Leído

BOCA VS RIVER

Primer tiempo: Boca empuja y River juega pero todavía no se sacan diferencias

Mie, 23/10/2019 - 12:33am
Enviado en:
0 comentarios
Por Urgente24

Pasaron ya 11 meses de aquella final en Madrid donde River se coronó campeón de la Copa Libertadores ante Boca y nuevamente esta competición fuerza a dos de los equipos más grandes del continente a verse las caras en una instancia decisiva. La ida en el Monumental dejó a River con una ventaja 2-0 respecto a Boca. Ahora, Boca debe hacer todo lo posible para revertir el resultado y fundamentalmente evitar que los millonarios marquen un gol que sentenciaría el partido.

Boca se mide nuevamente ante River por Copa Libertadores
Contenido

Arrancó un nuevo capítulo en la historia del Boca - River. Estos dos equipos se enfrentan nuevamente en el marco de la Copa Libertadores pero esta vez, por seminifinales.

Con una previa cargada de emoción, nadie quiso quedarse afuera de este encuentro. Tanto así que se han llegado a revender entradas por hasta $50.000. Las puertas de la cancha estuvieron abiertas desde cinco horas previas al inicio del encuentro y los hinchas fueron acercándose con más ilusión y esperanza que confianza a a las puertas del estadio.

El partido inicia con un Boca que necesita buscar un resultado, que está obligado a ganar y a no dejarse lastimar. Contrario al habitual planteo de Gustavo Alfaro, el Xeneize presentó una propuesta más ofensiva y apretada. La situación lo obliga y parece que el técnico entiende las necesidades actuales.

 

River, en cambio, juega con el resultado a favor y sale a la cancha con una mayor tranquilidad respecto a su rival. Además tiene un gran factor a favor: con hacer un gol, Boca necesita hacer cuatro para poder clasificar de forma directa. Marcelo Gallardo decidió no darle rodaje a sus principales jugadores en la semana de cara a este encuentro y salió a la cancha con un equipo sólido y experimentado.

 

El primer tiempo tuvo grandes emociones: Boca supo aprovechar los tiros libres y generar peligro. Tanto así que tras un envío de pelota parada ejecutado por Alexis Mac Allister y un rebote que quedó boyando en el área, Boca pudo haber marcado un gol pero fue rápidamente anulado por el árbitro Wilton Sampaio debido a una mano previa. 

Por su parte, River sabe manejar los hilos del partido. No se apresura y espera el contragolpe y el error del equipo de Alfaro. Las adelantadas salidas del arquero Andrada y la velocidad de los jugadores millonarios le permitieron a los de Núñez tener una clara chance de marcar el gol de la sentencia. La suerte estuvo del lado de Boca cuando el juez de línea marcó offside.

 

Culminado el primer tiempo, la incógnita se mantiene intacta. Boca está jugando como si este fuese el último partido en la carrera de muchos de los jugadores (quizás así lo sea, por lo menos en Boca) y River juega con la ventaja conseguida en el partido de ida y con algo fundamental: el peso de la final ganada.