivo

  • Establece límites claros:define cuándo y durante cuánto tiempo te desconectarás de la tecnología.
  • Informa a los demás:comunica a tus amigos, familiares y colegas que estarás desconectado durante un período de tiempo determinado.
  • Busca alternativas:identifica actividades que puedas realizar durante tu detox tecnológico, como leer un libro, practicar ejercicio o disfrutar de la naturaleza.
  • Mantén la consistencia:intenta realizar detox tecnológicos de forma regular para mantener un equilibrio saludable entre el uso de la tecnología y tu bienestar emocional.

El detox tecnológico puede ser una herramienta poderosa para mejorar nuestro bienestar emocional en un mundo cada vez más digitalizado. Al desconectarnos de la tecnología de manera deliberada y regular, podemos reducir el estrés y la ansiedad, mejorar nuestra concentración y productividad, fortalecer nuestras relaciones interpersonales y reconectar con nosotros mismos. Considera incorporar el detox tecnológico en tu rutina como parte de tu cuidado personal y emocional.

El detox tecnológico para salir de los esquemas perjudiciales

Cuatro de cada 10 personas no conciben pasar un día alejados de un dispositivo móvil: se informan en internet, se comunican a través de chats, redes sociales, videojuegos online.

Un 25% los encuestados es adicto al móvil; 8 de cada 10 usan estos dispositivos, de manera continua, entre 2,5 y 4 horas diarias; lo primero y lo último que hace el 51% de la población cada día es mirar su smartphone. E inclusive hasta un 14% reconoce que lo consulta mientras conduce.

detox tecnológico 3.jpg

Se trata del estrés digital del jornada a jornada, sea laboral, familiar, de entretenimiento, o bajo cualquier circunstancia, y al antídoto se lo conoce como detox, que implica: desconectarse por un período de los sistemas de mensajería instantánea, internet o las redes sociales.

Es una especie de abstinencia, como la que se requiere como tránsito ineludible hacia los tratamientos contra adicciones.

La pantalla la es, nada más que pasa inadvertida, a diferencia de las sustancias, pero la dependencia es el común denominador.

La adicción a los teléfonos inteligentes podría ser hipersocial, no antisocial. "Hay mucho pánico en torno a este tema", se sugiere en Frontiers in Psychology.

El uso compulsivo, la ansiedad que produce no consultar el dispositivo con frecuencia; la "nomofobia", o miedo a salir de casa sin el móvil; el "fomo", o temor a quedarse fuera de un grupo o excluirse por no saber algo; y el “phubbing”, que consiste en aislarse de las personas del entorno prestando más atención al móvil, son algunas de las señales que pueden constituir un factor de riesgo para caer en un problema de adicción.

------------------

Más noticias en urgente24

Compra supermercado U24: Día y Coto hunden a Carrefour con sus precios

"Industriales dicen que están comprando hojalata en Ucrania y no en fábricas argentinas".

Este pueblo de ensueño está en la Patagonia y muy pocos lo conocen

Banco Provincia ofrece préstamos con tasa del 30%: Quiénes pueden solicitarlo

Ford y el final confirmado para una leyenda

Dejá tu comentario