FOCO Rafael Maratea > cáncer > vida

EL PAPÁ DEL INFLUENCER

Rafael Maratea, ejemplo de lucha y resiliencia

Rafael Maratea tiene una historia de vida dura, tuvo dos veces cáncer, perdió a sus padres por la misma enfermedad y a su hermana en una accidente. Un ejemplo.

Rafael Maratea dio la semana pasada una conferencia virtual donde presentó su nuevo libro “Lo imposible solo tarda un poco más”, donde cuenta su historia y su lucha por vencer al cáncer en dos oportunidades. Hoy se refugia en sus cuatro hijos y en Dios.

Para empezar no tuvo una infancia fácil, a la edad de 4 años su mamá lo abandonó y quedó al cuidado de su papá y sus abuelos. Luego de una relación tumultuosa, Rafael tenía 20 años cuando su papá lo echó de su casa: "Al comienzo paré en lo de diversos amigos, pero luego terminé durmiendo en la calle, en el club o en alguna plaza. Fue muy difícil."

Por otro lado, la muerte siempre fue una constante en su vida, sus padres murieron de cáncer y su hermana falleció en un accidente automovilístico cuando era joven. Ya cuando logró vencer los dos cáncer, Mariana, su esposa y compañera de vida, se quitó la vida en 2019.

Su lucha contra la enfermedad

Cuando Rafael Maratea tenía tan sólo 32 años le diagnosticaron cáncer. En el zoom de la presentación del libro confesó que no pensaba que se iba a curar, que no tenía esperanzas: “Hasta el 2018 pensé que me iba a morir”. También dijo que en ese momento no tuvo asistencia psicológica y que a su lado solo estaba Mariana, su esposa, con quien crió 4 hijos.

Lo primero que sentí fue la sensación de fin, porque cuando a uno le avisan que está invadido por un cáncer siente que la vida se terminó. Aparte, mi padre había muerto por su causa en el año 85 y mi madre en el 86, cuando tenía 23 años, de manera que no había muchas esperanzas. Lo primero que sentí fue la sensación de fin, porque cuando a uno le avisan que está invadido por un cáncer siente que la vida se terminó. Aparte, mi padre había muerto por su causa en el año 85 y mi madre en el 86, cuando tenía 23 años, de manera que no había muchas esperanzas.

Rafael Maratea para hacerle frente a la enfermedad tuvo que incurrir en muchas deudas, que pudo saldar hace apenas 4 años. Se crió en San Isidro y vivió toda su vida allí. Ahora es un reconocido coach de equipos empresariales, un orador motivacional y un especialista en liderazgo empresarial.

Rafael Maratea Familia.jpg
Rafael junto a su familia.

Rafael junto a su familia.

Luego de superar su primer cáncer, se dedicó a viajar, a disfrutar de su familia y seguir trabajando, pero a los 50 años le diagnosticaron nuevamente cáncer, esta vez, cáncer de tiroides. Esta vez fue más optimista y tampoco se dio por vencido: “Por fortuna volví a entender que había un propósito por cumplir y eso me volvió a cargar de energía y me dije a mí mismo que ya había vencido al cáncer una vez, que esta era otra batalla y debía ganarla nuevamente, algo que logré”.

Su refugio

Aunque Rafael Maratea siempre fue creyente y se casó en la Catedral de San Isidro, cuenta que muchas veces en su vida “abandonó a Dios” y se preguntó ¿Por qué a mi? Pero hoy considera que superó el miedo a la muerte y que admira a Jesucristo.

Intenta estar presente en el día a día porque “la ansiedad es exceso de futuro”.

En el día de los Santos Inocentes contó parte de su historia familiar en Instagram, su relación con el aborto, y su lucha por la vida.

Rafael Maratea Instagram.jpg

Sus 4 hijos fueron los que le dieron la fuerza para seguir luchando a pesar de las adversidades. Santiago Maratea, uno de ellos, es influencer y se hizo conocido en redes sociales hace ya varios años, pero fue en el 2020 que su mensaje cobró más fuerza, cuando empezó a hacer campañas solidarias para distintos casos. En esas campañas logró recaudaciones récord. Rafael Maratea dice estar muy orgulloso de él y que siempre supo que iba a ser un chico especial.

Rafael y Santiago Maratea.jpg
Santiago y Rafael Maratea.

Santiago y Rafael Maratea.

Mariana, su gran amor

Sin duda la lucha más difícil que tuvo que afrontar Rafael fue la repentina muerte de Mariana en agosto de 2019. Desde ahí su lema es “Mañana es tarde”, su mujer se suicidó.

En el zoom cuenta que se iba a dormir y le pedía a Dios que lo lleve: “No me quería levantar al día siguiente.”

Santiago Maratea habló en PH el programa transmitido por Telefe y contó por primera vez públicamente sobre el suicidio de su mamá:

Mi mamá se suicidó, y eso es muy interesante, porque me obliga a incluir en el proceso de la muerte de una madre el respeto. Ella lo decidió, yo no lo entiendo, me dolió mucho, pero el gran desafío para mí es respetarla. Mi mamá se suicidó, y eso es muy interesante, porque me obliga a incluir en el proceso de la muerte de una madre el respeto. Ella lo decidió, yo no lo entiendo, me dolió mucho, pero el gran desafío para mí es respetarla.

Rafael Maratea y Mariana.jpg
Mariana y Rafael.

Mariana y Rafael.

El libro de Rafael Maratea en colaboración con la Fundación Sales y Cáncer ConCiencia ya se encuentra disponible.

FUENTE: Urgente 24

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario