MUNDO Israel > restricciones > contagio masivo

COVID-19

Israel analiza cambiar su estrategia ante avance de Ómicron

Israel está analizando sustituir las restricciones por un modelo de permitir el contagio masivo ante el avance de Ómicron, más contagiosa pero menos grave.

Israel está contemplando cambiar su estrategia frente a la pandemia del Covid-19, ante al avance de la variante Ómicron, mucho más infecciosa que la Delta aunque provoca síntomas más leves. Las autoridades sanitarias del país están sopesando levantar las restricciones y optar por un "modelo de contagio masivo".

Con la tasa de infección en contínuo aumento, con casi 3.000 nuevos positivos por segundo día consecutivo -máximo de 3 meses-, los expertos del ministerio de Salud están contemplando el cambio de política para alcanzar la inmunidad colectiva a través de contagios masivos, explicaron medios hebreos.

La tasa de positividad ha subido en el país al 2,48% y el ratio de infección -el promedio de personas a las que infecta cada portador del virus- se ha disparado al 1,53, lo que indica que el brote se está intensificando.

Sin embargo, el aumento de los contagios no implica un incremento de los casos graves por Covid-19 ni de las hospitalizaciones, con solo 88 pacientes graves en todo el país, cifras que se mantienen estables respecto a las últimas semanas.

Según las estimaciones de Salud, en 2 semanas el 90% de los nuevos casos de Covid-19 corresponderán a la cepa Ómicron.

Recientemente, 2 médicos isralíes de la Universidad Hebrea de Jerusalén, Zvika Granot y Amnón Lahad, comentaban, al respecto de Ómicron:

“Hemos estado conviviendo con el coronavirus por 2 años y hemos visto aparecer nuevas variantes, y una nueva variante, por definición, es más contagiosa que la anterior”, dijo Granot, director del laboratorio de investigación biológica y cancerígena de la Universidad Hebrea. “Por lo general, los virus que son muy agresivos no son muy infecciosos y los virus que son muy infecciosos no son muy agresivos".

Ambos médicos creen que es probable que nos estemos acercando al estado postpandémico en el que convivamos con el coronavirus como lo hacemos con la gripe y otros virus.

“De hecho, la variante Ómicron es más infecciosa que la Delta y la está superando, pero ¿es más agresiva? Esto aún necesita más investigación, pero al menos según la Organización Mundial de la Salud, no hubo muertes por la variante Omicron en todo el mundo hasta la semana pasada. Eso ciertamente cambiará, pero si se mira desde el punto de vista de la pandemia, el final llegará cuando tengamos una variante muy infecciosa con síntomas muy leves”.

Además, dijo Granot, “debido a que es muy contagioso, muchas personas se infectarán, pero tendrán secreción nasal y tal vez fiebre durante un par de días y luego volverán a sus vidas normales. Cuando esto sucede, la gran mayoría se infecta, lo supera y desarrolla una verdadera inmunidad colectiva. Entonces, en algunos aspectos, Ómicron puede ser la luz al final del túnel”.

El primer ministro israelí, Naftali Benet, afirmó ayer que Israel está al borde de una "tormenta de infecciones cuya magnitud aún no hemos visto" y advirtió de que "mucha gente se va a infectar" con la variante Ómicron sin que se pueda hacer nada por impedirlo. "La tormenta sucederá. No podemos evitarlo", afirmó en una entrevista con la emisora pública Kan el primer ministro, quien se encuentra confinado después de que una de sus hijas diera positivo con Ómicron.

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario