ACTUALIDAD boda > Rosario > narcotráfico

CONCEJAL, INCLUIDO

Triple crimen, escándalo y lujo: Doble boda narco en Rosario

2 bodas, 3 funerales, lujos extremos y un concejal cerraron el último sábado de enero de película en Rosario, donde los narcos parecen gozar de mucha libertad.

El empresario uruguayo Martín Mutio, imputado por narcotráfico, se casó en los Salones Puerto Norte, en Rosario, el pasado sábado, entre lujos que sorprendieron hasta a los asistentes del hotel.

Según el diario local 'La Capital', el souvenir fue "una copa con un corazón de piedras brillantes y perlas, además de una bolsa con sorpresas inscripta con los nombres de los novios: 'Sol & Martín'. Sin embargo, el broche de oro fue la actuación del grupo 'oriental' Rombai con un costo de US$25.000".

Dicen que fue el festejo más deslumbrante de los últimos tiempos en la ciudad. "Había mucho dinero ahí", contó una fuente al mencionado diario. "A la hora de que los músicos se presentaran, el lugar parecía vibrar. La música resonaba incluso en los fastuosos departamentos linderos", cuenta el diario.

El empresario uruguayo, imputado por narcotráfico, viajó a Rosario para casarse. Allí está permitida la celebración de matrimonio a domicilio conforme a la ley 12.229 El empresario uruguayo, imputado por narcotráfico, viajó a Rosario para casarse. Allí está permitida la celebración de matrimonio a domicilio conforme a la ley 12.229

boda narco.jpg
El uruguayo Mutio tiene familia argentina. Su madre aparece vinculada a una empresa pionera en la fabricación de vehículos y armas. Por eso resolvió hacer la fiesta de casamiento en Rosario.

El uruguayo Mutio tiene familia argentina. Su madre aparece vinculada a una empresa pionera en la fabricación de vehículos y armas. Por eso resolvió hacer la fiesta de casamiento en Rosario.

Solo por los trabajos de ambientación del salón, por parte de un ex integrante del estudio rosarino Dark, y la parte técnica hubo que desembolsar al menos 3 millones y medio de pesos. Eso sin contar el alquiler del lugar y el catering Solo por los trabajos de ambientación del salón, por parte de un ex integrante del estudio rosarino Dark, y la parte técnica hubo que desembolsar al menos 3 millones y medio de pesos. Eso sin contar el alquiler del lugar y el catering

La otra 'boda narco'

Pero no fue el único, en paralelo hubo otro más polémico que lujoso. Se trata de la boda entre Brisa Milagros y Estaban 'Pinky' Roca, procesados en causas de narcotráfico y que terminó con un triple crimen de una pareja de invitados y su beba.

Ambas bodas se celebraron en paralelo lo que generó mucho revuelo en la sociedad rosarina acostumbrada a vivir casos de todo tipo ligados al tráfico ilegal de drogas Ambas bodas se celebraron en paralelo lo que generó mucho revuelo en la sociedad rosarina acostumbrada a vivir casos de todo tipo ligados al tráfico ilegal de drogas

Además, en las últimas horas trascendió que entre los presentes en la boda estuvo un concejal de la ciudad de Santa Fe. Se trata de Juan José Piedrabuena, edil de Unidad Federal y también cantante, quien en principio no dio explicaciones de su presencia en los festejos.

Luego de la fiesta, realizada en el salón de eventos Campos de Ibarlucea, una pareja de invitados y su beba fueron asesinados a balazos a metros del lugar, cuando fueron emboscados en el momento en el que se retiraban a bordo de un lujoso Audi TT. Se trata de Iván Maximiliano Giménez, su compañera Erica Romero y la pequeña de ambos, Helena. Los dos adultos estaban en el foco de investigaciones por tráfico de drogas.

triple crimen de rosario.png
El Audi incinerado del triple crimen de Rosario.

El Audi incinerado del triple crimen de Rosario.

Semejante masacre destapó una olla. Los recién casados, se supo, están procesados en la Justicia Federal en una causa por narcotráfico en la que se los acusa de ser un eslabón menor en la organización de la ya condenada Olga "Tata" Medina. Incluso la novia estaba con prisión domiciliaria, que violó para festejar su casamiento. Por ese hecho la Justicia libró una orden de captura para la pareja, sobre todo para ella, a quien le revocaron la domiciliaria.

casamiento.jpg
Brisa Milagros Leguizamón y Esteban "Pinky" Rocha, en la parroquia, donde se casaron.

Brisa Milagros Leguizamón y Esteban "Pinky" Rocha, en la parroquia, donde se casaron.

Así las cosas el evento, que fue preludio de la masacre, fue denominado públicamente como "boda narco". Incluso el secretario de Seguridad de la provincia, Jorge Bortolozzi, se refirió al evento como " una película de El Padrino".

En ese sentido se supo que la pareja gastó cerca de dos millones de pesos en el festejo, que se trasladaron en un Porsche y que previo a la fiesta se habían encontrado también en el hotel Puerto Norte.

El concejal invitado

En cuanto a Juan José Piedrabuena, un hombre que no tiene una carrera política prolongada sino que es artista musical y se lanzó como candidato "outsider" en las últimas elecciones, y llegó a ocupar un puesto en el concejo como parte de la lista de Unidad Federal, tras los mencionados días de silencio, solo se limitó a decir: "fui contratado como artista, los contratos no los manejo yo sino mi representante (Marcos Couri)". El referente de Unión Federal dijo que sólo le llamó la atención la seguridad del lugar, "después de eso no vi nada, fui a cantar y me volví", sostuvo.

Pero los concejales de los distintos partidos de Santa Fe piden que el edil aclare su presencia en el evento. En efecto, según 'Aires de Santa Fe', desde los distintos bloques que conforman el Concejo de Santa Fe se comunicaron con el presidente del cuerpo, Leandro González, para abordar lo sucedido con el concejal Juan José Piedrabuena. La resolución fue convocar al representante de Unión Federal a una reunión a puertas cerradas para exigirle explicaciones y advertirle sobre sus responsabilidad como representante de los santafesinos.

Piedrabuena en la boda.jpg
A través de las fotos en redes sociales se dio a conocer la participación del concejal de Santa Fe, Piedrabuena, en la 'boda narco' que culminó con el triple crimen.

A través de las fotos en redes sociales se dio a conocer la participación del concejal de Santa Fe, Piedrabuena, en la 'boda narco' que culminó con el triple crimen.

"Hoy me puse mal porque la vi a mi mujer llorar, no entiendo por qué tanta maldad, se me está juzgando por algo que no hice", manifestó.

Mutio debe regresar a Uruguay

Mientras que a Brisa Milagros Leguizamón le revocaron la domiciliaria, al otro novio de la otra boda, Martín Mutio Ballester Molina, investigado por la Justicia por el hallazgo en 2019 de 4,5 toneladas de cocaína en Hamburgo, le exigen volver a Uruguay.

De hecho, Mutio no podía salir de Uruguay porque pesa sobre él una imputación por reiterados delitos de estafa y librar cheques sin fondos. En efecto, en noviembre, la Justicia uruguaya dispuso que durante 180 días Mutio no podía salir del país ni comunicarse con las víctimas. Fueron medidas cautelares para que no hubiera riesgo de entorpecimiento de la indagatoria.

Sin embargo, el diario uruguayo 'El País' confirmó luego que el joven solicitó una autorización para contraer matrimonio en el exterior, que le fue concedida. Días después de estar en Argentina, había pedido una prórroga, que le fue negada, y por eso retornó al país este miércoles 2 de febrero.

La situación generó indignación en Uruguay, donde estallaron las redes sociales. Los tuiteros expresaron su malestar ante lo que consideraron un "privilegio" y una "injusticia".

"Tiene que regresar al país en estos días y acreditar su presencia" ante la Justicia, indicó el director de Comunicación de Fiscalía, Javier Benech.

Mutio es un joven empresario proveniente de una familia de productores vitivinícolas uruguayos, propietarios de la Bodega Santa Rosa, pero también tiene familia argentina. Su madre aparece vinculada con Hafdasa, empresa pionera en la primera mitad del siglo XX en la fabricación de vehículos y armas. Por eso resolvió contraer matrimonio y realizar la fiesta de casamiento en Rosario.

La Justicia uruguaya imputó a Mutio luego de que se comprobara que, para el embarque de cocaína a Hamburgo, creó la empresa exportadora CSA. Para poder llevar a cabo la maniobra usó un director (G.R.) y un accionista principal (N.O.), ambos titulares ficticios. La Fiscalía presentó pruebas del artilugio ilícito en noviembre pasado y, por eso, el empresario quedó vinculado a la investigación por narcotráfico.

Según declaró Mutio, esto lo hizo así por "encontrarse embargado por mantener deudas con todos los bancos de plaza". Pero según Fiscalía, esta "situación económica no se condice con el hecho de que el mismo posea cinco empresas más, además de cuentas en Estados Unidos y España."

Enterate de todas las últimas noticias desde donde estés, gratis.

Suscribite para recibir nuestro newsletter.

REGISTRATE

Dejá tu comentario