FÚTBOL

COPA MUNDIAL DE CLUBES

Liverpool-Monterrey: Mohamed se cruzó con Klopp y lo invitó a pelear afuera

El Liverpool de Inglaterra, dirigido por el alemán Jürgen Klopp, se clasificó este miércoles (18/12) finalista de la Copa Mundial de Clubes Qatar 2019 tras ganarle en el partido de semifinal al Rayados de Monterry de México, del argentino Antonio ‘Turco’ Mohamed, 2-1 con goles convertidos en el primer tiempo por Naby Keita, a los 11’ (Liverpool), Rogelio Funes Mori, a los 14’ (Rayados de Monterrey) y en la segunda mitad anotó el brasileño Roberto Firmino, a los 49’ (Liverpool). Ahora, los ‘Reds’ jugarán la final con el Flamengo de Brasil, rival de River en la final de la Copa Libertadores de América, que eliminó en la otra ‘semi’ al Al-Hilal de Arabia Saudita. Más allá del resultado, el encuentro estuvo marcado por la polémica debido a que el ‘Turco’ Mohamed reclamó tarjeta amarilla para un jugador del Liverpool, lo que desató la furia de su par, Jürgen Klopp, quien lo invitó a pelear.

El guineo Naby Keita y el brasileño Roberto Firmino, en el primer minuto de descuento, marcaron los goles para el campeón de Europa, mientras que el ex River Rogelio Funes Mori, quien llegó a los 100 goles para los “Rayados”, señaló el empate transitorio.

Con este resultado, Liverpool enfrentará el próximo sábado a Flamengo de Brasil en la final del Mundial de Clubes que eliminó a Al-Hilal de Arabia Saudita.

Liverpool, sin van Dijk ni Wijnaldum por lesión, no jugó en modo Premier League, uno de sus grandes objetivos de la temporada porque nunca la ganó desde su creación en 1992.

De ataque limitado y sin voracidad ofensiva, los “Reds” otorgaron chances para Monterrey que entre sus filas tuvo más argentinos como el arquero Marcelo Barovero, los defensores Nicolás Sánchez y Leonel Vangioni, más el ingreso del volante Maximiliano Meza.

El arquero brasileño Alisson sostuvo a Liverpool cuando el campeón de Concacaf lo atacó con pases de larga distancia que tomaron desprevenida a la defensa inglesa.

El equipo mexicano sintió el esfuerzo realizado durante el partido. En el tramo final bajó la guardia y no pudo ante oportunismo de Firmino, quien acumulaba siete minutos en cancha.

Más allá del resultado, el encuentro estuvo marcado por la polémica debido a que el técnico de Rayado de Monterrey, el argentino  Antonio ‘Turco’ Mohamed, reclamó tarjeta amarilla para un jugador de los Reds, lo que desató la furia de su par, Jürgen Klopp, quien lo invitó a pelear.

Enfurecido, el técnico alemán hizo ademanes evidentes de querer golpear al “Turco”, quien no se achicó y lo invitó a dirimir la cuestión fuera de la cancha. El asunto fue resuelto por el árbitro chileno Roberto Tobar con una amonestación para cada uno. 

Klopp sonrió y el encuentro siguió jugándose. Mohamed, a la finalización del partido, volvió a quejarse y aseguró: “hay una expulsión muy clara, si no es la primera  expulsión es la segunda, cuando la toca con la mano. Pero bueno, qué se  le va a hacer”.

Sin embargo, más relajado, elogió a sus dirigidos por el desempeño. “Creo mucho en estos futbolistas y en el fútbol mexicano”, cerró. 

Liverpool irá por su primera alegría en el Mundial de Clubes (perdió con San Pablo en 2005) y reeditará el duelo ante Flamengo cuando cayó 3 a 0 en Tokio por la definición de la Copa Intercontinental 1981, trofeo que tampoco pudo obtener en 1984 con la derrota frente a Independiente, en Japón, por 1 a 0.  

 

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario