Leído

MUNDO BOCA

¿Fracaso el capricho de Burdisso?, De Rossi siguió lesionado, jugó poco y se iría en diciembre

Jue, 17/10/2019 - 5:28pm
Enviado en:
0 comentarios
Por Urgente24

El mediocampista italiano Daniele De Rossi no mostró el nivel esperado en Boca Juniors y podría dejar el club en diciembre. El romano podría regresar a su país para jugar otra vez en la Serie A, pero en la Fiorentina. Según la prensa italiana, el equipo violeta quiere armar un equipo competitivo para la segunda parte de la temporada e intentaría sumar jugadores de renombre. Uno de ellos es De Rossi, quien no ha tenido el rendimiento deseado en el Xeneize con lesiones de por medio y, de interrumpir su contrato en Buenos Aires, no vería con malos ojos retornar a Italia. El mediocampista de 36 años había quedado libre en la Roma, donde jugó durante 18 años, pero 2 meses ante de llegar a la entidad de la ‘Ribera’ estuvo de vacaciones por lo que necesitaba una fuerte pretemporada para ponerse a punto. La incorporación se atribuyó al manager boquense Nicolás Burdisso, amigo de De Rossi, a quien quiso cumplirle el sueño de jugar en Boca Juniors antes de terminar su carrera. Un mes de la llegada del italiano, el DT Alfaro había sido tajante: “Yo no lo pedí”.

Contenido

Daniele De Rossi podría terminar de manera prematura su efímero ciclo en Boca Juniors en el mes de diciembre y ya hay clubes que empiezan a interesarse en el mediocampista de 36 años. El romano podría regresar a su país para jugar otra vez en la Serie A, pero en la Fiorentina.

Según el diario La Nazione de la ciudad de Florencia, el equipo violeta quiere armar un equipo competitivo para la segunda parte de la temporada e intentaría sumar jugadores de renombre. Uno de ellos es De Rossi, quien no ha tenido el rendimiento deseado en el Xeneize con lesiones de por medio y, de interrumpir su contrato en Buenos Aires, no vería con malos ojos retornar a Italia. 

Otro de los nombres que surgen para reforzar a la Fiorentina, que dio un golpe en el mercado de pases al contratar a Frank Ribery, es el de Zlatan Ibrahimovic. El sueco está jugando en Los Ángeles Galaxy de Estados Unidos y la idea de retornar al Viejo Continente lo seduce.

Hasta su llegada al ‘Xeneize’, De Rossi llevaba 2 meses sin jugar al fútbol desde que quedó libre en su club la Roma. Sin destino, el manager de Boca y su amigo en el calcio, Nicolás Burdisso, lo convenció para cumplir su sueño de terminar su carrera en el club de la ‘Ribera’, con quien firmó sólo por año y para lo cual tuvo que traer a su familia. 

A un mes de su llegada a Boca y cuando se conocieron las gestiones, el DT Gustavo Alfaro había dejado en claro que él no había pedido al jugador.

“A De Rossi no lo pedí. Me dijeron que era una posibilidad que podía llegar a existir y me preguntaron qué pensaba en función de eso. Yo hice mi análisis del jugador y también de lo que hablábamos antes, de la acumulación de jugadores”, había dicho el DT en una conferencia de prensa que había brindado a fines de junio desde Ezeiza en plena pretemporada.

Sin embargo, Burdisso insistió con el veterano mediocampista. En declaraciones a ESPN había explicado: “Esperemos que llegue, venga, firme y que se predisponga al mundo Boca, aunque ya lo hizo desde el momento que tomó la decisión de venir”.

Sobre los rumores del retiro de De Rossi, había contestado: “En ningún momento se iba a retirar, el tema es que estaba evaluando situaciones. Que haya cambiado 16 años de trayectoria en la Roma para venir a jugar a Boca es para celebrar”

De Rossi jugó 616 partidos oficiales para la Roma entre 2001 y 2019, con un palmarés de 63 goles, dos Copas de Italia y dos Supercopas italianas.

Por su parte, con la camiseta del seleccionado italiano fue campeón europeo Sub-21 en Alemania 2004 y campeón mundial también en tierra germana en 2006, acumulando con la “azzurra” 117 partidos y 21 tantos. 

Por el lado del italiano, no habría muchos inconvenientes para destrabar su salida de Boca. Las pocas actuaciones y los numerosos inconvenientes físicos que presentó el ex Roma desde su arribo a Argentina, llevaron a pensar con un posible fin de la temprana relación entre De Rossi y el Xeneize.

Es por este motivo, que desde la Fiorentina confían en poder contar con el italiano a principios de 2020.

Caso distinto es el del astro sueco. El ex Barcelona, Inter, Milan, entre otros, se encuentra en un excelente estado y es el líder de Los Ángeles Galaxy en la MLS de los Estados Unidos. Aun así, el sueco podría verse seducido, además de por un jugoso sueldo, por la posibilidad de retornar al Viejo Continente luego de lucirse por varios años Norteamérica.