CARTELERA

GUERRA POR DERECHOS

Con un Spiderman con un futuro incierto, ahora la hija de su creador toma partido por Sony

A la guerra entre Sony y Disney por uno de los personajes más queridos de Marvel se le sumó la hija de su propio creador. Spiderman está 'en veremos' porque las empresas no logran llegar a un acuerdo, pero ahora fue la hija del dibujante Stan Lee, que decidió tomar partido por Sony y asegurar que desde Disney trataron 'muy mal' a su padre y no respetan 'su legado'.

Es una guerra de negocios que parece que acabará con uno de los personajes más queridos de Marvel: Spiderman. Pero ahora, se metió en la guerra entre Sony y Disney nada más y nada menos que la hija del creador del hombre araña, que cuestionó duramente a Sony y que pide un poco de consideración y respeto al legado de su padre, el famoso Stan Lee.

Toda la pelea empezó cuando Diney y Sony no llegaron a un acuerdo y el superhéroe Spiderman se queda afuera del Universo Cinematrogáfico Marvel (que pertenece a Diney). Ahora está en duda el futuro del personaje y los futuros proyectos de películas sobre el mismo.

Pero quien salió a tomar partido fue Joan Celia “JC” Lee, hija del mismísimo Stan Lee, en las que critica a Marvel de manera directa y ofrece su apoyo a Sony.

En declaraciones a TMZ, insistió que "Marvel y Disney, y su búsqueda por tener el control el total de las creaciones de mi padre, debe ser controlado y equilibrado por otros que, aunque buscan tener ganancias, tienen un respeto genuino por Stan Lee y su legado”, cosa que para la hija del creador es indispensable al momento de comprender el enorme aporte de su padre a la cultura pop. Según Lee, “ ya sea Sony o alguien más, la contínua evolución de los personajes de Stan y su legado merece múltiples puntos de vista”, lo que pone en relieve un posible enfrentamiento entre los herederos del co creador de Spiderman y la dupla Marvel/Disney.

Según la hija de Lee, lo mejor que le podía pasar al legado de su padre es mantener un control creativo basado en el respeto, lo cual, para la Lee no es algo que la productora Marvelita pueda ofrecer.

“Cuando mi padre murió, nadie de Marvel o Disney se me acercó. Desde el día uno, ellos han mercantilizado el trabajo de mi padre y nunca le han mostrado a él ni a su legado ningún respeto o decencia”, dijo la mujer. 

Lee concluyó sus durísimas declaraciones insistiendo en que “nadie podría haber tratado a mi padre peor que Marvel y los ejecutivos de Disney”. Lo que demuestra que el enfrentamiento público por la herencia creativa de Lee —y que la polémica alrededor de Spiderman trajo a colación— es mucho más complejo de lo que podría suponerse a primera vista. Si bien los contactos con los familiares de Lee —y posibles albaceas de su legado— no son necesarios o mucho menos obligatorios, la historia sobre el comportamiento de Marvel con el creador —y su entorno— lleva varios años en mitad de una agria polémica.

¿Cómo empezó esta guerra?

El acuerdo entre Sony Pictures y Disney no pudo ser renovado. Por lo tanto, Marvel Studios (que pertenece a la compañía del ratón) no va a poder continuar produciendo más películas de Spider-Man. Es decir que el superhéroe arácnido estaría fuera del Universo Cinematográfico de Marvel.

Por supuesto, el conflicto entre las empresas fue de tinte económico. Disney quería dividir las ganancias en un 50% para cada empresa, pero Sony lo rechazó totalmente. Esta última quería mantener el anterior acuerdo: 5% del primer dólar bruto para Disney, es decir, del día de estreno.

En el año 2005, Marvel y Stan Lee llegaron a acuerdo económico, —supuestamente por la suma de $10 millones— que surgió después de una demanda por incumplimiento de contrato por parte de Marvel. Lee alegó que no había recibido el 10% de las ganancias de la franquicia de Spider-Man dirigida por Sam Raimi que, para la fecha, contaba con solo dos películas. La por entonces Marvel Enterprises llegó a la negociación, después de casi tres años de batallas legales privadas, y se comprometió en hacer un cargo único para financiar pagos pasados y futuros reclamados por Lee.

Aunque Stan Lee fue uno de los co creadores de varios de los personajes más famosos del mundo de las historietas —y en la actualidad, el cinematográfico— su torpeza en las negociaciones siempre ha sido motivo de debate y preocupación entre sus allegados y admiradores. Aunque se desconoce la mayoría de los detalles sobre sus finanzas, se estima que al morir el patrimonio neto de Stan Lee era entre $50 y $80 millones, una suma relativamente “baja” si tomamos en cuenta los éxitos de superventa y en especial en taquilla que han logrado sus creaciones, que fácilmente podrían rozar los $24 mil millones. Pero el mismo Lee admitió, en más de una ocasión, que tomó decisiones imprudentes no solo con respecto al valor neto de sus creaciones, sino a sus implicaciones como legado a futuro.

Image
El dibujante Lee, creador de Spiderman. Foto: web

“Fui estúpido en los negocios”, dijo Lee al Hollywood Reporter en una entrevista publicada en 2016. “Debería haber sido más codicioso ”, añadió. Y es esa confesión breve —que después fue debatida ampliamente de cara a los rumores sobre la baja cifra en regalías que recibía el creador—, lo que parece resumir la batalla fuera y dentro de juzgados y mesa de negociación que la familia Lee ha llevado a cabo incluso antes de la muerte del dibujante.

La hija de Lee ¿la villana? 

A todo ese turbulento mapa financiero que rodea el legado de Stan Lee, habría que añadir la perturbadora historia que rodeó su vida doméstica hacia los años finales de su vida. En los meses previos a la muerte de Stan Lee hubo una muy pública y vergonzosa batalla legal, que reveló tanto familiares como empleados de confianza aprovecharon su estado de salud físico y mental para dilapidar su patrimonio. Las acusaciones apuntaron directamente al ex manager del creador Kyle Morgan y también a su hija, “JC” Lee.

Insistían en que la hija de Lee no solo maltrató de manera verbal a su padre, sino que llegó a golpearle durante discusiones domésticas y altercados familiares durante buena parte de la década pasada. Las denuncias se hicieron aún más turbias, cuando se comprobó que “JC” Lee controlaba las redes sociales de su padre, al que suplantó al parecer sin su consentimiento durante casi dos años. El debate y posterior demanda por abuso de ancianos también dejó claro que puertas adentro del hogar de Lee la situación era confusa y cuando menos dura para Lee.

¿Son las declaraciones de “JC” Lee una forma de desviar la atención pública de las acusaciones en su contra? ¿Intenta evitar que Marvel pueda tener ventaja en una posible batalla legal por los derechos del legado de su padre? En medio de la confusa situación, nada parece estar muy claro. Y al parecer, no lo estará en un futuro cercano.
 

El dibujante Lee, creador de Spiderman. Foto: web

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario